Cómo aumentar la colaboración en el lugar de trabajo

La colaboración en el lugar de trabajo es una gran manera de promover la productividad y crear un ambiente de equipo saludable. Aumentar la colaboración ayuda a los empleados a comunicarse entre sí y a trabajar juntos con eficacia. Al poner en práctica estrategias de colaboración, puede trabajar mejor con los empleados y fomentar una cultura empresarial positiva. En este artículo, explicamos qué es la colaboración, por qué es importante y cómo incorporar la colaboración en el lugar de trabajo.

¿Qué es la colaboración?

La colaboración es un esfuerzo de equipo para lograr un objetivo mutuo. La colaboración tiene un aspecto diferente en cada empresa y cambia con el tiempo. Cuando una empresa fomenta la colaboración, reúne a varios empleados y equipos para que compartan ideas y se comuniquen entre sí. La colaboración fomenta la creatividad al aceptar los talentos únicos de cada empleado. Por ello, la colaboración es inclusiva y da la bienvenida a empleados de diferentes orígenes y habilidades.

En un equipo de colaboración, los empleados aportan su experiencia específica, lo que en última instancia impulsa el éxito de la empresa. Los empleados también tienen más oportunidades de aprender unos de otros, lo que les ayuda a mejorar su perspectiva profesional.

Pueden colaborar desde dos personas hasta departamentos enteros, y no es necesario que estén en el mismo espacio físico. Una gran ventaja de la colaboración es la libertad de explorar estrategias con diversos miembros del equipo para encontrar las mejores combinaciones. Al incorporar la colaboración, los empleados se ven en el mismo nivel de valor y necesidad.

¿Por qué es importante la colaboración en el trabajo?

La colaboración es esencial en el lugar de trabajo porque conduce a la comunicación, la innovación y la conexión. Un lugar de trabajo colaborativo es atractivo e invita a los empleados a conversar sobre sus proyectos, ideas y objetivos. A continuación se exponen algunas razones comunes por las que la colaboración es importante en el lugar de trabajo:

Contribución

Un beneficio clave de la colaboración es una mayor contribución. Cuando los miembros del equipo colaboran eficazmente en un proyecto o tarea, pueden terminarlo más rápidamente y pasar a nuevas empresas. Cada miembro del equipo puede aportar su experiencia y habilidades específicas para ayudar a completar su parte del proyecto, y puede ayudar a los demás a entender su proceso para volver a utilizarlo en futuras tareas.

Comunidad

La colaboración ofrece la oportunidad de que los empleados se conozcan mejor y aprendan unos de otros. Esta estrategia crea un espacio en el que los empleados ven cómo otros miembros contribuyen a la empresa y por qué cada papel es valioso. A través de la colaboración, los empleados aprenden a apreciar el trabajo de los demás y a reconocer la necesidad de cada función. Más concretamente, cada empleado tiene la oportunidad de comprender mejor cómo contribuyen sus compañeros a diario.

Conexión

Un beneficio importante de la colaboración es la conexión que se forma entre los empleados. Esta conexión se forma a partir de la interacción constante entre ellos y el intercambio de ideas.

Los empleados también pueden sentirse más vinculados a su empresa como resultado de la colaboración. Cuando un empleado colabora con los miembros del equipo para lograr un objetivo de la empresa, siente una mayor conexión con el equipo y la empresa en su conjunto.

Relacionado: 10 beneficios del aprendizaje colaborativo

Cómo aumentar la colaboración entre equipos

Para aumentar la colaboración es necesario aplicar algunas técnicas y estrategias organizativas. Los siguientes son pasos para aumentar la colaboración en el lugar de trabajo:

1. Promueva el debate

Para mejorar la colaboración, promueva el diálogo entre todos los empleados y acoja nuevas ideas. Cuando se crea este ambiente, se anima a los miembros del equipo a compartir sus opiniones y a los demás empleados a escuchar activamente. Al comunicarse más a menudo, las relaciones de la empresa se fortalecen y los compañeros se sienten más cómodos interactuando con empleados de diferentes departamentos.

Los debates ofrecen a los empleados la oportunidad de compartir sus preocupaciones y hacer preguntas. Los empleados también pueden dar y recibir comentarios, lo que puede ayudarles a mejorar sus habilidades con el tiempo.

Relacionado: Habilidades de colaboración: Definición y ejemplos

2. Manténgase organizado

Con el aumento de la colaboración, es importante mantener organizados los plazos, las responsabilidades asignadas y la información esencial. Mantén los equipos organizados implantando un sistema de toma de notas en el que uno o varios empleados registren los puntos tratados durante las reuniones y sesiones de grupo. Otra forma de mantenerse organizado es utilizar un portal de colaboración. Algunos portales incluyen un sistema de mensajería directa para que lo utilice toda la empresa o un calendario de equipo compartido entre departamentos.

Considere la posibilidad de tener una carpeta de documentos en línea en la que los empleados aporten y recopilen información y documentos valiosos. Mantener los elementos digitales en un solo espacio permite a todos acceder fácilmente a los documentos que necesitan.

3. Juega a las actividades de creación de equipos

Incorporar actividades de creación de equipos durante la semana laboral es una forma estupenda de fomentar la unión de los empleados y divertirse en grupo. Las actividades de creación de equipos van desde sesiones cortas para utilizar antes de una reunión hasta juegos más largos que ocupan una parte de la jornada laboral. Pruebe a jugar a dos verdades y una mentira cuando un nuevo miembro del equipo se incorpore a la empresa, o considere la posibilidad de realizar actividades prácticas que hagan participar a todos los miembros del equipo.

