¿Qué es la gestión del ciclo de vida de las aplicaciones? Etapas, usos e importancia

El desarrollo y la gestión de los productos tecnológicos implica varios procesos complejos y enfoques industriales para que puedan seguir desarrollándose. En los últimos años, el uso de la gestión del ciclo de vida de las aplicaciones se ha convertido en una opción destacada para los profesionales de este campo, ya que permite mejorar la colaboración, la comunicación y la integración del equipo. Si está buscando un método que le ayude a hacer más eficiente el ciclo de vida de sus productos informáticos y su flujo de trabajo de desarrollo, puede considerar el uso de la gestión del ciclo de vida de las aplicaciones. En este artículo, describimos qué es la gestión del ciclo de vida de las aplicaciones, sus cuatro etapas principales, por qué es importante y sus beneficios.

¿Qué es la gestión del ciclo de vida de las solicitudes?

Relacionado: Cómo escribir una carta de agradecimiento (con ejemplos)

La gestión del ciclo de vida de las aplicaciones (ALM) se refiere a la gestión del ciclo de vida de los programas y aplicaciones informáticas. El sistema de gestión del ciclo de vida del producto abarca todo el proceso de desarrollo de un producto, desde sus orígenes hasta su despliegue, pasando por fases como el diseño, la ingeniería, la fabricación y el mantenimiento. Partiendo de esta definición general, la gestión del ciclo de vida del producto (ALM) abarca las actividades necesarias para crear productos informáticos de éxito, como la gestión de requisitos, la arquitectura del software, la gestión del cambio, la integración continua, la gestión de proyectos, el control de calidad (QA) y la gestión de lanzamientos.

El ALM puede servir como un sistema integral que incluye ciertas personas, herramientas y procesos que guían un producto informático desde su fase inicial de planificación hasta su retirada tras el lanzamiento de productos actualizados. Además, las herramientas de ALM ofrecen a los profesionales un entorno estandarizado y automatizado en el que pueden colaborar de forma más eficaz entre departamentos y disciplinas. Por ejemplo, ALM puede ayudar a los equipos de desarrollo de software a comunicarse y colaborar con los profesionales que trabajan en pruebas u operaciones. Por lo tanto, ALM puede ofrecer a los equipos la capacidad de producir un trabajo de alta calidad, optimizar los productos para su lanzamiento y mantenerlos de manera más eficiente.

Relacionado: Gestión del Ciclo de Vida del Producto: Definición y ejemplos

ALM vs. SDLC

El ALM y el ciclo de vida de desarrollo de software (SDLC) suelen confundirse debido a su solapamiento. Aunque ambos sistemas contribuyen a la creación de productos informáticos, el SDLC se ocupa más de la fase de desarrollo, mientras que el ALM abarca todo el ciclo de vida de la aplicación y continúa más allá de la fase de desarrollo de la misma. Por lo tanto, dado que ALM incluye actividades de creación de conceptos, desarrollo, mantenimiento y desmantelamiento, los profesionales de este campo suelen conceptualizar el SDLC como una parte de ALM.

Relacionado: Qué es el desarrollo de software: Definición, procesos y tipos

¿Cuáles son las 4 partes de la gestión del ciclo de vida de las aplicaciones?

La gestión del ciclo de vida de las aplicaciones consta de cuatro etapas principales que siguen a un producto desde su origen hasta su mantenimiento y su eventual retirada:

Gobierno de la aplicación

El gobierno de una solicitud se refiere a las decisiones que los interesados toman sobre ella. En esta etapa se crea una nueva aplicación y se pretende definir la idea del producto, cómo se conecta con necesidades empresariales más amplias y qué objetivos puede alcanzar. Durante este tiempo, las partes interesadas suelen determinar los requisitos del producto, asignar recursos, establecer protecciones de datos o de seguridad y cómo planean que los usuarios finales accedan al producto.

Relacionado: ¿Qué es el ciclo de vida del desarrollo de sistemas? (Con pasos y consejos)

Desarrollo de la solicitud

Con sus requisitos perfilados, los profesionales pueden empezar a desarrollar el producto. Durante esta fase, un equipo puede construir y desplegar una iteración del producto una o varias veces al día, en función de sus expectativas de lanzamiento. Actividades como el diseño del producto, la construcción de sus características, la prueba de su funcionalidad y el despliegue se engloban en la fase de desarrollo.

Pruebas de software

Con un producto completamente desarrollado, los miembros del equipo pueden comenzar los procesos de prueba, a través de los cuales pueden identificar cualquier problema de funcionalidad o error. Si los probadores encuentran algún problema, pueden trabajar para resolverlo antes de iniciar la producción. Para algunos equipos, los procesos de prueba pueden producirse continuamente en el marco de los procesos de desarrollo iterativo. El objetivo de esta etapa es garantizar que un producto funcione eficazmente, cumpla los requisitos y pueda proporcionar a los usuarios finales el valor que las partes interesadas esbozaron originalmente en la fase de gobernanza.

