5 Elementos importantes del plan financiero (con consejos)

Los planes financieros son esenciales tanto para los individuos como para los establecimientos comerciales para hacer un seguimiento del crecimiento y el éxito financiero a largo plazo. Los planes financieros suelen incluir secciones importantes que ayudan a los individuos y a las empresas a decidir cómo aplicar estrategias que apoyen los objetivos financieros. Si está creando un plan financiero para usted o para su organización, hay varios elementos esenciales que debe tener en cuenta. En este artículo, cubrimos lo que son los planes financieros y los elementos del plan financiero que debe incluir en su esquema para ayudarle a tomar medidas para lograr sus objetivos.

Aprende a ser planificador financiero

¿Qué es un plan financiero?

Un plan financiero es un documento financiero que detalla las metas, la situación financiera y los planes de acción para alcanzar una meta u objetivo específico. Las empresas y los particulares pueden crear planes financieros para esbozar la trayectoria de su futuro financiero y las medidas que deben tomar para alcanzar los objetivos. En las empresas, un plan financiero es crucial para describir la salud financiera actual de una compañía, proyectar el flujo de caja futuro y analizar los riesgos para el crecimiento financiero y el éxito. Un individuo puede adoptar un enfoque similar al crear un plan financiero, aunque algunos de los elementos pueden diferir de un plan financiero para una empresa.

Relacionado: Cómo Hacer un Plan de Presupuesto en 6 Pasos

Elementos importantes del plan financiero

Tanto si está creando un plan financiero para sus objetivos individuales como un plan para su organización, los siguientes elementos del plan financiero le darán una idea de lo que debe incluir:

Metas y objetivos financieros

Una de las secciones más importantes de un plan financiero es la sección en la que se incluyen los objetivos financieros. En el caso de los particulares, esta sección puede incluir su meta financiera a largo plazo y objetivos específicos a corto plazo que apoyen la consecución de su meta futura. Por ejemplo, si se fija una meta de ganar 500.000 dólares en 15 años, los objetivos a corto plazo que apoyarían esta meta podrían incluir el depósito de fondos en una cuenta de ahorros o la creación de estrategias de inversión. Su plan financiero describe sus objetivos y le ayuda a desglosarlos en un plan de acción con los pasos que piensa dar para lograr sus objetivos.

En los negocios, los objetivos financieros que se fija una empresa difieren de los individuales. Por ejemplo, una empresa que desarrolla un plan financiero puede establecer un objetivo de rentabilidad a largo plazo y luego desglosarlo en objetivos de ingresos a corto plazo. La empresa puede establecer objetivos de cuotas de ventas y estrategias de reducción de costes que apoyen la consecución de los objetivos financieros de la empresa.

Cuentas de resultados

Una cuenta de resultados es la parte de un plan financiero que ofrece detalles sobre la naturaleza de la generación de flujo de caja y los gastos. Las cuentas de resultados, o estados de flujo de caja, se utilizan principalmente en las finanzas de las empresas para registrar las transacciones que suponen ingresos y salidas de efectivo. Estos documentos son esenciales en el plan financiero de una empresa porque las cuentas de resultados describen todas las actividades de flujo de caja, como los ingresos, los beneficios, las pérdidas y los gastos.

Las personas pueden aplicar el concepto de cuenta de resultados para hacer un seguimiento de todos los ingresos y los pagos de los gastos. Si está creando un plan financiero individual, su cuenta de resultados puede incluir los ingresos de su trabajo, junto con los gastos de los que es responsable mensual y anualmente, como los pagos de los servicios públicos, los préstamos y las compras a crédito.

Relacionado: Todo lo que debe saber sobre las cuentas de resultados

Balances

Normalmente, sólo es necesario incluir los balances en un plan financiero empresarial; sin embargo, los particulares pueden aplicar el concepto de seguimiento de los activos, el patrimonio y los pasivos que tengan. En el ámbito empresarial, el balance dentro de un plan financiero incluye los activos de una empresa, como las cuentas por cobrar y el inventario, junto con los pasivos, como las cuentas por pagar o los saldos acreedores. Muchas empresas pueden tener también fondos propios, como ingresos por acciones o ganancias retenidas, que el balance registra dentro del plan financiero.

