11 Consejos para organizar tu escritorio como un profesional

Mantener un espacio de trabajo organizado no es sólo una forma de mostrarlo, sino que puede mejorar su productividad y permitirle centrarse en sus prioridades diarias. En este artículo, analizamos la importancia de tener un escritorio organizado y compartimos 11 consejos sencillos para ayudarle a organizar su escritorio hoy mismo.

¿Por qué es importante tener un escritorio organizado?

Si alguna vez has perdido un documento urgente que ha aparecido enterrado bajo una pila de papeles, entenderás las ventajas que supone mantener tu escritorio organizado para ahorrar tiempo y reducir el estrés. No sólo parecerá más eficiente, sino que será más eficiente si todo lo que necesita está al alcance de la mano.

Relacionado: Relacionado: 7 pasos para organizar tu papeleo y desordenar tu escritorio

11 consejos para organizar el escritorio

He aquí algunas formas sencillas de organizar tu escritorio y aumentar tu eficiencia:

1. Empiece con un espacio limpio

Retire todo lo que haya en su escritorio y limpie bien la superficie. Quite el polvo del ordenador y limpie el teclado. Observe la sensación de tener una pizarra limpia para trabajar.

2. Ordena todo lo que hay en tu escritorio

El ordenador y el teléfono tienen que quedarse, pero ¿necesitas una bandeja de clips para carpetas y un vaso con treinta bolígrafos? Clasifica el material de escritorio en dos montones: los objetos que quieres conservar y los que quieres tirar o regalar. Considera la posibilidad de trasladar a un cajón del escritorio el material que no utilizas a diario. La superficie de tu escritorio debería estar reservada para los objetos imprescindibles del día a día.

3. Divide tu escritorio

Designe un espacio para cada elemento esencial en su escritorio y asegúrese de devolver cada elemento a su espacio al final del día. También debe asignar un espacio libre donde pueda revisar el papeleo y tomar notas.

Relacionado: Las mejores ideas para organizar la oficina en casa

4. Considere las opciones de almacenamiento

Si su escritorio es el único espacio que tiene para guardar los artículos de oficina, puede considerar la posibilidad de obtener almacenamiento adicional. Los archivos que se buscan una vez a la semana son buenos ejemplos de artículos que se pueden trasladar a un archivador. Los auriculares, cargadores y libros de consulta pueden colocarse en una estantería cercana. Y un tablón de anuncios es un gran espacio para los post-its y los recordatorios importantes. Los espacios de almacenamiento organizados pueden ahorrar tiempo de forma eficaz, al igual que tu escritorio limpio.

5. Atar los cables

No dejes que todos los cables electrónicos se metan debajo de los pies, literalmente. Si hay cables enredados debajo de tu escritorio, podrían hacerte tropezar o simplemente hacer que sentarte en tu escritorio sea menos cómodo. Invierte en material que organice y oculte esos cables para que puedas centrarte en tus prioridades.

6. Bandeja de entrada/salida

Una simple bandeja de entrada/salida puede ayudarte a estar al tanto de los nuevos plazos y de los que se avecinan, así como a llevar un registro de lo que has completado. Una bandeja de entrada separará las nuevas solicitudes de los documentos que ya están en tu escritorio. Asegúrate de revisar tu bandeja de entrada al final de cada día para no perder ninguna solicitud urgente de última hora.

7. Priorice su flujo de trabajo

El único papeleo en tu escritorio debe ser el correspondiente a los proyectos y actividades que están activos. Utilice la Matriz de Gestión del Tiempo de Covey para determinar qué papeleo debe permanecer en su escritorio: divídalo entre papeleo que' es importante y urgente, urgente pero no necesariamente importante, importante pero no necesariamente urgente, y no urgente y no importante. Todo lo que no sea urgente puede reubicarse en un cajón, archivador o estantería.

8. Añadir un toque personal

Incluso si el espacio es limitado, asegúrate de reservar un lugar para una foto familiar especial o un recuerdo que te haga sonreír. Los toques personales pueden ser desestresantes en un día agitado y ayudan a mantener un equilibrio saludable entre el trabajo y la vida privada.

9. Tenga a mano un cuaderno de notas

Mantén un cuaderno encima de tu escritorio para poder escribir fácilmente recordatorios para ti o añadir elementos a tu lista de tareas. Tener un cuaderno al alcance de la mano te ayudará a mantener piezas importantes de información consolidadas en un solo lugar.

10. Consiga una papelera

Coloca una papelera debajo o al lado de tu escritorio para poder tirar inmediatamente los bolígrafos, notas y otros objetos secos en cuanto no los necesites. Mejor aún, considera la posibilidad de añadir una pequeña papelera de reciclaje para poder desechar inmediatamente los artículos de papel o plástico que ya no necesites y separarlos para su reciclaje.

11. 12. Reevaluar con frecuencia

Un escritorio libre de desorden requiere un mantenimiento regular. Además de ordenar los papeles a diario, revisa tu escritorio con frecuencia para asegurarte de que todo lo que está ahí debe estarlo. Acostúmbrese a ordenar su escritorio semanalmente para asegurarse de que permanece limpio y organizado.

Te recomendamos

Habilidades de gestión del tiempo: Definición y ejemplos

Habilidades del Agente de Viajes: Definición y ejemplos

Cómo Calcular el Beneficio Contable: Una Guía (Con Ejemplo)

Guía de planes de gestión de la comunicación

Casi-desastre: Definición y Consejos

SKU vs. UPC: Diferencias y usos para la gestión de inventarios