Cómo utilizar la teoría de la curva de aprendizaje (con ejemplos)

El rendimiento de una inversión o de un empleado mejora con el tiempo gracias a la teoría de la curva de aprendizaje. Esta teoría afirma que cuantas más veces realice un empleado una determinada tarea, mejor será su desempeño, lo que se traduce en menores costes y mayor rendimiento a largo plazo. Es un buen método para seguir el progreso, impulsar la productividad y garantizar que su empresa alcance determinados objetivos de rendimiento.

En este artículo, explicamos qué es la teoría de la curva de aprendizaje, cómo funciona y cómo puede aplicarla para mejorar el rendimiento de su empresa.

¿Qué es una curva de aprendizaje?

Una curva de aprendizaje es una representación visual de la reducción de la ineficiencia de la producción a lo largo del tiempo. La teoría de la curva de aprendizaje postula que, tras cruzar la curva de aprendizaje, el rendimiento debería ser superior a la inversión. En consecuencia, debe haber un periodo prolongado en el que la cantidad invertida sea menor que el rendimiento.

Por ejemplo, imagina que acabas de empezar un nuevo trabajo. Al principio, la empresa tendrá que dedicar tiempo a formarte y tú necesitarás un tiempo para acostumbrarte a las nuevas tareas de las que eres responsable. Sin embargo, tras este periodo inicial de alto coste y bajo rendimiento, tendrás la experiencia necesaria para realizar las mismas tareas más rápido y mejor.

Requisitos de los modelos de curva de aprendizaje

Para desarrollar un modelo de curva de aprendizaje preciso, hay que asegurarse de que se dispone de todas las variables que entran en la fórmula. Los datos necesarios para trazar una curva de aprendizaje y luego interpretar lo que significa para el rendimiento de su empresa incluyen lo siguiente

  • Una unidad de producción medible
  • Una unidad de coste definida (en tiempo, dólares, esfuerzo, etc.)
  • Un plazo fijo o un objetivo de productividad fijo

¿Por qué son importantes los modelos de curva de aprendizaje?

Los modelos de curva de aprendizaje son útiles porque le ayudan a comprender si los procesos y los empleados de su empresa están rindiendo lo suficiente como para que los recursos destinados a mejorarlos sean suficientes. La forma de la curva de aprendizaje puede indicarle si el rendimiento está mejorando, disminuyendo, estancándose o fluctuando. De este modo, podrá conocer las posibles influencias en este rendimiento para tomar decisiones que ayuden a amplificar las influencias positivas en su empresa y a mitigar las negativas.

Relacionado: Por qué la gestión del rendimiento es importante para su equipo

Ventajas y desventajas del modelo de curva de aprendizaje

El modelo de la curva de aprendizaje es muy útil para supervisar diversos aspectos del rendimiento de la empresa e identificar las áreas que necesitan mejorar. Puede proporcionar una gran cantidad de información, pero tiene algunas limitaciones. En esta sección, examinamos algunas de las principales ventajas y desventajas del modelo de la curva de aprendizaje.

Ventajas del modelo de curva de aprendizaje

El uso de un modelo de curva de aprendizaje para seguir el progreso de varios aspectos de su empresa puede ayudarle en las siguientes tareas:

  • Planificación estratégica para mejorar el rendimiento de los empleados o incluso de departamentos enteros
  • Motivar al personal de la empresa creando una cultura de aprendizaje continuo y seguimiento del progreso
  • Identificar las tendencias que pueden utilizarse para realizar previsiones más precisas y tomar mejores decisiones empresariales

Desventajas del modelo de curva de aprendizaje

A pesar de lo valiosa que puede ser para una empresa, existen algunas limitaciones importantes que hay que entender para que la curva de aprendizaje no sea malinterpretada o mal utilizada. He aquí algunas de las principales desventajas y limitaciones:

  • El progreso del aprendizaje está influenciado por una serie de variables, como el tiempo, la experiencia previa, la calidad de la formación, etc. Por lo tanto, el seguimiento de una sola de estas variables puede dar datos erróneos.
  • Algunos resultados o progresos son difíciles de cuantificar y medir. Si no hay un entregable específico, como un producto o una venta, puede ser difícil definir una única unidad de resultado con el fin de medir el progreso.
  • Pero es incompleta por sí sola. Como hay tantas variables que pueden influir en el rendimiento, es importante que utilice el modelo de curva de aprendizaje en combinación con otros métodos de seguimiento del rendimiento de la empresa para obtener una imagen más completa.

