Cómo llevar un producto al mercado en 11 pasos

Sacar un producto al mercado puede ser un viaje emocionante y satisfactorio, pero también puede ser intimidante. La creación de nuevos productos, servicios o ideas puede ser un reto agradable. Siguiendo unas sencillas pautas, puede ayudarse a sí mismo durante el proceso.

En este artículo, tratamos de cómo sacar un producto al mercado y cómo comercializar sus ideas para lograr el éxito a largo plazo.

¿Qué es sacar un producto al mercado?

Convertir tu idea en un producto comercializable y vendible es el proceso de llevar un producto al mercado. Es necesario realizar una lluvia de ideas, investigar, establecer contactos, encontrar inversores y crear estrategias de marketing.

Antes de entender el proceso de sacar productos al mercado, hay que recordar dos cosas importantes:

  • Los consumidores no compran inventos, sino productos. Pensar en su idea o invención como un producto comercializable desde el principio es esencial para una comercialización eficaz.
  • Hay muchas maneras de sacar un producto al mercado. La forma en que decida introducir su producto en el mercado depende más de sus ideas, habilidades y recursos únicos que de las ventajas y características de su producto.

Relacionado: 15 Características de los emprendedores a desarrollar

Cómo sacar un producto al mercado

Siga estos pasos para llevar su producto al mercado con éxito:

1. Evalúe su idea

Tras realizar una búsqueda preliminar de patentes para asegurarse de que su idea no existe ya en el mercado, intente evaluar su idea en cuatro aspectos fundamentales:

  • ¿Es posible convertir esta idea en un producto utilizando tus habilidades y capacidades? Aunque es probable que busque ayuda durante el proceso de comercialización de un producto, es importante que pueda realizar la mayor parte del trabajo relacionado con su producto por sí mismo.
  • ¿Puede producirse este producto de forma rentable? El objetivo es convertir su idea en un producto vendible limitando el gasto. Si los materiales necesarios para crear su producto son costosos y el precio de venta final de su producto es relativamente bajo, vea si hay una manera de reimaginar o reevaluar su idea para convertirla en un producto rentable.
  • ¿Cuál es el nivel de competencia en el mercado? Su producto puede ser más fácil de vender cuando hay menos competencia. Los mercados altamente competitivos pueden suponer una mayor dificultad para las ventas y menores beneficios. Si está llevando un producto a un mercado altamente competitivo, considere cómo puede mejorar su producto de forma que la competencia no lo haya hecho.
  • ¿Su producto destaca entre los demás? Un gran producto evoca una fuerte emoción. Si la gente se asombra al oír hablar de su producto, es probable que sea una idea que merezca la pena llevar al mercado.

2. Desarrollar un prototipo de alta calidad

Es importante desarrollar un prototipo de alta calidad que pueda impresionar a los posibles inversores. Crea un prototipo tan eficaz como puedas con tus habilidades y recursos disponibles. Puede tratarse de un dibujo muy detallado o de un producto fabricado por un profesional, en función de sus medios y capacidades.

Una cosa importante que hay que recordar al crear un prototipo es ofrecer una idea completa del producto final. Aunque sólo sea un dibujo o un plano, quiere que los posibles inversores sean capaces de visualizar el resultado final.

3. Visitar los sitios web del gobierno para acceder a la información del CCE

PPA son las siglas en inglés de solicitud de patente provisional, y es una forma estupenda de proteger tu idea y minimizar el riesgo financiero mientras sacas tu producto al mercado. Puede encontrar información sobre las PPA y ponerse en contacto con los representantes de las PPA visitando el sitio web de la Oficina de Patentes y Marcas de los Estados Unidos. La presentación de una PPA es asequible y le permite probar su producto y realizar estudios de mercado durante un año antes de solicitar una patente oficial en Estados Unidos.

Relacionado: Guía para entender el desarrollo de productos

4. Encontrar el mercado adecuado

Dirigirse al público correcto es un factor extremadamente importante para llevar con éxito un producto al mercado. Dirigirse a un público específico es útil porque puede adaptar sus tácticas de marketing a tipos específicos de consumidores. Con un público objetivo reducido, puede realizar estudios de mercado más específicos y, por tanto, comercializar su producto con mayor eficacia.

