Comprender el mercado de consumo: Definición, tipos y consejos para dirigirse al mercado

Los mercados de consumo desempeñan un papel muy importante en el sector económico, ya que ayudan a los fabricantes a hacer llegar sus bienes y servicios al usuario final. Hay varios tipos de mercados de consumo, y cada uno tiene cualidades y bases de clientes distintas. Conocer su mercado de consumo y cómo dirigirse a los compradores puede ayudar a su empresa a satisfacer las necesidades de los compradores y aumentar la generación de ingresos.

En este artículo, definimos el mercado de consumo, hablamos de los distintos tipos y ofrecemos consejos para dirigirse a cada mercado.

¿Qué es un mercado de consumo?

Lea más: ¿Cuáles son las responsabilidades de un gerente?

Un mercado de consumo es aquel en el que los minoristas venden bienes y servicios a los clientes para su uso o consumo personal. Se diferencia del mercado empresarial porque los compradores del mercado de consumo adquieren productos y servicios para su uso individual, no para revenderlos con ánimo de lucro. Por esta razón, el mercado de consumo se abastece de productos y bienes que la gente utiliza en su vida cotidiana, como alimentos, artículos de aseo, zapatos, ropa, accesorios de aseo y dispositivos digitales personales como teléfonos inteligentes y ordenadores portátiles.

A diferencia de otros mercados que tienen mayores barreras de entrada, el mercado de consumo está abierto a todos, independientemente de su poder adquisitivo. Siempre que pueda y esté dispuesto a comprar productos o servicios para su uso personal, será un participante activo en el mercado de consumo. Por ejemplo, comprar una bolsa de comida en la tienda o pagar a alguien para que corte el césped le convierte en parte del mercado de consumo.

Relacionado: ¿Qué es la segmentación del mercado?

Tipos de mercados de consumo

Existen cuatro tipos principales de mercados de consumo, a saber

Alimentos y bebidas

El segmento de alimentos y bebidas del mercado de consumo es amplio e incluye a todos los vendedores que venden alimentos y bebidas directamente a los consumidores. Entre ellos se encuentran:

  • Tiendas de comestibles
  • Delis
  • Restaurantes
  • Cafés
  • Restaurantes de comida rápida
  • Cafeterías
  • Pubs
  • Catering
  • Tiendas de licores

La industria de la alimentación y las bebidas abarca la elaboración, el envasado, la entrega y el servicio. Sin embargo, sólo los aspectos de la industria que se venden directamente al individuo forman parte del mercado de consumo.

Venta al por menor

El sector minorista es un actor importante en el mercado de consumo porque conecta al fabricante y a los productores de bienes y distribuidores con el consumidor. El comercio minorista abarca todo lo que se puede comprar en pequeñas cantidades para uso privado, incluido:

  • Bienes duros o duraderos como electrodomésticos, equipos de pesca, herramientas y equipos de jardinería y electrónica
  • Artículos blandos como artículos para el hogar, productos de papel y cosméticos

Los ejemplos de los minoristas son:

  • Supermercados
  • Grandes almacenes nacionales
  • Tiendas de esquina
  • Tiendas de segunda mano
  • Tiendas de ropa
  • Puestos en la carretera

Internet también ha permitido que muchos mercados minoristas se muevan en línea, lo que significa que puedes encontrar millones de minoristas que venden directamente a los consumidores en grandes mercados en línea o desde sus propias tiendas virtuales.

Bienes de consumo

El mercado de bienes de consumo abarca:

  • Artículos de conveniencia
  • Bienes no buscados
  • Productos especiales
  • Compras de productos

Los productos de conveniencia incluyen cosas como la leche, el azúcar, la harina y otros productos básicos. Los bienes de compra requieren más planificación antes de tomar la decisión de compra porque son más caros y tienen una vida útil más larga. Algunos ejemplos son los muebles y los frigoríficos. Los bienes especiales son artículos de lujo como las joyas, mientras que los bienes no buscados son cosas como los seguros de vida, que no se compran con frecuencia.

Transporte

La sección de transporte del mercado de consumo abarca todos los modos de transporte que llevan a los pasajeros de un lugar a otro. Incluye el taxi urbano normal, el autobús público, el tren de cercanías, los transbordadores y las compañías aéreas locales e internacionales. El sector del transporte de consumo presta servicios directamente a los viajeros y a las personas que se desplazan al trabajo, a diferencia del transporte de mercancías o de carga.

Relacionado: Mercados empresariales: Definición, Tipos y Ejemplos

Cómo dirigirse a los compradores en un mercado de consumo

A continuación le ofrecemos varios consejos que le ayudarán a definir y orientar mejor a su público en un mercado de consumo para aumentar las ventas y la generación de ingresos:

1. Identifique su base de clientes actual

El primer y más importante paso para dirigirse a los compradores en un mercado de consumo es conocer a sus compradores actuales. Estudie su base de clientes actual para identificar sus intereses y características comunes. Observe los datos demográficos y las cualidades de los compradores de su base de clientes con mayor poder adquisitivo. Las encuestas a los clientes y los estudios de mercado pueden ayudarle a identificar las necesidades de sus clientes y cómo puede atenderlos mejor.