Cómo utilizar la teoría de la curva de aprendizaje para mejorar el rendimiento

La teoría de la curva de aprendizaje—que afirma que cuanto más tiempo se dedica a hacer algo equivale a un resultado más eficiente—puede utilizarse para mejorar el rendimiento de su empresa en su conjunto, así como de departamentos específicos e incluso de empleados individuales. He aquí un rápido resumen de cómo utilizarlo con ese fin:

  1. Establezca términos claros y precisos. La teoría de la curva de aprendizaje sólo funciona si sus datos están definidos y son coherentes.
  2. Mida múltiples variables al mismo tiempo. Para obtener la imagen más completa del rendimiento de tu empresa, debes aplicar el modelo de la curva de aprendizaje a tantas áreas como sea posible y ver cómo se comparan e influyen entre sí.
  3. Vuelve a comprobar tus datos. Antes de tomar una decisión basada en los resultados, asegúrese de que no ha pasado por alto ninguna variable. Esto es especialmente cierto si los resultados no son los que esperabas ver. Si es inesperado, puede deberse a que le falta un dato clave.
  4. Tome decisiones informadas. Si los datos muestran que tu proceso de formación actual no es muy eficaz, por ejemplo, haz algunas modificaciones y vuelve a medirlo. En algunos casos, la mejor decisión a tomar será inmediatamente clara. En otros casos, pueden ser necesarias unas cuantas rondas de prueba y error para encontrar el cambio que realmente mejore el rendimiento.
  5. Continúe el seguimiento. No aplique la teoría de la curva de aprendizaje sólo en épocas de cambio o dificultades en su empresa. Supervise todo el año. La monitorización continua le alertará de los problemas tan pronto como aparezcan para que pueda corregir y modificar su enfoque rápidamente.

Relacionado: Plan de Mejora Continua en el Lugar de Trabajo: Definición, técnicas y ejemplos

Cómo utilizar la fórmula de la curva de aprendizaje

La curva de aprendizaje, expresada como fórmula algebraica, es la siguiente:

Y = AX^B

La variable Y es el tiempo medio por unidad de producción. A es el tiempo que se tardó en completar la tarea la primera vez. X es el número total de intentos o unidades de producción. B representa la pendiente de la función.

En pocas palabras, la ecuación ayuda a comprender el coste medio, normalmente en tiempo, de alcanzar la máxima eficiencia. Cuantos más intentos se incluyan en la fórmula, menor será el tiempo medio.

Para utilizar esta fórmula, tendrás que hacer un seguimiento de los datos de tiempo y rendimiento de lo que quieras medir. Sigue estos pasos para hacerlo:

  1. Defina su unidad de producción. Si estás midiendo la eficacia de un nuevo empleado' este podría ser un determinado producto. Si hay una escasez de entregables regulares o útiles para medir la producción, tendrá que ser creativo para encontrar una forma de cuantificar la producción del empleado.
  2. Defina su coste. Como se ha mencionado anteriormente, en la mayoría de las aplicaciones, su coste se mide en tiempo. En algunos casos, sin embargo, podría medir el coste financiero real, como el coste de una reorganización de la estructura de un departamento o la renovación de un nuevo escaparate.
  3. 12. Establezca su marco temporal. Dependiendo del tipo de información que busque, tendrá que establecer un marco temporal. Por ejemplo, si está aplicando un nuevo método de entrenamiento, podría establecer su marco temporal como el tiempo medio que tardó en alcanzar la máxima eficacia con su antiguo método. Si el nuevo método ha conseguido mejores resultados en el mismo tiempo, sabrá que es un cambio eficaz.
  4. Establezca su objetivo. Otras aplicaciones pueden ser más abiertas en cuanto al marco temporal. En lugar de intentar ver el nivel de productividad que puedes alcanzar en un periodo determinado, podrías intentar averiguar cuánto tiempo se necesita para alcanzar un nivel ideal de productividad. En este caso, deje el marco temporal abierto y establezca un objetivo específico y medible que intente alcanzar.
  5. Comience a medir. Para obtener los datos más precisos, lo ideal es medir el primer intento, que probablemente tendrá el mayor coste por unidad de producción. La medición de este primer intento le proporcionará la representación más precisa del progreso y del coste total.
  6. Mantén tus datos organizados. Puedes utilizar un programa de hoja de cálculo para modelar tus datos sobre la marcha. Elijas lo que elijas, asegúrate de que registras las mediciones en un único lugar y de forma clara y coherente para que sea fácil traducir esos resultados en una representación visual.