4. Asignación de funciones

Cuando incorpore la colaboración en el lugar de trabajo, considere la posibilidad de asignar funciones importantes a varios empleados para fomentar el liderazgo. A la hora de asignar funciones, considere qué características únicas ofrece un empleado al equipo y cómo puede ayudar a la colaboración.

Los roles en un lugar de trabajo colaborativo proporcionan una estructura a un gran grupo que trabaja conjuntamente. Otra ventaja de la asignación de roles es la posibilidad de proporcionar mentores a los empleados más nuevos. Cuando los empleados tienen personas designadas a las que acudir en busca de ayuda, es más probable que colaboren y hagan preguntas.

5. Establecer objetivos

Cuando estableces metas, todos son conscientes de las expectativas y comparten los mismos objetivos. Establecer objetivos también ayuda a gestionar las tareas individuales y colectivas porque es más fácil seguir los progresos. Cuando una empresa ha establecido objetivos, es más probable que los empleados evalúen su progreso y se responsabilicen mutuamente.

Los objetivos sirven como grandes motivadores y ayudan a los miembros del equipo a visualizar el futuro de su trabajo. Considere la posibilidad de establecer momentos en los que los empleados puedan reunirse para crear objetivos para el grupo y para ellos mismos. Los objetivos en un lugar de trabajo colaborativo crean un entorno alentador en el que los empleados comparten sus aspiraciones y planes para alcanzarlas.

6. Crear reglas

Las reglas creadas por los empleados pueden ayudar a los miembros del equipo a sentirse más cómodos trabajando. Aunque la empresa debe tener un conjunto de normas que guíen a toda la organización, los miembros del equipo deben tener sus propias directrices que puedan seguir. Estas normas del equipo deben incluir cómo y cuándo comunicarse, dónde presentar los documentos y con qué frecuencia se reúnen. Con estas directrices, los miembros del equipo tienen canales adecuados que seguir.

7. Fije las expectativas

Cuando comunica sus expectativas sobre los empleados, define el nivel de rendimiento y el tipo de resultados que necesita. Como resultado, los empleados tienen una mejor idea de sus requisitos y de cómo cumplir los estándares. Las expectativas se centran principalmente en lo bien que los empleados completan las tareas asignadas y en cómo mejoran con el tiempo.

Considere la posibilidad de establecer estas expectativas con otros empleados en funciones de gestión. Al permitir que otros contribuyan a este proceso, tienen la oportunidad de compartir su perspectiva sobre qué expectativas son razonables y realistas a nivel individual y de empresa.

Establecer las expectativas de su empresa aclara las funciones y responsabilidades de los empleados. Cuando te reúnes con los empleados, haces referencia a su situación con respecto a las directrices de la empresa. Si un empleado no está alcanzando las expectativas, identifica además qué componentes específicos de cada expectativa no se cumplen. A continuación, elabore un plan con el empleado y descubra cómo puede ayudarle el resto del equipo.

Relacionado: Cómo demostrar la colaboración en el lugar de trabajo

8. Socialice fuera del lugar de trabajo

Una forma eficaz de fomentar la colaboración es crear oportunidades para que los empleados socialicen fuera del lugar de trabajo. Por ejemplo, considere la posibilidad de organizar eventos al final de la semana laboral para que los empleados asistan. Si el espacio y el dinero lo permiten, anime a los empleados a traer a un compañero o a un amigo. Este entorno permite a los empleados compartir parte de su vida personal, así como discutir temas no relacionados con el trabajo.

Si su empresa no puede reunirse en persona, considere la posibilidad de programar una videollamada a la que pueda unirse todo el equipo. Durante esta videollamada, deje que los empleados socialicen y compartan un poco sobre sí mismos.

9. Lluvia de ideas en grupo

Aumente la colaboración en el lugar de trabajo reservando tiempo para que los empleados hagan una lluvia de ideas juntos. El brainstorming es un método útil para crear ideas en un grupo grande y fomentar la innovación. Al incorporar la lluvia de ideas, su empresa aplica la perspectiva diversa de muchos empleados. Como resultado, encontrar una solución a un problema de la empresa es más manejable e interesante.

Algunos enfoques de la lluvia de ideas incluyen la creación de esquemas y la elaboración de listas de palabras clave para las primeras etapas de un proyecto. Siéntase libre de utilizar cualquier herramienta y material adicional, como una pizarra o tarjetas de notas. Anime a los empleados a venir preparados con sus ideas y sugerencias.

10. Redacte una declaración de intenciones

Cuando los empleados crean una declaración de misión, contribuyen a formar la identidad y los objetivos de la empresa. Una declaración de misión es una gran manera de motivar e inspirar a los empleados porque tienen un impacto directo en el funcionamiento de la empresa. Las declaraciones de misión vinculan a los empleados mediante una idea compartida de lo que quieren conseguir y por qué.

Relacionado: ¿Qué es una declaración de intenciones? Definición y ejemplos

Te recomendamos

Tipos de estudios (con definiciones, ejemplos, ventajas y desventajas)

Los beneficios de trabajar juntos (y cómo promoverlo)

Agile vs. Waterfall: ¿Qué metodología es la adecuada para usted?

¿Qué es un memorándum para inversores? (Más lo que incluye)

Cómo pedir trabajar desde casa en 10 pasos

El cálculo de la J manual: Qué es y cómo utilizarlo