Etapas del desarrollo del lenguaje y por qué son importantes

La capacidad de un niño para interactuar con los demás depende del dominio del lenguaje. Si entiendes las fases del desarrollo del lenguaje, podrás identificar y corregir cualquier problema a medida que se produzca.

En este artículo, definimos el desarrollo del lenguaje, explicamos su importancia y esbozamos las principales etapas del desarrollo del lenguaje.

¿Qué es el desarrollo lingüístico?

Los niños aprenden a procesar el habla y a comunicarse a través del desarrollo del lenguaje. Los niños pueden captar poco a poco los patrones del lenguaje y ampliar gradualmente su vocabulario antes de alcanzar la fluidez. El proceso de desarrollo del lenguaje es universal, pero el ritmo de cada niño puede variar. El entorno, el sexo y el desarrollo físico pueden afectar a la capacidad de aprendizaje del lenguaje del niño. Además de estar motivados, los niños deben contar con un entorno estimulante.

Relacionado: Habilidades lingüísticas eficaces en el lugar de trabajo

¿Por qué es importante el desarrollo del lenguaje?

He aquí algunas razones por las que el desarrollo del lenguaje es importante:

Promover la interacción social

El desarrollo del lenguaje desempeña un papel fundamental en la capacidad de un niño para relacionarse con sus amigos, su familia y otros miembros de la sociedad. Un lenguaje bien desarrollado puede mejorar la capacidad de un niño para participar en interacciones sociales, lo que significa que sus habilidades sociales e interpersonales también pueden desarrollarse a medida que aprenden a utilizar el lenguaje de forma eficaz. Es importante prestar atención al desarrollo del lenguaje de los niños para garantizar que puedan funcionar eficazmente en un entorno social.

Mejorar el desarrollo cognitivo

Aprender un nuevo idioma ayuda al desarrollo del cerebro y aumenta la inteligencia y la creatividad de los niños. Los niños que tienen más desarrolladas sus habilidades lingüísticas suelen tener menos riesgo de padecer trastornos cognitivos y les resulta más fácil comprender conceptos básicos, lo que puede ayudarles en la escuela a la hora de aprender a leer y escribir. Por eso, fomentar un desarrollo saludable del lenguaje es importante para promover la capacidad de aprendizaje del niño.

Ayudar a la autoexpresión

El desarrollo del lenguaje permite a los niños expresarse y comunicarse con sus hermanos, padres y niñeras a diario. Fuera de casa, los niños se benefician de las habilidades lingüísticas para expresarse mientras juegan con sus amigos o mientras participan en clase e interactúan con los profesores en la escuela. Cuando los niños pueden expresarse a través del lenguaje, las interacciones sociales y la vida cotidiana les resultan más fáciles.

Relacionado: Cómo incluir los conocimientos de idiomas en tu currículum (con ejemplos)

Potenciar la alfabetización

El desarrollo adecuado del lenguaje es necesario para la alfabetización de los niños, para que puedan comprender los libros y las tareas escolares. También es importante que los niños entiendan las instrucciones de los profesores y el material de la asignatura en clase. Por ejemplo, un alumno sólo puede entender cómo realizar problemas matemáticos básicos si puede identificar y seguir las instrucciones. Si eres un profesor de necesidades especiales, saber cómo ayudar a los alumnos con problemas de desarrollo del lenguaje puede mejorar su capacidad de aprendizaje y su rendimiento académico.

Mejorar la autoestima

Unas habilidades lingüísticas bien desarrolladas pueden ayudar a mejorar la autoestima. Cuando los niños descubren que pueden utilizar sus habilidades lingüísticas con eficacia, pueden tener más motivación para interactuar con los demás. También puede ayudarles a tener más confianza en sus tareas escolares. Si un niño puede comunicarse con sus compañeros, es probable que tenga una mayor autoestima porque puede hacer amigos con más facilidad y también puede tener más éxito a la hora de conseguir trabajo en el futuro. Si usted es psicólogo infantil, por ejemplo, su trabajo puede consistir en ayudar a los niños con problemas de desarrollo del lenguaje a mejorar su autoestima.

¿Cuáles son las etapas del desarrollo lingüístico?

Estas son las principales etapas del desarrollo del lenguaje en los niños:

Primera etapa

La primera fase suele producirse entre el nacimiento del niño y el final de su primer año. Los niños en esta fase no tienen desarrolladas las habilidades lingüísticas, por lo que se comunican con sonidos. Otro nombre para esta etapa es la fase «prelingüística» o «prehabla». Los niños de la primera fase suelen hacer ruidos ininteligibles para intentar comunicarse, como balbuceos o arrullos. También pueden reconocer voces y sonidos, además de expresiones faciales y tonos de voz.