Relacionado: Las fases de las pruebas de software: Explicación y pasos

2. Operaciones y mantenimiento

Cuando los probadores completan sus tareas y el producto está libre de errores, los miembros del equipo pueden trabajar para desplegarlo a los usuarios finales. En esta etapa, los miembros del equipo realizan un mantenimiento constante, despliegan actualizaciones y supervisan el funcionamiento del producto. Además, esta etapa abarca la retirada de un producto, ya que los miembros del equipo suelen determinar cuándo un producto o una determinada versión del mismo dejará de estar disponible para los usuarios o de ser compatible con los sistemas actuales. Esta es la etapa que diferencia a ALM como un proceso que abarca el ciclo de vida completo de un producto.

¿Cuál es la importancia de la gestión del ciclo de vida de las aplicaciones?

La ALM es importante porque ofrece un mayor valor a los profesionales del desarrollo y la gestión de productos. En los últimos años, ALM se ha convertido en un sistema popular para crear productos informáticos eficaces, ya que algunas organizaciones del sector se han dado cuenta de la importancia de las estrategias de gestión de proyectos en colaboración. Aquí' s un resumen de los orígenes de ALM para ayudarle a entender mejor su valor:

Enfoque en cascada

Antes de su creación, los equipos que trabajaban en productos informáticos utilizaban el enfoque de cascada para la gestión de proyectos en el desarrollo de software, pero se dieron cuenta de que este método a menudo conducía a la ampliación del alcance del proyecto, a la ineficacia del presupuesto y a un flujo de trabajo ineficaz que provocaba el incumplimiento de los plazos. Estos malos resultados eran producto del hecho de que cada disciplina dentro del ciclo de vida del desarrollo permanecía separada, lo que hacía que la colaboración y la comunicación fueran tareas difíciles. Estas tareas requerían el desarrollo de un enfoque alternativo.

Relacionado: Agile vs. Waterfall: ¿Qué metodología es la adecuada para ti?

Enfoque ágil

El Manifiesto Ágil, una declaración de unificación de los marcos de gestión de proyectos, ofrecía un método alternativo al enfoque en cascada. Al introducir la gestión ágil de proyectos, las organizaciones reconocieron la importancia de los equipos integrados. Dado que el enfoque ágil permite que los equipos definan los requisitos del proyecto y planifiquen el flujo de trabajo en colaboración, muchos profesionales reconocen ahora que es mucho más eficiente que el anterior enfoque en cascada. En la gestión ágil de proyectos, los equipos trabajan juntos durante las fases de lanzamiento, prueba y despliegue mientras desarrollan las actualizaciones. Este proceso iterativo permite a los equipos trabajar de forma interdependiente y maximizar su productividad.

Relacionado: Guía completa de los valores y principios del desarrollo ágil de software

Enfoque ALM

Con los líderes de la industria generando productos eficaces a través del método Agile, los profesionales de la industria de productos informáticos comenzaron a utilizar ALM como un enfoque similar que se ajustaba a sus necesidades específicas. ALM fusiona todas las disciplinas y procesos antes separados incluidos en el ciclo de vida del producto y fomenta la colaboración.

Esto ha permitido a los equipos mejorar su trabajo—en lugar de que los profesionales trabajen por separado en los numerosos procesos que implica un proyecto, ALM proporciona un único proceso que abarca todos los elementos para la entrega continua de funciones. Ahora, en lugar de esperar largos periodos de tiempo entre grandes lanzamientos de actualizaciones, las empresas de productos informáticos pueden ofrecer actualizaciones de software, sistemas y aplicaciones con mayor frecuencia.

Ventajas de utilizar la gestión del ciclo de vida de las aplicaciones

El uso de ALM puede ofrecer a las organizaciones y a los equipos importantes beneficios. A continuación se detallan algunos de esos beneficios:

  • Toma de decisiones competente: Dado que el ALM abarca los distintos procesos integrados a lo largo de todo el ciclo de vida de un producto, permite a las partes interesadas tomar decisiones más informadas.

  • **Rapidez y agilidad:** ALM ofrece a los equipos la posibilidad de trabajar de forma iterativa y eficiente. Esto puede ayudar a las empresas a mantener una ventaja competitiva mientras trabajan continuamente en el perfeccionamiento de un producto.

  • Garantía de calidad: Las herramientas y procesos colaborativos y comunicativos de ALM permiten a los equipos producir un trabajo de alta calidad que satisface mejor los requisitos determinados por la etapa de gobernanza.

  • Planificación efectiva: El ALM suele proporcionar a los equipos un conjunto estandarizado de procedimientos para planificar, diseñar, desarrollar, probar, desplegar y mantener un producto. A través de estas etapas claramente definidas, los equipos pueden planificar más eficazmente sus actividades y elaborar estrategias para el éxito.

  • Visibilidad: El ciclo de vida de un producto puede incluir un complejo conjunto de procesos que a menudo son difíciles de seguir. ALM proporciona a los equipos una mayor visibilidad que permite una comunicación interdepartamental coherente sobre la progresión de un proyecto.

  • Satisfacción del cliente: Dado que el ALM puede permitir a los equipos producir mejores productos y mantenerlos eficazmente a largo plazo, este enfoque sistemático puede dar lugar a mayores índices de satisfacción de los clientes.

Te recomendamos

Cómo ser auxiliar de vuelo

Aprenda a escribir un guión

¿Qué es el trabajo autónomo? (y cómo fomentarlo)

Qué saber sobre las cuentas de resultados

¿Por qué es importante la declaración de la misión de la empresa?

Cómo enorgullecerse de su trabajo en 7 pasos