Los mejores momentos para hacer llamadas en frío: Cómo aumentar su tasa de éxito en las ventas

Puede aumentar sus índices de llamadas en frío si intenta llegar a sus clientes a determinadas horas y días. Los clientes pueden estar más dispuestos a escuchar su propuesta en función de la hora de su jornada y semana laboral. Conocer estas fechas y horas puede ayudarle a convertirse en un vendedor más eficiente a largo plazo.

En este artículo, analizamos algunas de las mejores fechas y horas para llamar en frío a los clientes potenciales y ofrecemos consejos para conectar con ellos.

¿Cuáles son las mejores horas para hacer llamadas en frío?

Las llamadas en frío son más eficaces justo antes de la comida o al final de la jornada laboral, los miércoles y jueves, que tienen mayores tasas de conversión. No obstante, merece la pena realizar llamadas telefónicas a lo largo del día y de la semana para llegar a más clientes, a pesar de que estas horas y días tienen mayores tasas de conversión. Son muchas las variables que contribuyen a que un posible cliente se convierta en cliente, por lo que es fundamental investigar cuándo contactar con los clientes potenciales.

Relacionado: ¿Qué es la llamada en frío?

Tipos de llamadas de ventas

Algunas de las llamadas de ventas que puedes hacer son:

Llamada en frío

Una llamada en frío es el primer contacto con un cliente potencial. En este momento, es probable que usted sepa poco o nada sobre el cliente potencial, y éste no sabe nada sobre usted o su empresa. Las llamadas en frío suelen ser el tipo de llamada de ventas menos eficaz, por lo que es importante que se prepare para cada llamada en frío que haga para aumentar sus posibilidades de realizar una venta.

Llamada cálida

Cuando te pones en contacto con un cliente potencial después de que exprese su interés por tu producto o servicio, estás haciendo una llamada de atención. En estos casos, es probable que el cliente haya rellenado un formulario en línea con información básica sobre sí mismo y lo que necesita. También puede hacer una llamada caliente si establece una conexión en un evento de networking o a través de un contacto mutuo. Las llamadas en caliente suelen tener más éxito porque el cliente potencial está interesado en su producto y usted tiene más información sobre sus necesidades.

Llamada de cita

Normalmente se programa una cita con un cliente potencial para ultimar los detalles de la venta. La cita puede producirse después de una llamada fría o caliente.

Llamada tradicional

Este tipo de llamada se produce cuando te pones en contacto con un cliente existente para renovar un contrato o venderle un producto o servicio. Las llamadas tradicionales son muy eficaces porque ya tienes una relación con el cliente.

Llamada de seguimiento

Una vez realizada la venta, es habitual realizar una llamada de seguimiento para asegurarse de que el cliente está satisfecho. Una llamada de seguimiento es una forma sencilla de convertir a un cliente puntual en un cliente a largo plazo.

Relacionado: Relacionado: 9 formas de ofrecer un excelente servicio de atención al cliente

Los mejores días para hacer una llamada en frío

Estos son los mejores días para llamar en frío a los clientes por orden:

  • Miércoles y jueves: Los prospectos suelen estar más abiertos a hacer tratos los miércoles y los jueves. La mitad de la semana suele darles tiempo suficiente para considerar tu oferta y llegar a un acuerdo. Estos días suelen ser los más lentos en cuanto a responsabilidades laborales, por lo que es más probable que los clientes respondan a su llamada.
  • Lunes y martes: Muchos profesionales dedican el lunes y el martes a terminar el trabajo de la semana anterior o a completar las tareas del fin de semana. Como suelen estar ocupados, es posible que no tengan mucho tiempo para escuchar su discurso.
  • Viernes: La mayoría de la gente se prepara para el fin de semana los viernes. Puede que no estén dispuestos a comprometerse con una venta el viernes cuando no tendrán tanto tiempo para revisar los detalles.

Los mejores momentos para llamar en frío

Al igual que hay buenos momentos durante la semana para realizar una llamada en frío, puede aumentar su tasa de éxito si llama en determinados momentos del día:

  • Justo antes de la comida: La gente intenta terminar cualquier tarea en la que esté trabajando antes de ir a comer. Llamar entre las 11 de la mañana y el mediodía significa que podría tener más tiempo para hablar con su cliente potencial con menos distracciones.
  • Justo antes de terminar el día La mayoría de las personas también son más propensas a completar cualquier trabajo hacia el final del día en lugar de dejarlo sin terminar. También es menos probable que empiecen nuevas tareas, así que intenta llamar entre las 4 y las 5 de la tarde.

Aunque puede parecer una buena idea hacer llamadas en frío por la mañana, antes de que tus clientes potenciales empiecen a trabajar del todo, muchas personas dedican este tiempo a organizar su día o a trabajar en tareas que llegaron la noche anterior. Puede ser útil dedicar este tiempo a completar cualquier trabajo administrativo que tenga.

Relacionado: 17 consejos para una llamada en frío eficaz (con guiones)

Consejos para llamadas de ventas

Puede aumentar su tasa de éxito al hacer llamadas en frío siguiendo estos consejos:

Investiga

Aprender más sobre los clientes potenciales puede ayudarle a establecer rápidamente conexiones más sólidas. Cuando puedas, investiga a fondo sobre el cliente potencial y su negocio para parecer más afable e interesado cuando hables con él. Una fuerte conexión inicial sirve de base para una relación de ventas duradera. Dedica las mañanas a investigar mientras esperas el momento óptimo para llamar más tarde.

Sea persistente

Puede tener más éxito si continúa el seguimiento de un cliente potencial si no responde a su primer intento de contacto. Continúe llamando o enviando correos electrónicos para intentar establecer una conexión con el cliente. Ser persistente y llamar a diferentes horas y días aumenta la probabilidad de establecer contacto.

Responda rápidamente

La velocidad de captación de clientes potenciales mide el tiempo que transcurre entre la recepción de un cliente potencial cualificado y el contacto con él. Cuanto más rápido te pongas en contacto con un cliente potencial después de que exprese su interés por tu negocio, más probabilidades tendrás de cerrar una venta. En cuanto reciba un cliente potencial, empiece a investigar. Tómese un poco de tiempo para conocer mejor al cliente potencial y los retos a los que se enfrenta, y luego póngase en contacto con él para describir cómo su producto puede resolver esos retos.

Elabore un guión

Escribir un guión con puntos de conversación generales puede ayudarle a comunicar sus puntos de conversación principales cuando establezca contacto. Los guiones también hacen que su discurso sea directo, lo que facilita que el cliente potencial se entere del valor de su producto. Incorpore su investigación sobre el cliente, que puede ayudarle a recordar los detalles y a mantener el interés del cliente.

Fomente la acción

Tanto si puede cerrar la venta en una sola llamada como si necesita concertar una cita, anime al cliente potencial a pasar a la acción. Una llamada a la acción hace que el cliente se involucre en el proceso y se anime a probar su producto. Termina tu guión preguntando al cliente si está interesado en probar tu producto o si puedes concertar una cita para hablar de los detalles del contrato.