¿Qué es una alianza estratégica?

Las empresas forman alianzas estratégicas para encontrar socios que les ayuden a alcanzar sus objetivos empresariales. Las alianzas estratégicas acuerdan objetivos comunes para poder trabajar juntas y hacer crecer sus empresas.

En este artículo, analizamos qué es una alianza estratégica, los beneficios de una alianza estratégica, los tipos de alianzas estratégicas y cómo iniciar una alianza estratégica.

Relacionado: Cómo encontrar un socio empresarial

¿Qué es una alianza estratégica?

Una alianza estratégica es un acuerdo entre dos empresas. Las empresas se unen en una alianza estratégica para obtener un beneficio mutuo que ayude a sus dos negocios. Puede ser un acuerdo menos complejo si se trata de un acuerdo no vinculante. Aunque algunas empresas pueden querer tener un acuerdo vinculante para subrayar los términos y condiciones adecuados de su relación comercial.

Las empresas pueden formar parte de una alianza estratégica a corto o largo plazo en función del impacto que dicha alianza tenga en su empresa.

Relacionado: Cómo encontrar y elegir al socio comercial adecuado

Beneficios de las alianzas estratégicas

Comprender los beneficios de una alianza estratégica puede ayudar a su empresa a establecer una relación saludable con su aliado. He aquí algunos beneficios de las alianzas estratégicas:

  • Gane nuevos clientes.
  • Ampliar las oportunidades de negocio y los ingresos.
  • Conseguir diferentes fuentes de ingresos.
  • Limitar el riesgo.
  • Obtenga nuevos recursos.
  • Cambiar la percepción del público.

Ganar nuevos clientes

Unirse a una alianza estratégica puede hacer que su empresa amplíe su clientela si obtiene un alto rendimiento de la inversión. Si ambas partes obtienen un alto rendimiento de la inversión durante la duración de la alianza, la empresa con la que ha trabajado puede confiar en que volverá a obtener esos resultados. La empresa podría contratarle como cliente si confía en su experiencia en un área determinada.

Por ejemplo, una agencia de marketing y otra de relaciones públicas pueden unirse en una alianza estratégica para promocionar una marca de Fortune 500. Podrían trabajar juntos para promocionar otras empresas si son más rentables mientras trabajan juntos. Podrían compartir sus habilidades y experiencia que conducen a sus resultados si cultivan la confianza en el futuro.

Ampliar las oportunidades de negocio y los ingresos

Aceptar formar parte de una alianza estratégica significa que su empresa está abierta a trabajar con empresas de fuera de su ubicación geográfica. Si dirige una empresa de promociones de espectáculos en Los Ángeles, puede establecer una alianza estratégica con una empresa de la ciudad de Nueva York para aumentar el reconocimiento de su nombre y proporcionar un servicio que' sea beneficioso para su empresa. Su empresa puede ayudarle a comercializar las apariciones de los talentos en la Costa Oeste y ellos pueden ayudar a su empresa a coordinar los medios de comunicación y la venta de entradas para las actuaciones en los locales de la ciudad de Nueva York.

Conseguir diferentes fuentes de ingresos

Trabajar con una alianza estratégica le ayuda a mejorar los recursos de los que dispone para ampliar su empresa y reponer los servicios que presta a su socio. Por ejemplo, la empresa de su alianza estratégica podría proporcionar servicios de diseño gráfico mientras que su empresa se especializa en servicios de redacción. Si trabajan juntos con un cliente, es posible que se repartan los beneficios con su socio en función de los resultados de la campaña del cliente. A pesar de los beneficios obtenidos por trabajar con su socio, su empresa sigue obteniendo ingresos por el pago de otros clientes que compraron servicios a su empresa.

Limitar el riesgo

Proceder a una alianza estratégica limita el riesgo para su empresa debido al servicio de alta calidad que se presta al trabajar con otra empresa. Si las empresas se unen a una alianza estratégica y se especializan en dos áreas de negocio, como el marketing y las relaciones públicas, pueden crear un producto final que tenga un impacto positivo en su público objetivo. El rendimiento mutuo que obtienen les permite centrarse en cómo hacer crecer sus empresas y el impacto de sus marcas.

Obtener nuevos recursos

Trabajar en una alianza estratégica le permite crear un plan para formar y proporcionar recursos para desarrollar a sus empleados. La forma de formar a su equipo les ayuda a comunicarse con los miembros clave de la empresa de su socio, además de destacar las responsabilidades de los empleados y las mejores prácticas para que realicen un trabajo de alta calidad. Cuantas más herramientas y recursos proporcione a sus empleados, más posibilidades tendrán de mantener a su socio contento y de mantener el éxito de la alianza.

Cambiar la percepción pública

Anunciar una alianza estratégica puede impulsar la reputación de su empresa, especialmente si es una compañía pequeña. Por ejemplo, una pequeña empresa de ingeniería puede trabajar con una gran empresa que construye piezas para aviones comerciales y militares y que tiene una buena reputación. Entrar en la alianza puede dar a su empresa un mayor reconocimiento de su nombre, lo que puede hacer que su empresa reciba más contactos y clientes. Los clientes potenciales pueden creer que tu empresa va bien porque se ha ganado la atención de una empresa ampliamente reconocida en su sector.