Segunda etapa

La segunda etapa del desarrollo del lenguaje de un niño se produce entre los 1 y los 2 años de edad. Durante este tiempo, sus habilidades lingüísticas suelen haber aumentado lo suficiente como para decir varias palabras. Un niño en esta etapa puede decir «papá» para llamar la atención de su padre. También pueden construir frases de una o dos palabras que suelen tener algún significado. Algunos ejemplos pueden ser

  • Decir «más comida» en la mesa
  • Decir «perrito pequeño» para describir a un perro
  • Decir «gracias mamá» para mostrar aprecio

En la segunda etapa, el niño empieza a comprender los gestos físicos. Por ejemplo, empezarán a entender que un saludo significa adiós y que una señal de saludo significa caminar hacia adelante.

Relacionado: Cómo destacar tus habilidades bilingües en un currículum

Tercera etapa

La tercera fase del desarrollo del lenguaje suele producirse entre los 2 y los 3 años. Esta fase es fundamental, ya que implica que los niños formen frases más largas y transmitan ideas complejas. Por ejemplo, en lugar de decir «no la pelota», un niño puede preguntar: «¿Dónde está la pelota?» Aunque la frase no es 100% correcta desde el punto de vista gramatical, muestra que el niño está mejorando en el uso de estructuras gramaticales de nivel superior. Otros signos de que un niño está pasando por la tercera etapa del desarrollo del lenguaje son:

  • Ampliar el vocabulario: Entre los 2 y los 3 años, el vocabulario del niño medio suele aumentar considerablemente. La mayoría puede utilizar entre 300 y 1000 palabras después de completar esta fase.
  • Reconocer las acciones: El niño puede nombrar acciones básicas, como correr o caminar. Por ejemplo, un niño puede decir «Perro comiendo» o «Miguel corriendo» para explicar acciones.
  • Instrucciones de procesamiento: El niño comienza a formar la capacidad de entender instrucciones básicas durante la tercera etapa. Incluso pueden entender órdenes de dos partes, como «ve a tu mesa y coge tus libros»

Cuarta etapa

La cuarta etapa (de 3 a 5 años) es cuando los niños avanzan en su capacidad de captar significados, procesar información y comunicarse a un nivel superior. Durante esta etapa, el niño puede hacer y comprender frases largas, discernir instrucciones complejas y expresarse con mayor claridad.

Los signos de que los niños están pasando por la cuarta fase del desarrollo del lenguaje son:

  • Ampliar el vocabulario: El vocabulario del niño suele aumentar hasta unas 1.500 palabras o más. Pueden ser capaces de nombrar formas y colores e identificar objetos por su categoría.
  • Siguiendo las discusiones: Los niños en esta etapa pueden escuchar las conversaciones a su alrededor y extraer significados. Por ejemplo, el niño puede entender cuando alguien le hace un cumplido.

Quinta etapa

En la mayoría de los casos, esta etapa dura entre los 5 y los 7 años, aunque puede variar. En este momento, el niño debería tener un vocabulario más amplio y saber reconocer y corregir errores en su uso del lenguaje. También aumentará el uso de palabras descriptivas y de oraciones complejas, entenderá los significados figurados y hará preguntas detalladas.

La quinta etapa suele ser la última fase importante en el desarrollo del lenguaje para la mayoría de los niños, aunque pueden producirse pequeñas mejoras a medida que siguen creciendo. Si las habilidades lingüísticas de un niño siguen estando en un nivel básico en este momento, puedes considerar la posibilidad de recomendar a los padres que consulten a un profesional del habla y el lenguaje para que les asesore.

Relacionado: Habilidades del traductor: Definición y ejemplos

Consejos para mejorar el desarrollo del lenguaje

A continuación, te mostramos cómo puedes mejorar el desarrollo lingüístico de un niño':

  • Leer libros en voz alta: Leer libros en voz alta a los niños pequeños les expone a nuevas palabras y estructuras de frases, lo que mejora su capacidad de aprendizaje del lenguaje. Si enseñas o trabajas con niños en esta etapa de desarrollo del lenguaje, puedes programar sesiones de lectura de libros con ellos y pedirles que intenten leer las palabras para poner a prueba sus habilidades lingüísticas.

  • Converse con regularidad: Hablar con los niños es otra táctica útil para mejorar sus habilidades lingüísticas. Aunque no puedan responder, escuchar repetidamente ciertas afirmaciones puede facilitarles la reproducción de las palabras más adelante.

  • Dar el apoyo y el estímulo adecuados: Animar a los niños a lo largo del proceso de desarrollo del lenguaje mejora su confianza y les ayuda a aprender a un ritmo más rápido. Cuando cometan errores, considere la posibilidad de corregirlos de forma alentadora y mostrarles la pronunciación o la gramática adecuadas.

  • Limite el tiempo de pantalla: Puede ser una buena idea evitar permitir el exceso de tiempo de pantalla, ya que puede interferir con el aprendizaje de idiomas. Esto se debe a que los dispositivos como la televisión y los teléfonos inteligentes carecen de interacción, que es un factor importante en el desarrollo del lenguaje.

  • Dar el control a los niños: Durante las conversaciones con los niños, deje que ellos controlen el flujo o el tema de las discusiones. Hacerles participar en este tipo de conversaciones puede mejorar su capacidad para formar sus propias frases e ideas.