Cómo escribir una carta de agradecimiento después de ser despedido

Cuando te despiden de una empresa, una carta de agradecimiento en la que expreses tu gratitud por el tiempo que has pasado en la empresa es una excelente manera de mantener una relación positiva con tu antiguo empleador. Una carta bien escrita tiene el potencial de mejorar sus posibilidades de ser contratado de nuevo o de obtener una recomendación positiva al solicitar un nuevo empleo.

En este artículo, hablamos de cómo escribir una carta de agradecimiento después de haber sido despedido, explicamos cuándo escribir una carta de agradecimiento por no haber sido despedido y ofrecemos ejemplos de ambas.

Cómo escribir una carta de agradecimiento después de ser despedido

Si te han despedido de tu anterior trabajo, una carta de agradecimiento puede ser una excelente herramienta para mantener una relación positiva con tu antiguo empleador. Mantener esa relación positiva es valiosa, especialmente si tus futuros empleadores intentan ponerse en contacto con tu antiguo empleador cuando estés solicitando un trabajo.

Sigue estos pasos para escribir una carta de agradecimiento cuando te han despedido:

1. Tómese su tiempo para dejar que sus emociones se asienten

Cuando te despiden de un puesto, es común sentir cierta confusión o sentimientos heridos. Aunque es una reacción comprensible, tómese unos días, si es necesario, para procesar la decisión antes de ponerse en contacto con alguien de su antiguo empleador. Espere a escribir su carta hasta que la haya aceptado emocionalmente y pueda hablar de ella con calma.

Relacionado: Qué hacer después de ser despedido

2. Escriba su carta formalmente

Cuando se comunique con un antiguo empleador, es importante hacerlo de forma profesional para mostrar el nivel de contrición y respeto que su antiguo empleador apreciaría leer. Escribir la carta en un tono profesional después de haberse tomado el tiempo de calmarse puede ayudarle a dejar una impresión positiva y a mantener la integridad de su relación profesional.

3. Enviar una copia física

Otra forma sencilla de mostrar respeto a tu antiguo empleador es enviar una carta física de agradecimiento en lugar de poner tu mensaje en un correo electrónico. Enviar una carta física requiere más esfuerzo que enviar un correo electrónico, por lo que entregar una carta puede demostrar que está tratando a su antiguo empleador con respeto y consideración.

4. Abordar la situación directamente

Cuando una empresa te despide, es habitual que te dé una razón para tu despido. Aunque puede resultar incómodo hablar del asunto que ha provocado tu salida de la empresa, escribir sobre el motivo de tu despido te permite reconocer que entiendes por qué te han dejado marchar y explicar cómo estás trabajando para remediar la situación para que no vuelva a ocurrir.

Demostrar que entiendes y respetas su decisión puede ayudarte a mejorar tu posición con el antiguo empleador, ya que demuestra que admitirás tus errores, lo que puede ser un paso crucial para mejorar tu conducta con futuros empleadores.

5. Expresa tu gratitud por la oportunidad

Otra forma de mantener una relación sólida con tu antiguo empleador después de haber sido despedido es demostrar que aprecias el valor de tu tiempo en la empresa. Haz ver que considerabas tu trabajo en la empresa como una valiosa oportunidad y que todavía tienes en buena estima el tiempo que pasaste allí.

6. Sea breve

Escribir una carta breve y concisa puede demostrar tu respeto por el tiempo de tu antiguo empleador o jefe. Escriba en un lenguaje claro y sencillo, y evite justificar el comportamiento que le llevó a ser despedido, ya que esto puede interpretarse como un cuestionamiento del juicio de su antiguo empleador. Una carta corta es más fácil de leer para tu antiguo empleador, así que limítate a uno o dos párrafos cortos.

7. Firmar respetuosamente

Para cerrar su carta, incluya un cierre sencillo y profesional. Las opciones más comunes son:

  • Sinceramente
  • Gracias por su tiempo
  • Gracias de nuevo por la oportunidad
  • Saludos cordiales

Relacionado: Guía de notas de agradecimiento

Ejemplo de carta de agradecimiento después de ser despedido

Este es un ejemplo que muestra cómo dar las gracias de forma eficaz a tu antiguo empleador después de haber sido despedido:

Estimado Jess

Quería aprovechar esta oportunidad para agradecer el tiempo que he pasado trabajando en Raleigh Realtors. Aprendí mucho en mi tiempo en la agencia, y sé que las habilidades que adquirí aquí me servirán durante muchos años a medida que continúe mi carrera en el sector inmobiliario.