También es muy beneficioso entender tantos mercados diferentes como sea posible. Diversificar tu conocimiento del mercado puede ayudarte a pensar en estrategias de marketing únicas e innovadoras para tu público objetivo. Las revistas y las ferias comerciales son grandes recursos para ampliar su conocimiento del mercado.

5. Evaluar el coste de fabricación

Una vez que haya evaluado la calidad de su idea y haya decidido cuál es su mercado objetivo, evalúe el coste de convertir su idea en un producto. Considera la posibilidad de consultar a un profesional de la industria o a un ingeniero para obtener una estimación del coste de fabricación de tu idea.

Este paso también implica un poco más de investigación de mercado. Trata de hacer una investigación para averiguar a qué precio se venden productos similares y lo que el consumidor medio está dispuesto a gastar en tu producto. Para encontrar estas métricas, puedes:

  • Cree encuestas y cuestionarios en los que se pida a los participantes que clasifiquen objetivamente los productos y revelen la cantidad que estarían dispuestos a pagar por ellos.
  • Realiza grupos de estudio para comparar los precios de productos similares en tu mercado objetivo.

También es una buena idea pedir a los participantes de las encuestas y cuestionarios que enumeren los puntos fuertes y débiles de cada producto. Esto le dará una idea de las carencias de sus competidores y de las características que su producto puede ofrecer y que ellos no pueden.

6. Hacer revisiones para mejorar su producto

Llevar su idea y su producto al mercado puede ser una inversión tanto emocional como financiera. Intente ser objetivo y cree barreras saludables, financieras o emocionales, para su producto. El proceso de introducción de un producto en el mercado es dinámico y es posible que tenga que hacer cambios para mejorar su producto o sus estrategias de marketing a lo largo del proceso.

7. Diseñar y crear materiales de marketing

Ahora que conoce su mercado objetivo y el coste de fabricación, puede empezar a pensar en la creación de sus materiales de marketing. Una vez que haya contabilizado el coste de fabricación de su producto, podrá hacerse una idea de la parte del presupuesto que puede dedicar a la creación de sus materiales de marketing. Considere la posibilidad de encontrar una empresa o consultor de marketing con experiencia que entienda a su público objetivo para ofrecerle orientación en sus esfuerzos de marketing.

8. Contacta con las empresas adecuadas

Ponerse en contacto con empresas que son relevantes para su producto y que son influyentes entre su público objetivo puede ser una forma poderosa de llevar su producto al mercado con éxito. Sigue estos pasos para encontrar y contactar con las empresas adecuadas:

  • Haga una lista general de empresas que ya fabrican y venden productos similares a los suyos.
  • Reduzca su lista a las empresas que se alinean perfectamente con su producto y materiales de marketing. Póngase en contacto con estas empresas primero.
  • Sea persistente y haga un seguimiento de las empresas hasta que obtenga una respuesta.

9. Considerar las pequeñas empresas

Llevar tu producto al mercado a través de grandes corporaciones y empresas influyentes puede ser útil, pero considera también los negocios pequeños y de propiedad local. Los negocios establecidos con un alto tráfico y una base de clientes leales pueden ser bastante rentables y optar por asociarse con ellos es beneficioso no sólo para ti y tu producto, sino también para la economía local.

Relacionado: Cómo crear un plan de producto (con consejos para planificar el producto)

10. Conectar con otros empresarios

Desarrolla relaciones con otros emprendedores e inventores en tu comunidad local o en línea para intercambiar ideas, ofrecer apoyo, construir una red e intercambiar información.

Relacionado: Cómo convertir tu idea de invención en un producto (con consejos)

11. Ser razonable y realista

A la hora de estimar los costes, el precio de venta final, el presupuesto global y el calendario, es importante ser lo más razonable y realista posible. Intente ser paciente, minucioso, razonable y realista en sus cálculos y proyecciones para asegurarse de que obtiene resultados precisos.