Las personas que obtienen ingresos externos de inversiones en acciones, bonos o capital inmobiliario también pueden utilizar una plantilla de balance para hacer un seguimiento de estos activos en sus planes financieros. Las personas también pueden hacer un seguimiento de los pasivos, como el dinero que se debe por las acciones o los reembolsos de los intereses de los créditos, dentro de una sección similar de sus planes financieros. Este elemento de un plan financiero también puede ayudar a las personas a planificar la jubilación y la gestión del patrimonio, ya que hace un seguimiento de los activos y pasivos a largo plazo que pueden afectar a su salud financiera general.

Relacionado: Cómo crear un balance (con ejemplos y consejos)

Análisis de riesgos

El análisis de riesgos es esencial tanto para los planes financieros de las empresas como para los individuales. Evaluar los riesgos potenciales que pueden desafiar el crecimiento financiero y el éxito es importante para aplicar estrategias para ahorrar dinero, reducir el gasto y mejorar la situación financiera. En las empresas, un análisis de riesgos financieros suele abarcar factores como el riesgo crediticio, las estrategias de adquisición, la generación de ingresos y los factores económicos que afectan a la capacidad de una empresa para generar beneficios y tener éxito en su mercado.

Los particulares pueden utilizar un análisis de riesgos para anticiparse a los cambios de los factores económicos, como los tipos de interés, los límites de las aportaciones para la jubilación y otros cambios en las aplicaciones de gestión financiera. El análisis de riesgos de los planes financieros individuales puede incluir también una evaluación de los métodos de seguro, las estrategias de gestión del patrimonio y la cobertura de las responsabilidades en caso de efectos adversos del mercado.

Estrategia de inversión

Las estrategias de inversión en los planes financieros de las empresas y de los individuos incluyen enfoques para asignar el dinero que se suma al crecimiento financiero. En una empresa, las estrategias de inversión pueden incluir planes a largo plazo para conseguir asociaciones financieramente beneficiosas, fusiones o adquisiciones de empresas. Otras estrategias de inversión en un plan financiero corporativo pueden describir las estrategias que una empresa utiliza para vender acciones de la compañía, obtener financiación para proyectos y reinvertir los ingresos en las operaciones comerciales. Establecer métodos mejorados de gestión del flujo de caja para lograr el éxito a largo plazo también puede formar parte de las estrategias de inversión de una empresa en su plan financiero.

Un plan financiero individual que incluya estrategias de inversión puede ser muy beneficioso para alcanzar objetivos financieros a largo plazo. Si está creando un plan financiero para usted mismo, considere la posibilidad de aplicar una estrategia de inversión que describa herramientas como las inversiones a largo plazo para la jubilación y la creación de riqueza. Este elemento de un plan financiero puede ayudarle a perfilar cómo aplicar la gestión de las inversiones para alcanzar sus objetivos financieros.

Relacionado: ¿Qué es la gestión de inversiones?

Consejos para crear un plan financiero

Tanto si está creando un plan financiero individual como si está desarrollando un esquema para un plan enfocado a la empresa, tenga en cuenta los siguientes consejos para ayudarle a empezar:

  • Establezca objetivos realistas para lograrlos a largo plazo. Establezca objetivos que pueda medir con regularidad y de los que tenga que rendir cuentas. Establezca controles para supervisar su progreso hacia los objetivos a corto plazo.
  • Manténgase al día sobre las tendencias financieras actuales. Esté al tanto de las normas económicas, los cambios en las aplicaciones financieras (como los métodos de contabilidad), las nuevas tendencias y otras actualizaciones que pueden afectar a sus estrategias financieras.
  • Evalúe su plan financiero con regularidad. Revise su plan financiero de forma constante para evaluar sus métodos y enfoques para lograr los objetivos.
  • Haga cambios cuando sea necesario. Modifique su plan financiero cuando lo necesite para asegurarse de que sus objetivos, estrategias y prácticas están en consonancia con las tendencias y procedimientos financieros actuales.

Te recomendamos

Enfoque de rasgos del liderazgo en el lugar de trabajo

¿Qué es el salario bruto? Definición y cálculos

Cómo escribir una propuesta interna (Con definición y ejemplo)

9 tipos de infraestructura (con ejemplos)

Habilidades del ingeniero de software: Definición y ejemplos

Cómo convertirse en un ingeniero eléctrico