Entiendo que mis problemas con la gestión del tiempo hacían que mi puesto fuera insostenible, y agradezco que se me diera la oportunidad de solucionarlos antes de despedirme. Aunque no pude cumplir con los estándares requeridos, tomaré las lecciones que he aprendido de esta experiencia y las aplicaré en el futuro para ser un mejor profesional.

Gracias de nuevo por la oportunidad y por las lecciones que me enseñaron en Raleigh Realtors.

Saludos cordiales,
Pat Johnson

Cómo escribir una carta de agradecimiento por no haber sido despedido

Cuando te encuentras en una situación en tu trabajo en la que podrían haberte despedido pero te han retenido, es natural que sientas gratitud por las personas responsables de ayudarte a mantener tu empleo. Tanto si tienes gratitud hacia el supervisor que tomó la decisión de no despedirte como hacia un compañero de trabajo que te ayudó a mantener tu puesto, una carta de agradecimiento te permite expresar tu aprecio y puede reforzar aún más tus vínculos con ellos.

Siga estos pasos para escribir una carta de agradecimiento después de no haber sido despedido:

1. Elija un formato

Al escribir una carta tras una infracción que no ha merecido el despido, puede elegir cómo enviar su carta. Si su jefe se siente cómodo recibiendo correos electrónicos del personal y usted prefiere un enfoque menos formal, un correo electrónico es una excelente manera de enviar su agradecimiento a su supervisor.

2. Evaluar las causas de su cuasi-fuego honestamente

Antes de redactar una carta o un correo electrónico después de haber estado a punto de ser despedido, reflexiona sobre lo que te ha llevado a tu situación actual para poder identificar qué comportamientos puedes mejorar y mantener tu puesto. Tanto si su empleador se planteó despedirle por un incidente concreto como por problemas de rendimiento a largo plazo, una reflexión honesta sobre lo que le llevó a su situación es esencial tanto para redactar su carta de agradecimiento como para realizar los cambios que necesita en el futuro para mejorar su posición en la empresa.

Relacionado: Cómo superar un despido

3. Abra con gratitud sobre su posición

Comience su carta a su supervisor expresando su agradecimiento por su trabajo en la empresa. Al hablar de lo mucho que significa el puesto para ti y lo mucho que lo valoras, demuestras que estás comprometido a permanecer en la empresa. Esto añade credibilidad más adelante en la carta, cuando hables de tus planes para mejorar y cambiar tu rendimiento.

4. Exprese su deseo de hacer cambios

La carta de agradecimiento es una excelente oportunidad para expresar tanto tu gratitud por la continuidad de tu empleo como tus planes para mejorar tu rendimiento y no volver a encontrarte en esa situación. Reconozca sus acciones y cómo éstas crearon una situación en la que su empleador consideró dejarle marchar. Esto puede mostrar a su empleador que ha hecho la auto-reflexión necesaria para mejorar y puede ponerle en una posición más segura de cara al futuro en la empresa.

5. Cierre con una expresión final de agradecimiento

Puede ser útil terminar su carta con otra expresión de gratitud por la continuidad de su empleo, ya que esto solidifica su punto de vista de que usted' está dedicado a mejorar su rendimiento. Añade una nota de agradecimiento a tu supervisor, ya sea en la frase final o como cierre de la carta.

Ejemplo de cómo escribir una carta de agradecimiento por no haber sido despedido

Este es un ejemplo de una buena carta de agradecimiento para escribir después de que su empleador decida mantenerle en el equipo:

Estimado Terry,

Quería darles las gracias por la oportunidad que me ofrecen en mi puesto de asociado de ventas. Me apasiona esta empresa y los productos que vendemos, y me encanta poder compartir esa pasión con los clientes y difundir el uso de nuestra tecnología.

Entiendo que mis cifras de ventas en el último trimestre estuvieron por debajo de los estándares, y ya he comenzado a hacer esfuerzos para mejorar mi rendimiento en el futuro. Estoy eternamente agradecido por esta oportunidad de probarme a mí mismo en las próximas semanas, y me entusiasma validar su decisión con mis resultados mejorados.

Gracias de nuevo,
Alex