Relacionado: Cómo utilizar la gestión del rendimiento en el lugar de trabajo

Cuatro ejemplos del modelo de curva de aprendizaje

Hay cuatro tipos principales de curvas de aprendizaje que verá cuando empiece a modelar sus datos. Se distinguen por la trayectoria de progreso de lo que sea que esté midiendo. A continuación se presentan algunos ejemplos de cada tipo y cómo pueden afectar a la toma de decisiones de la empresa:

  • La curva de aprendizaje de los rendimientos decrecientes
  • La curva de aprendizaje de los rendimientos crecientes
  • La curva en S
  • La compleja curva de aprendizaje

La curva de aprendizaje de los rendimientos decrecientes

Esta forma, que parece una pendiente pronunciada y descendente seguida rápidamente por una meseta o línea recta, significa que el tiempo de aprendizaje es relativamente rápido y que se alcanza rápidamente la máxima eficacia. En términos de toma de decisiones, este resultado significa que este aspecto de la empresa está funcionando bien, pero que hay que asegurarse de mantener los costes bajos después de que comience la meseta.

Otra cosa que hay que buscar aquí es dónde se produce la meseta. Cuanto más abajo se produce la meseta (hacia el eje X), más eficiente es el rendimiento. Si la meseta comienza en la mitad superior del gráfico, esto indica que la tarea que se está midiendo tiene un coste alto y constante y es posible que desee buscar formas de reducir ese coste.

La curva de aprendizaje de los rendimientos crecientes

La pendiente en este tipo de curva de aprendizaje será poco profunda al principio, seguida de una caída pronunciada. Esto sugiere que la tarea lleva mucho tiempo de aprendizaje, pero una vez aprendida, los empleados pueden alcanzar rápidamente un punto de alta eficiencia.

En cuanto a la toma de decisiones, es posible que no sea necesario hacer nada en este caso, ya que el coste inicial del aprendizaje lento se recupera rápidamente una vez alcanzada la fase de alta eficiencia. Sin embargo, si el resto de los datos sugieren que esta tarea no debería llevar mucho tiempo de aprendizaje, esta forma podría indicar que su empresa podría necesitar modificar su método de entrenamiento.

La curva en S

La forma de S de esta curva de aprendizaje sugiere que el aprendizaje es lento al principio, seguido de una fuerte caída del coste por unidad de producción. A continuación, tras la fuerte caída, se produce un efecto de meseta.

Al igual que la curva de aprendizaje de rendimientos decrecientes, si esta meseta se produce cerca del eje X, esto representa un rendimiento muy eficiente. Sin embargo, si la meseta se produce en la mitad superior del gráfico, el rendimiento puede no ser tan eficiente como podría ser. En este caso, hay que examinar más detenidamente tanto el método de entrenamiento como cualquier variable que pueda estar influyendo en el coste del rendimiento continuo en la fase de meseta.

La compleja curva de aprendizaje

Una curva de aprendizaje compleja es la que se observa con más frecuencia en las tareas más difíciles de la empresa. Comienza con una curva de aprendizaje poco profunda, seguida de una meseta, seguida de una caída que puede ser pronunciada o poco profunda.

Esto sugiere que la tarea que se está midiendo es difícil de aprender, e incluso después de aprender, se necesita una cierta cantidad de práctica antes de que un empleado pueda realmente realizar la tarea de manera eficiente. Para la toma de decisiones, una empresa podría buscar formas de mejorar la formación, o podría optar por reducir costes contratando a candidatos que ya tengan la experiencia necesaria para alcanzar la máxima eficiencia en esta tarea.