11 Estrategias de aprendizaje cinestésico para el desarrollo profesional

El aprendizaje cinestésico es uno de los cuatro tipos de estilos de aprendizaje definidos por el sistema VARK, que significa Visual, Auditivo, Lector y Cinestésico. El neozelandés Neil Fleming desarrolló el sistema a principios de los años 90 como medio para ayudar a los estudiantes y a otras personas a aprender de forma más eficaz y productiva, ya que las categorías clasifican a los alumnos según sus necesidades específicas.

Con el aprendizaje cinestésico, las personas aprenden de forma más eficaz a través del movimiento físico. En este artículo, definimos el aprendizaje cinestésico, enumeramos algunas características de los alumnos cinestésicos y detallamos algunas estrategias para retener información como alumno cinestésico en el lugar de trabajo.

Relacionado: Estilos de aprendizaje para el desarrollo de la carrera profesional

¿Qué es el aprendizaje cinestésico?

Según VARK, el aprendizaje cinestésico atrae más a las personas a las que les gusta estar activas mientras aprenden. El punto crítico a tener en cuenta en el aprendizaje cinestésico es que la estimulación es crucial para el proceso. Los alumnos cinestésicos se involucran mejor cuando su cuerpo está alerta y en movimiento. Gestionan mejor la información y pueden procesar más rápidamente cuando su cuerpo está ocupado haciendo algo, además de concentrarse específicamente en el material.

En la mayoría de los casos, si un niño se cría aprendiendo de una determinada manera, utiliza los mismos métodos a lo largo de su vida. La eficacia de las estrategias de aprendizaje kinestésico depende del momento en que el individuo las aprende. Por ejemplo, es mucho más difícil reaprender las técnicas de memorización cuando se es adulto que cuando se es niño.

El sistema VARK tiene varios defectos, uno de los cuales es la dependencia de colocar a los alumnos en una sola categoría. Por lo general, los individuos pueden caer en más de una de las categorizaciones del VARK. Sin embargo, probar diferentes métodos del sistema VARK puede ayudarle a encontrar el mejor enfoque para su estilo de aprendizaje único.

Características de los alumnos cinestésicos

Determinar su estilo de aprendizaje suele requerir un nivel de autoconciencia. Entre los rasgos clave de un alumno cinestésico se encuentran:

  • Excelente coordinación mano-ojo
  • Gran memoria motriz
  • Generalmente son buenos para los deportes y la actividad física
  • Niveles de energía elevados

Otros indicios de que podría ser un alumno cinestésico son si:

  • Hacer bien las asignaturas creativas, como el arte o el teatro
  • Disfruta experimentando en aras del conocimiento
  • Reaccione rápidamente a lo que le rodea
  • Son excelentes con las tareas tácticas, como la construcción de modelos 
  • Disfrutar desmontando cosas para ver cómo funcionan
  • Recuerda los pasos necesarios para algo que hayas realizado anteriormente
  • Disfrutar de las escapadas, como los libros o las películas de aventuras

Relacionado: Guía: Cómo elegir una carrera

Estrategias de aprendizaje kinestésico

Muchas aulas y entornos de trabajo no son ideales para los alumnos cinestésicos. Como estudiante kinestésico, es probable que le cueste entender las nuevas funciones del trabajo o quedarse quieto en las reuniones. Si le resulta difícil retener la información o mantenerse concentrado en el trabajo, es posible que pueda beneficiarse de lo siguiente:

1. Trabaja de pie 

Estar de pie te permite flexionar los músculos, lo que afecta a la forma en que tu cuerpo interioriza la información. Si usted’es un estudiante cinestésico, estar de pie mientras trabaja puede traducirse en una mejor comprensión, concentración y retención.

2. Utilice pequeños movimientos para ayudar a concentrarse 

Los pequeños movimientos son ideales para trabajar sin tener que comprometerse con una actividad física extenuante. Algo tan sencillo como hacer rebotar una pelota en el suelo y atraparla puede suponer una distracción suficiente para que tu cerebro retenga la información y se concentre mejor.

3. Incorpore el ejercicio a su jornada laboral 

Dividir tu tiempo en unidades más pequeñas y hacer pequeñas pausas para hacer ejercicio entre las tareas puede tener un efecto positivo en tus capacidades mentales. El aprendizaje kinestésico requiere actividad física para captar los conceptos.

4. Utilizar un subrayador y tarjetas de memoria 

Si estás intentando retener información nueva, el aspecto físico de preparar una ficha o subrayar una frase puede ser suficiente para estimular tu cerebro. A los estudiantes cinestésicos les gusta mover las cosas, y las tarjetas de memoria pueden ayudar a desarrollar un esquema en movimiento que su cerebro puede preferir a las palabras en una página.

5. Aborde los temas de forma creativa 

Dibujar un diagrama en un papel o en una pizarra puede ayudar a la memoria y a la comprensión. Gracias a lo fácil que es crear tu propio contenido con el software de mapas mentales, hacer un storyboard o incluso un vídeo corto puede ayudarte a memorizar y recordar conceptos sin esfuerzo.

6. Utilice la tensión y la relajación 

En lugares en los que no se dispone del lujo del espacio, es posible que haya que recurrir a actividades más limitadas para mantener la atención. Tensar un músculo de la pierna, por ejemplo, y mantenerlo así durante cinco segundos, para luego dejar que se relaje, es una forma útil y tranquila de mantener la concentración. Especialmente en reuniones y entornos de trabajo, es posible que tu atención comience a desviarse tras unos momentos de inactividad. Esta técnica le da a tu cuerpo algo que hacer en un espacio reducido.

7. Utilice el juego de roles

Si tienes problemas para comunicarte o para entender las ideas, intenta utilizar el juego de roles. Representarla puede resultarle más fácil procesar la información y transmitir sus ideas.

Relacionado: ¿Cuáles son los diferentes tipos de formación en el lugar de trabajo?

8. Considere las simulaciones

Las maquetas pueden ser una poderosa herramienta para aprender nueva información. Si puede, intente crear o encontrar simulaciones para practicar tareas en el lugar de trabajo.

Relacionado: ¿Qué es la formación en el trabajo?

9. Recordar acontecimientos pasados

Si tiene problemas para recordar algo, intente recordar un momento en el que haya realizado la tarea anteriormente o haya visto a otra persona realizarla. Intenta recordar todos los aspectos de la tarea con detalle si puedes: la resolución de problemas, cualquier complicación, el cliente y todos los hechos.

10. Practica

Para los alumnos cinestésicos, la práctica es quizá la parte más importante del aprendizaje. Practique repetidamente la tarea y permita que el ensayo y el error le sirvan de herramienta de aprendizaje a usted y a los demás.

11. Buscar vídeos

Intente encontrar vídeos que contengan demostraciones de las tareas con las que se está luchando. Verlo hecho puede ser de gran ayuda, aunque sea a través de una pantalla.

Te recomendamos

Entender qué es una hipótesis nula

11 pasos para encontrar oportunidades en los negocios

Consejos para mejorar su desarrollo profesional

Guía para entender qué es la deslocalización

14 Tipos comunes de madera en la construcción

El Proceso de Escritura: Más de 45 consejos para escribir