5 Consejos para construir relaciones en el trabajo

Tener un buen grupo de compañeros de trabajo puede repercutir positivamente en tu salud y felicidad en el trabajo al aumentar tu apoyo social. Construir relaciones más sólidas con tus compañeros de trabajo es una de las formas más sencillas de mantener tu compromiso con el trabajo. Puedes seguir estos sencillos pasos para fortalecer las relaciones con tus compañeros de trabajo y ayudar a crear un mejor ambiente de trabajo para tu equipo.

En este artículo, revisaremos cómo construir y mantener unas buenas relaciones laborales.

¿Por qué son importantes las relaciones laborales sólidas?

Cuando construyes conexiones sólidas con tus compañeros de trabajo, puedes ayudar a establecer un ambiente de colaboración y apertura para todos los miembros del equipo. Esto suele traducirse en una mayor moral, lo que fomenta la productividad y una comunicación más eficaz. También puede descubrir que tener buenas relaciones con sus compañeros de trabajo mejora su experiencia laboral en general. Como resultado, puede experimentar menos estrés y mayor disfrute en el trabajo, lo que puede beneficiar a todos los miembros de su equipo.

Cómo establecer relaciones en el trabajo

Sigue estos pasos para construir y desarrollar relaciones sólidas con tus compañeros de trabajo:

  1. Desarrolle la confianza con sus colegas.
  2. Mantener una comunicación constante.
  3. Mostrar aprecio y respeto por los demás.
  4. Hable bien de los miembros de su equipo
  5. Sea positivo.

1. Desarrollar la confianza con sus colegas

Sea responsable de sus tareas y plazos de entrega. Desarrolla la confianza con y entre tus compañeros con compromisos justos y honestos. Discúlpate si no puedes cumplir con tus obligaciones a tiempo, y haz lo posible por encontrar una solución. Estos pasos te ayudarán a demostrar que eres una persona responsable y fiable.

Cuando la gente confía en usted, es más probable que valore su experiencia, su juicio y sus opiniones. El trabajo duro, la honestidad y un comportamiento profesional positivo son rasgos que le llevarán muy lejos en su carrera, y le ayudarán a causar un impacto en cualquier nuevo puesto. Si los compañeros de trabajo confían los unos en los otros, es más probable que hagan sugerencias productivas y compartan ideas durante las reuniones;

Relacionado: Habilidades Sociales: Definición y ejemplos

2. Mantener una comunicación coherente

Un factor clave para establecer una buena relación es la comunicación diaria, ya sea en línea o en persona. Muchos problemas interpersonales en el trabajo pueden resolverse con una comunicación abierta y honesta. Para construir una relación satisfactoria, procura mostrar interés en tus conversaciones y escuchar atentamente las opiniones de los demás. Puedes ajustar y nivelar tu conversación con la persona con la que estás hablando y estar atento a las señales de comunicación no verbal importantes 

Compartir las cosas que haces en el trabajo con tus compañeros te ayuda a crear vínculos y relaciones más fuertes. Haz preguntas para entender mejor los puntos de vista de tus compañeros, o dales la oportunidad de expresar sus opiniones escuchando con atención. Para ser más productivo y feliz en el trabajo, es crucial aprender a comunicarse con diplomacia y adquirir algunas habilidades para resolver conflictos con éxito. Si se produce algún conflicto entre tú y tu compañero de trabajo, tómate el tiempo necesario para discutir el asunto con calma y llegar a una solución que os beneficie a ambos. Esto te ayudará a garantizar un ambiente de trabajo más cómodo en el futuro.

Relacionado: Habilidades de escucha activa: Definición y ejemplos

3. Muestre aprecio y respeto por los demás

El respeto es una valiosa base de cualquier gran relación. Ser consciente es algo que la gente reconoce y aprecia, y hace que un lugar de trabajo sea mejor en general. Sé tolerante y empático con todos los miembros de un grupo. Cree un entorno de trabajo motivador felicitando, respaldando y percibiendo las contribuciones de sus compañeros;

Todo el mundo tiene una perspectiva diferente, así que aceptar diferentes puntos de vista sobre una situación en el trabajo puede ayudarte a mantener una actitud positiva y abierta. Respetar a las personas con las que trabajas significa que valoras sus opiniones e ideas. Esto permitirá establecer relaciones de trabajo eficaces y creativas que le beneficiarán tanto a usted como a sus compañeros, lo que fomentará la diversidad de opiniones y los nuevos debates.

Relacionado: Habilidades de trabajo en equipo: Definición y ejemplos

4. Habla bien de los miembros de tu equipo

Si alguna vez hablas de un compañero de trabajo, intenta que tus comentarios sean siempre positivos. Los chismes tienden a viajar rápidamente en el lugar de trabajo, pero los elogios que usted hace a otra persona pueden propagarse con la misma rapidez. Cuando hablas bien de los demás, puedes ayudar a establecerte como un miembro del equipo positivo y solidario. Si tiene un problema con uno de sus compañeros de trabajo, será mucho más productivo hablar con él a solas y tratar de resolver el problema pacíficamente.

5. Sea positivo

Una parte fundamental de la creación de relaciones saludables es mantener una actitud positiva hacia los compañeros de trabajo. Los miembros del equipo tienden a experimentar una mayor motivación y satisfacción en el trabajo cuando confían en que forman parte de un equipo. Esto influye en el deseo de un empleado’de permanecer en el equipo y contribuye a la realización de las tareas laborales 

Las personas que se entienden y se sienten cómodas entre sí tienen más probabilidades de tener una actitud positiva y mantener un buen estado de ánimo en el trabajo. Las personas funcionan mejor cuando están en compañía de compañeros relajados y satisfechos. Felicite a sus compañeros siempre que hayan alcanzado un objetivo. Este tipo de gestos le ayudarán a demostrar a sus compañeros de trabajo que los valora, y puede dar lugar a relaciones más sólidas.

Relacionadas: La importancia de la retroalimentación positiva y cómo darla a los demás

Consejos para establecer relaciones laborales sólidas

Aquí tienes algunos consejos adicionales para ayudarte a fomentar relaciones más sólidas con tus compañeros de trabajo:

  • Encuentra oportunidades para escuchar a los demás. La mayoría de las personas estarán encantadas de contarle su día si les da la oportunidad. Si escuchas bien y respondes adecuadamente, puedes ayudar a tus compañeros de trabajo a que confíen rápidamente en ti.
  • Sugerir actividades fuera del trabajo. Puede descubrir que establecer vínculos con sus compañeros fuera del lugar de trabajo puede ayudar a acelerar el crecimiento de su relación. Cuando conozca los intereses y aficiones de los miembros de su equipo, le resultará más fácil apreciarlos como amigos en lugar de como simples compañeros de trabajo.
  • Mantén tus compromisos. Si promete a un compañero de trabajo que terminará un proyecto o trabajará en una presentación, asegúrese de cumplirlo a tiempo. Sin embargo, si descubre que no va a poder terminar un compromiso adquirido, demuestre a su colega que le sigue respetando y se preocupa por sus necesidades avisándole con suficiente antelación.