Cómo evitar que un empleado se vaya (y por qué es importante)

Aumentar la tasa de retención de los empleados de una empresa puede tener muchos beneficios, como la reducción de los costes de incorporación y el aumento de la productividad. Los empleados que se sienten comprometidos con su trabajo y valorados por sus contribuciones son más propensos a permanecer en la empresa. Si quiere evitar que un empleado se marche, es útil conocer algunas estrategias para motivarle a permanecer en su puesto. En este artículo, ofrecemos una lista de pasos para evitar que un empleado se vaya y explicamos por qué es importante animar a un empleado a quedarse.

10 beneficios de la retención de empleados

Cómo evitar que un empleado se vaya

Estos son algunos pasos que puede dar para evitar que un empleado se vaya:

1. Reconocer su rendimiento

Si cree que un empleado puede estar preparado para marcharse, busque oportunidades para mostrar su reconocimiento por su rendimiento. Reconózcalo públicamente en una reunión de equipo por su trabajo en una tarea, o envíele un correo electrónico con un cumplido por un trabajo bien hecho. También puede utilizar recompensas, como una tarjeta de regalo o un almuerzo gratuito, para dar reconocimiento a un empleado. Mostrar a los empleados que valoras su trabajo les ayuda a sentirse motivados para seguir haciendo un buen trabajo y puede evitar que busquen otro empleo.

Relacionado: Una guía para el reconocimiento significativo de los empleados

2. Comunicar con eficacia

Es importante comunicar las expectativas que tiene para un empleado para que entienda cómo cumplirlas. Programe una reunión con un empleado y hágale preguntas sobre sus responsabilidades y objetivos. Puede que tengan una preocupación o un problema relacionado con su trabajo que usted pueda ayudarles a resolver.

Por ejemplo, si un empleado se siente incapaz de terminar todas sus tareas, considere la posibilidad de delegar algunas de esas responsabilidades en otros miembros del equipo. Establecer una comunicación eficaz puede ayudar a que un empleado se sienta animado sobre su rendimiento y confiado en su trabajo, lo que puede llevarle a permanecer más tiempo en la empresa.

3. Ofrezca apoyo

Si cree que un empleado puede estar considerando un nuevo empleo porque tiene dificultades en algunas áreas de su trabajo, piense en las formas en que puede proporcionarle apoyo para ayudarle a cumplir las expectativas. Pregunte al empleado si hay alguna herramienta o formación que pueda ayudarle en algunas de sus tareas laborales. Hágale saber al empleado que usted está dispuesto a trabajar con él en las áreas en las que quiera mejorar. Este apoyo puede ayudar a los empleados a hacer su trabajo con eficacia y a sentirse más satisfechos con su rendimiento laboral.

4. Mostrar aprecio

Siempre que sea posible, tómese el tiempo de mostrar su aprecio por las contribuciones de un empleado al equipo o al departamento. Agradezca a un empleado su trabajo en un proyecto, o dígale que se ha dado cuenta de su compromiso con su trabajo. Si sabe que un empleado tiene una pasión o interés en un área determinada, intente asignarle un trabajo que se ajuste a esos intereses. Este agradecimiento demuestra a los empleados que te das cuenta de sus esfuerzos y valoras su rendimiento.

5. Pida su opinión

Puedes demostrar a un empleado que valoras su papel en un equipo preguntándole si tiene ideas sobre cómo mejorar las operaciones. Programe una reunión con un empleado y pregúntele si tiene alguna sugerencia para mejorar el equipo, como aumentar la productividad o subir la moral. Escuche atentamente la opinión de un empleado y encuentre formas de poner en práctica sus ideas para demostrar que valora sus sugerencias. Pedir la opinión de un empleado demuestra que lo respetas y que crees que puede ayudar a la empresa a alcanzar sus objetivos, lo que puede inspirar al empleado a permanecer en su puesto más tiempo.

6. Confíe en su rendimiento

Confiar en un empleado para que haga bien su trabajo puede demostrarle que tienes fe en sus capacidades para cumplir las expectativas. Permítales realizar su trabajo sin supervisar directamente sus esfuerzos. Ofrezca sus sugerencias sobre una tarea sólo si el empleado le pide su opinión. Construir esta confianza con un empleado puede aumentar su confianza y ayudarles con su desarrollo profesional, lo que puede motivarles a permanecer en una empresa más tiempo.

Relacionado: Cómo dejar de microgestionar

7. Ofrezca oportunidades

Algunos empleados pueden buscar otros trabajos si sienten que ya no pueden avanzar en su empresa actual. Es importante ofrecer oportunidades para que esos empleados crezcan profesionalmente para ayudarles a alcanzar sus objetivos.

Proporcionarles formación adicional o ponerles en contacto con un mentor de la empresa que pueda orientarles. Dar a los empleados oportunidades de crecimiento profesional puede ayudarles a sentirse más satisfechos en sus funciones y motivados para alcanzar sus objetivos profesionales en su empresa actual.

8. Negociar una oferta

Si otra empresa ya ha hecho una oferta a uno de sus empleados, todavía hay formas de convencerle para que se quede. Evalúe el presupuesto de la empresa para determinar si puede ofrecer al empleado un aumento de sueldo como incentivo para que se quede en la empresa. Si no puede ofrecer al empleado más dinero, considere otros beneficios que pueda utilizar para negociar.

Por ejemplo, puedes ofrecerles la opción de trabajar a distancia unos días a la semana. Negociar una oferta puede ser una forma eficaz de demostrar a un empleado que le valoras y quieres que se quede.

7. ¿Por qué tratar de evitar que un empleado se vaya?

Convencer a un empleado para que se quede en una empresa puede ser beneficioso por muchas razones, entre ellas:

Costo

Es beneficioso que un empleado decida quedarse en una empresa porque elimina los costes de incorporación de un nuevo empleado. Estos costes pueden incluir la contratación, la entrevista, la selección y la formación de un nuevo empleado que sustituya al que se ha ido. Se puede ahorrar dinero invirtiendo en el talento de un empleado existente y convenciéndolo de que se quede en la empresa.

Relacionado: El coste real de perder un empleado (y las formas de retener más talento)

Productividad

Cuando un empleado se va, los demás empleados asumen sus responsabilidades laborales, lo que puede afectar a la productividad de un equipo. Un empleado tiene conocimientos valiosos sobre sus funciones y la empresa que un nuevo empleado tarda en aprender, aunque pueda contratar a alguien rápidamente.

Mantener a un empleado en tu equipo puede ayudarte a mantener los niveles de productividad. Si se toma el tiempo necesario para entender por qué un empleado puede querer marcharse y encontrar la manera de resolver el problema, puede mejorar la productividad aumentando el compromiso del empleado.

Cultura

Mantener a un empleado en una empresa puede tener un efecto positivo en la moral. Los altos índices de retención muestran que las empresas valoran a sus empleados y trabajan para mantener a su personal comprometido. Esto crea una cultura en la que la gente disfruta de su trabajo, interactúa positivamente con los demás y se siente orgullosa de trabajar para la empresa.

Te recomendamos

3 Cosas que hay que saber sobre las vacaciones ilimitadas y las políticas de tiempo libre remunerado

Cómo determinar el coste del trabajo (con ejemplos)

Certificado de Grado: Qué es y los beneficios de uno

10 consejos para las enfermeras a domicilio

10 habilidades de trabajo en equipo que puede desarrollar para una carrera exitosa

¿Qué es la escalabilidad en la empresa?