Cómo escribir una carta de dimisión forzosa (Con plantilla y ejemplos)

A lo largo de su carrera, es posible que descubra que un trabajo no es el adecuado para usted. Debido a diversos factores, su empleador puede decidir que ya no le necesita para su función específica. En esta situación, el empleado puede darle la opción de dimitir, o bien la empresa le despedirá. En este artículo, te explicamos cómo redactar una carta de dimisión forzosa que te deje en buenos términos con tu empleador.

¿Qué es una carta de renuncia forzada?

Una carta de dimisión forzosa es un documento oficial en el que se indica que se abandona la empresa. Este documento explica por qué la empresa te ha obligado a dimitir y es una oportunidad para que compartas tu punto de vista. Una carta de dimisión forzada debe ser profesional y cordial a pesar de las circunstancias.

Cuándo escribir una carta de dimisión forzosa

Escribir una carta de dimisión forzosa puede ser un reto cuando te piden que renuncies a tu trabajo, pero es un paso importante que debes dar. A pesar de los sentimientos encontrados, considere la posibilidad de escribir esta carta para dejar su empresa en buenos términos y explicar su versión de la situación.

Aunque las empresas pueden obligar a los empleados a dimitir debido a un acontecimiento específico o a un resultado de rendimiento, también pueden hacerlo porque ya no pueden permitirse su puesto o ya no lo necesitan. Puede que no tenga nada que ver con el rendimiento del empleado y sí con la gestión y los presupuestos. En estos casos, puedes redactar una dimisión forzada más adelante para demostrar que no has tenido nada que ver con el asunto y, al mismo tiempo, transmitir tu gratitud por el tiempo que has pasado en la empresa.

No todos los empresarios dan a los empleados la oportunidad de dimitir antes de poner fin a su empleo. Los empresarios ofrecen la dimisión forzosa para que los empleados tengan más facilidad para encontrar un nuevo trabajo. De este modo, otros empresarios ven que el empleado dejó su anterior trabajo en buenos términos. Dimitir también beneficia al empleado porque tiene más influencia sobre los días que le quedan de trabajo. Utilice una carta de dimisión forzada para terminar su trabajo de forma profesional y avanzar en su carrera.

Relacionado: Cómo dar un preaviso de dos semanas (con ejemplos)

Cómo escribir una carta de dimisión forzada

Cuando un empresario te obliga a dimitir, puede que no estés de acuerdo con su decisión. Recuerda que las empresas despiden a gente todos los días y que este momento no define tu carrera. En cambio, utilízalo como un momento para aprender en qué podrías mejorar o qué debes buscar en tu próximo empleador. Cuando escribas tu carta de dimisión forzosa, reflexiona sobre tu empleo e intenta salir con una actitud positiva para el futuro.

A continuación se indican algunos pasos a seguir a la hora de redactar una carta de dimisión forzosa:

  1. Indique cuándo terminará su empleo.
  2. Explica por qué la empresa te ha obligado a dimitir.
  3. Comparta su punto de vista.
  4. Incluya sus tareas pendientes.
  5. Enumera lo que la empresa aún te debe.
  6. Sea profesional y cortés.

1. Indique cuándo terminará su empleo.

Al principio de su carta de dimisión, indique que dimite y cuándo será su último día. A menudo, los empleados que se ven obligados a dimitir ponen fin a su empleo inmediatamente.

2. Explique por qué la empresa le obligó a dimitir.

A continuación, especifique que la empresa le obligó a dimitir de su puesto e incluya la razón que le dio su supervisor al hablar del fin de su empleo. Esto ayudará a los empleadores a evitar cualquier discrepancia en el momento de su dimisión.

3. Comparta su punto de vista.

Cuando un empleador te obliga a renunciar, puedes sentir que su razonamiento es injustificado. En este caso, explica por qué crees que su decisión es incorrecta. Por ejemplo, puedes pensar que la dirección no ha delimitado bien tus responsabilidades. Asimismo, puedes afirmar que el empresario no te dio tiempo para mejorar tus esfuerzos. Intenta ser lo más objetivo posible sin dejar de mostrar tu visión de la situación.

Si crees que tu dimisión forzada está justificada, utiliza tu carta de dimisión forzada para disculparte por la situación. Explica por qué no estabas trabajando a la altura de la empresa y qué podrías mejorar en el futuro. Si utilizas esta dimisión forzada como una experiencia de aprendizaje, podrás crecer como profesional y encontrar un trabajo que se adapte mejor a tus talentos.

