Solicitudes universitarias: Acción temprana vs. Decisión temprana

El proceso de encontrar la universidad perfecta puede parecer una gran victoria y un alivio, pero luego está el estrés de solicitar y esperar a que la institución se decida. Elegir la universidad adecuada es una forma estupenda de aliviar parte del estrés de solicitar la universidad, expresar tu interés en una institución específica y maximizar tu tiempo antes de la universidad.

En este artículo, explicamos qué son la acción temprana y la decisión temprana, exploramos las diferencias entre ellas, detallamos quién debería considerar la posibilidad de presentar una solicitud temprana y enumeramos los beneficios e inconvenientes asociados a las solicitudes universitarias tempranas.

Cómo redactar una carta de presentación para una solicitud universitaria

¿Qué es la acción temprana?

Los solicitantes de acción temprana pueden solicitar una o más escuelas antes que los solicitantes regulares. Al solicitar la acción temprana, puedes presentar tu solicitud de admisión antes de noviembre, y las escuelas de acción temprana suelen enviar las cartas de aceptación en enero o febrero.

Aunque la mayoría de las escuelas de acción temprana no son vinculantes, lo que significa que puedes solicitar plaza en varias universidades e institutos mediante el proceso de acción temprana, algunas escuelas de la Ivy League utilizan un proceso de acción temprana de una sola opción. Este modelo restrictivo sólo te permite solicitar la acción temprana con una universidad, pero puedes completar el proceso de admisión regular con otras escuelas.

Relacionado: Cómo escribir el mejor currículum de admisión a la universidad

¿Qué es la decisión anticipada?

La decisión anticipada (ED) es un proceso de admisión acelerado que crea un acuerdo vinculante entre un estudiante y su primera escuela elegida. Dado que se trata de un acuerdo vinculante, sólo se puede solicitar la admisión en una escuela mediante el proceso de decisión anticipada. Además, las escuelas de decisión anticipada suelen exigir la firma del estudiante, de sus padres o tutores y de un orientador de la escuela.

Cuando se utiliza el proceso de decisión anticipada, normalmente se recibe la carta de decisión de la escuela en diciembre. Si te aceptan, la universidad te ofrece un paquete de ayuda financiera adaptado a las necesidades específicas de tu familia. Debes inscribirte en la escuela y enviar un depósito no reembolsable antes de mayo. Si se rechaza tu solicitud, es posible que no estés cualificado para la admisión regular en esa escuela, o podrías recibir un aviso de aplazamiento que te permita completar el proceso de admisión regular.

Relacionado: Cómo elegir una universidad en 6 pasos

Acción temprana vs. decisión temprana

He aquí un resumen de las principales diferencias entre el proceso de acción temprana y el de decisión temprana:

  • La decisión anticipada es un acuerdo vinculante con una institución, mientras que la acción anticipada suele permitirte completar el proceso de admisión regular con otras escuelas.
  • La acción temprana te da la oportunidad de comparar los paquetes de ayuda financiera de varias escuelas antes de tomar una decisión antes del 1 de mayo. Con la decisión anticipada, recibes una respuesta ya en diciembre y estás obligado a asistir a la escuela (a menos que haya una emergencia familiar o tengas una financiación inadecuada).
  • La mayoría de las universidades ofrecen acción temprana o decisión temprana, pero algunas ofrecen ambas.

Relacionado: ¿Deberías ir a la universidad? 5 razones por las que deberías (o no deberías)

¿Debe solicitarlo antes?

Debería considerar la posibilidad de solicitar el ingreso en una institución antes de tiempo si:

  • Haber investigado las universidades
  • Ha encontrado una escuela que se ajusta a sus requisitos académicos, sociales y geográficos
  • Se ha decidido por una escuela que es su primera opción o ha hecho una lista de sus mejores escuelas
  • Cumplir o superar los requisitos de admisión de la escuela, como el rango de la clase, el GPA y las puntuaciones de las pruebas estandarizadas, lo que te convierte en un solicitante competitivo
  • Poseer un expediente académico consistentemente satisfactorio

En otras palabras, los planes de solicitud anticipada pueden ser menos que ideales para ti si no estás seguro de dónde quieres ir a la universidad o necesitas subir tus notas durante tu último año.

Relacionado: Cómo encontrar la especialidad adecuada en la universidad

Ventajas de la aplicación temprana

Si ha reducido sus opciones y ha elegido su primera escuela, presentar la solicitud con antelación puede aportar muchas ventajas. Por ejemplo:

  • Muestra al comité de admisión que estás realmente interesado en asistir a esa escuela, lo que podría mejorar tus posibilidades de aceptación
  • Reduce el tiempo que pasarías esperando la decisión de una escuela's, lo que puede reducir tus niveles de estrés como resultado
  • Elimina el tiempo y el dinero que se gastaría en presentar varias solicitudes
  • Te da más tiempo para prepararte para la universidad reuniendo fondos y buscando alojamiento
  • Le permite reevaluar sus opciones y solicitar otras escuelas si su solicitud es rechazada

Relacionado: 14 consejos de carrera para estudiantes universitarios

Desventajas de la aplicación anticipada

Aunque hay muchas ventajas asociadas a la aplicación temprana, también tiene sus inconvenientes. Por ejemplo, puede:

  • Presionarle para que tome una decisión antes de tiempo: Elegir la escuela adecuada es muy importante, por lo que es vital que te des la oportunidad de explorar todas tus opciones.

  • Limitar las oportunidades de ayuda financiera: Al solicitar un plan de decisión anticipada, se le entrega la oferta de admisión y el paquete de ayuda financiera al mismo tiempo. Por ello, no puede comparar las ofertas de ayuda financiera de varias instituciones. Si dependes de la ayuda financiera, esto puede hacer que la solicitud anticipada sea más arriesgada que esperar y comparar opciones.

  • Reduzca su tiempo de trabajo en otras aplicaciones: La mayoría de las universidades notifican a los solicitantes de acción temprana y decisión temprana su estado de admisión el 15 de diciembre. Si la universidad rechaza su solicitud anticipada, esto le deja sólo unas semanas para enviar las solicitudes a otras universidades. Para evitar las prisas y el estrés asociados a esto, prepara otras solicitudes mientras esperas a conocer la decisión de admisión de tu primera opción.

  • Hace que los alumnos dejen de trabajar tanto: A veces los estudiantes creen erróneamente que, como ya han sido aceptados en una escuela, pueden relajarse durante el resto de su último año. Aunque es cierto que puedes tomarte un descanso del estrés de las solicitudes universitarias, es importante que sigas trabajando duro. Las universidades pueden retirar las ofertas de admisión si las notas del estudiante bajan durante su último año.