Relacionado: Guía completa para construir relaciones en el trabajo

Tipos de alianzas estratégicas

El tipo de alianza estratégica que elija decidirá el alcance de la relación que mantenga con otra empresa. Estos son los tres tipos de alianzas estratégicas:

  • 1. Empresa conjunta: Una empresa conjunta es un acuerdo vinculante en el que dos empresas matrices crean una nueva empresa filial o subsidiaria. Las dos empresas matrices comparten el capital y los recursos durante el acuerdo. Los beneficios se reparten principalmente entre las dos empresas, y cada una de ellas tiene un objetivo distinto que les impulsa a seguir adelante con la empresa conjunta.
  • Alianza estratégica de capital: Una alianza estratégica de capital se produce cuando una empresa adquiere capital en otra empresa o si las empresas comparten las compras de capital.
  • Alianza estratégica no patrimonial: Una alianza estratégica sin participación es cuando una organización acuerda compartir recursos con otra empresa. A pesar de ser una alianza informal, constituyen la mayoría de ellas.

Cómo iniciar una alianza estratégica

Seguir un proceso paso a paso puede permitirle encontrar la alianza estratégica adecuada que encaje con los objetivos de su empresa. Estos son los pasos para iniciar una alianza estratégica:

  1. Revisar los socios potenciales.
  2. Contacte con el cliente potencial.
  3. Hable con ellos en persona.
  4. Destaca ciertas oportunidades.
  5. Determinar los objetivos de ingresos y beneficios.
  6. Crear una agenda.
  7. Acuerda un plan de ejecución.

1. Revisar los posibles socios

Revise los socios potenciales para saber con quién quiere formar una alianza estratégica. Averiguar con quién quieres trabajar muestra el potencial de las relaciones que pueden conducir a la sostenibilidad de tu empresa a largo plazo. Comience por investigar las empresas dentro y fuera de su sector, incluidas las empresas de nueva creación que puedan necesitar ayuda para hacer crecer sus negocios.

2. Contacte con el cliente potencial

Llame a los posibles clientes potenciales para recabar su interés en formar parte de una alianza estratégica con su empresa. Ponerse en contacto con los posibles clientes le brinda la oportunidad de explicarles esta oportunidad describiendo por qué cree que son los adecuados para una alianza y cómo puede ayudar al futuro de cada empresa. Estudie el sector en el que trabajan para ver si aporta puntos adicionales que aumenten la urgencia de que trabajen con su empresa.

3. Hable con ellos en persona

Hable con el cliente potencial en persona para tener una mejor impresión de sus expectativas de trabajar juntos. Las expectativas que recibas del posible cliente subrayan su compromiso con la alianza y las acciones que emprenderá para mantenerla. Muestra la información que tienes de tu investigación y permite que te den más detalles y contexto sobre tu percepción de su empresa. Una vez que ambos hayan discutido la información y las expectativas de la empresa, programe otra reunión en persona en otro lugar para finalizar la alianza estratégica.

4. Destacar ciertas oportunidades

Destaca las distintas formas en las que puedes trabajar con el cliente potencial tras el primer encuentro con él. Destacar las distintas formas en que puedes trabajar con ellos denota los intereses y temas que ambos compartís. Anota los objetivos y los retos a los que os podéis enfrentar como alianza para poder plantearlos en la siguiente reunión. Un plan de acción para el próximo año es una base para ayudarles a entender la visión que tienes para ambas empresas.

5. Determinar los objetivos de ingresos y beneficios

Incluya en sus notas los objetivos de beneficios e ingresos para mostrar cómo su alianza afecta a cada empresa desde el punto de vista financiero. Estos objetivos establecen la cantidad de recursos que debe tener cada empresa para cumplir sus objetivos financieros. Establezca objetivos mínimos de ingresos y beneficios para mostrar el éxito que quiere que tenga la alianza en el primer año.

6. Crear una agenda

El diseño de una agenda proporciona a la empresa una estructura para las tácticas que ambas deben ejecutar. Mostrar las tácticas comunica la cantidad de trabajo que cada empresa debe completar para cumplir con sus puntos de referencia. Anote la ubicación de estas acciones y las personas responsables de la ejecución de cada táctica para que cada empresa rinda cuentas durante la alianza.

7. Acordar un plan de implementación

Presente la información de los pasos anteriores a la empresa en su segunda reunión en persona. La segunda reunión en persona te da tiempo para repasar la estrategia, la aplicación de las tácticas y las oportunidades de crecimiento. Documente los comentarios que le den y corrija las lagunas de información que le comuniquen durante la reunión.

Averigüe con qué miembros debe hablar sobre la implementación si aceptan unirse a su alianza. Hablar con las personas de contacto adecuadas le permitirá centrarse en la ejecución del primer paso de la estrategia.