4. Incluya sus tareas pendientes.

Cuando una empresa obliga a un empleado a dimitir, suele pedir que el fin del empleo sea efectivo de inmediato. En esta situación, es posible que tenga algunas tareas pendientes. Como cortesía hacia el empleador, especifica en tu carta todo lo que no hayas podido terminar. Apreciarán tu honestidad, que puede beneficiarte a la hora de solicitar nuevos empleos. &#xFEFF

5. Enumere lo que la empresa aún le debe.

En su carta, asegúrese de indicar a su empleador si tiene tiempo libre remunerado pendiente o si necesita instrucciones para cambiar sus fondos de jubilación con la empresa.

6. Sea profesional y civilizado.

Incluso en situaciones difíciles, lo mejor es ser profesional y civilizado al terminar su empleo. Esto te permite mantener una buena reputación y te ayuda a avanzar en tu carrera. Es más probable que la empresa le recuerde como un empleado cortés, lo que suele jugar a su favor, especialmente si necesita una recomendación para su próximo trabajo.

Relacionado: Cómo dejar un trabajo de forma correcta

Modelo de carta de dimisión forzosa

Una carta de dimisión forzosa sigue un esquema similar al de una carta de dimisión normal. A continuación le ofrecemos una plantilla para redactar una carta de dimisión forzosa:

[Fecha]

[Línea de asunto]

[Declaración de dimisión y último día de trabajo]

[Motivo de la dimisión]

[Declaración de gratitud]

[Próximos pasos]

[Cierre y firma]

Descargar el modelo de carta de dimisión
Para cargar la plantilla en Google Docs, ve a Archivo > Abrir > y selecciona el archivo descargado correcto.

Ejemplos de cartas de dimisión forzosa

Tomar las medidas adecuadas para redactar una carta de dimisión forzosa garantiza que dejes la empresa en los mejores términos posibles. Es una oportunidad para exponer tu punto de vista, y puede ayudar a tu empleador a empatizar con tu situación.

Aquí tienes dos ejemplos de cartas de dimisión forzosa profesional que puedes utilizar como guía a la hora de escribir la tuya:

Renuncia forzada por un evento específico

3 de enero de 2020

Estimado Sr. Hernández,

Lamento presentar mi dimisión de mi puesto de director de marketing en Advertising, Inc. Mi último día de trabajo será el 4 de enero de 2020. &#xFEFF

Debido a la reacción imprevista de la campaña de marketing del último trimestre, la dirección me ha recomendado que renuncie a mi puesto en la empresa. Estoy decepcionado por el resultado de los acontecimientos, pero entiendo que Advertising, Inc. está buscando reformar sus esfuerzos de marketing de cara al futuro.

Estoy agradecido por el tiempo que he pasado aquí. Este puesto me ha ayudado a identificar mis talentos y mis áreas de mejora. Utilizaré lo que he aprendido como director de marketing en mis futuros proyectos.

Tras mi dimisión, la empresa aún me debe 24 horas de tiempo libre remunerado. El departamento de recursos humanos y yo ya lo hemos comunicado, y añadirán el pago equivalente a mi última nómina. El equipo de marketing se hará cargo de toda mi correspondencia con los clientes y creará un plan para seguir adelante en mi ausencia.

Gracias por esta oportunidad y le deseo lo mejor a la empresa.

Sinceramente,

Colton Barr

Relacionado: Cómo escribir una carta de dimisión sencilla: Consejos y ejemplos

Renuncia forzosa por recortes presupuestarios

15 de mayo de 2019

Estimada Sra. Green,

Es para mi insatisfacción que presento mi renuncia a mi posición como conserje principal en West Hills High School. Mi decisión de terminar mi empleo será efectiva inmediatamente.

Me encantó mi tiempo en la Escuela Secundaria West Hills, pero debido a los recortes presupuestarios, el sistema escolar ya no puede pagar mi salario. Ojalá hubiéramos podido llegar a un acuerdo que me permitiera crecer en mi carrera, pero parece que las circunstancias no lo permitirán. Me veo obligado a renunciar a este puesto y buscaré un nuevo empleo en otro lugar.

Estoy agradecido por los últimos cinco años que he pasado en el instituto West Hills. Los estudiantes eran respetuosos y el personal era amable. Echaré de menos a todas las personas con las que he conectado durante mi empleo.

Acepto la indemnización que me ha ofrecido el superintendente. El resto de los conserjes cubrirán mis funciones actuales hasta que la escuela encuentre una solución para los recortes presupuestarios.

Lo mejor,

Linda Michaels

Relacionado: Carta de dimisión por cambio de carrera: Consejos y ejemplos

Te recomendamos

¿Cuántas horas de trabajo hay en un año?

Las 16 mejores estrategias de enseñanza para enfermeras

Cómo calcular la correlación en 7 pasos

Empleado por horas: Definición y cómo se les paga

¿Qué es el coste por clic (CPC)? Definición y cálculo

Análisis Fundamental vs. Técnico: ¿Cuál es la diferencia?