2. Dirigirse a grupos demográficos específicos

Otra forma de mejorar la segmentación en un mercado de consumo es dirigir su marketing y sus ofertas a un grupo demográfico específico. Puede dirigirse a los compradores por:

  • Edad
  • Ubicación
  • Educación
  • Ingresos
  • Ocupación
  • Estado civil
  • Origen étnico

Por ejemplo, a las personas de entre 18 y 24 años les encanta comer bocadillos porque les ofrece más comodidad y flexibilidad que las comidas completas. Por otro lado, las personas de zonas rurales con conexión ferroviaria son más propensas a recorrer largas distancias en tren. Las personas de bajos ingresos con familia pueden visitar más a menudo las tiendas minoristas para comprar al por mayor y aprovechar los descuentos, mientras que los compradores solteros con ingresos de clase media pueden preferir comprar marcas más caras en tiendas de lujo.

3. Evaluar a la competencia

Puedes evaluar las ofertas de tus competidores, los puntos de venta únicos de sus productos o servicios, las campañas publicitarias, las estrategias de marketing y las cosas que les dan una ventaja clara sobre tus productos. Los datos de este ejercicio pueden ayudarle a orientar mejor su mercado. Identifique las cosas que les gustan a los clientes de sus competidores y decida cómo puede superarlos mejorando las características y ventajas o ajustando el precio de sus propias ofertas.

Por ejemplo, si está en el sector del transporte, puede querer conocer las estrategias que utiliza su competencia para convencer a los viajeros de que utilicen su servicio. Pueden ser precios baratos, un menú especial a bordo o incluso la elección de los asistentes de vuelo. Algunas tiendas minoristas pueden fomentar la fidelidad de los clientes dando a los compradores puntos canjeables cuando compran.

Relacionado: 10 estrategias de marketing para hacer crecer tu negocio

4. Evalúe su propuesta de valor única

Analice las características, los beneficios y el valor que sus productos o servicios proporcionan al consumidor para determinar si su producto o servicio realmente resuelve los problemas del comprador tal y como se anuncia. Hacer esto puede ayudarle a calificar a los consumidores que se beneficiarán de las características de sus productos o servicios. Al final de su evaluación, decida qué estrategias pueden hacer que su producto o servicio ofrezca una experiencia más satisfactoria al consumidor a un precio competitivo.

Por ejemplo, la única propuesta de valor de algunas aerolíneas de bajo coste son los billetes baratos, independientemente de la temporada de viaje. Muchas de estas aerolíneas obtienen beneficios vendiendo comida a bordo y otros productos con un mayor margen de beneficio que las aerolíneas no económicas. Si gestiona una empresa de autobuses de larga distancia, puede ofrecer en el autobús, Wi-Fi gratuito, paradas frecuentes y fácil acceso a los pasajeros con discapacidades y a las personas que viajan con mascotas.

5. Apuntar con la psicografía

La psicografía se refiere a los atributos personales de una persona, y usted puede evaluar su producto o servicio para determinar cómo encaja en la personalidad y el estilo de vida de su mercado objetivo. Por ejemplo, los jóvenes que pasan muchas horas en Internet casi siempre están mejor conectados a través de las plataformas de los medios sociales. Los ciudadanos mayores, más ricos y jubilados, que leen periódicos, pueden ser más accesibles a través de los canales de medios tradicionales. Estos datos pueden ayudarle a crear un mensaje atractivo que resuene en su mercado objetivo, aumente la conversión y potencie los ingresos.

Los atributos personales de las personas que puede evaluar y utilizar para captar clientes son:

  • Personalidad
  • Estilo de vida
  • Comportamiento
  • Intereses y aficiones
  • Actitudes

Al identificar la personalidad y los hábitos de cada segmento de mercado, podrá atenderlos mejor con los productos o servicios que satisfagan sus necesidades. Por ejemplo, si vendes snacks, las personas que son conscientes de su cuerpo pueden querer comer sólo variedades bajas en carbohidratos, mientras que los deportistas pueden preferir opciones ricas en proteínas y carbohidratos. Mientras tanto, los líderes empresariales que son miembros de un club de golf pueden preferir camisetas y zapatos de alta gama para sus costosos pasatiempos.

6. Calificar el mercado

Una vez que conozca las necesidades de su mercado y la forma de satisfacerlas, puede calificarlas con algunos criterios como:

  • ¿Es el mercado lo suficientemente grande para que usted pueda obtener un beneficio?
  • ¿Cuál es el poder adquisitivo del mercado y la accesibilidad de sus productos?
  • ¿Cómo va a competir con productos y servicios con las mismas o mejores características y precios?

Por ejemplo, si está planeando abrir una nueva tienda, es importante conocer el porcentaje de residentes en la zona cuya demografía coincide con su mercado objetivo. Esta información puede ayudarle a determinar el tamaño de la tienda y el tipo de mercancía que debe almacenar en el nuevo establecimiento.

También puede utilizar esta estrategia para diseñar su estrategia de precios al abrir un nuevo corredor aéreo. Si el lugar tiene muchos residentes acomodados, la clase business y los servicios de vuelo más caros pueden ser una buena estrategia de precios, en contraposición a una zona con una mayoría de personas de bajos ingresos.