Cómo dar un feedback eficaz a un mentor

Un mentor puede ayudar a aumentar tu rendimiento laboral y proporcionarte nuevas y valiosas habilidades para desarrollar tu carrera. Los mentores suelen proporcionar retroalimentación para determinar si usted' está cumpliendo los objetivos que ambos se han fijado, pero también puede ofrecerles retroalimentación sobre su estilo de mentor y sus habilidades para que ellos también puedan mejorar.

Esto puede fortalecer su relación con su mentor y puede permitirle aprender más sobre su estilo de trabajo. En este artículo, analizamos por qué es importante dar feedback a un mentor, cómo dar feedback a un mentor y proporcionamos consejos para dar feedback efectivo en general.

¿Por qué es importante dar feedback a un mentor?

Dar retroalimentación a un mentor es importante porque puede ayudar al mentor a aprender lo que está funcionando para que pueda mejorar su tutoría. Un alumno quiere aprender a tener éxito, y un mentor quiere aprender a guiarle y ayudarle a prosperar. Mientras que los mentores pueden ofrecer consejos para el desarrollo de la carrera y el crecimiento personal, los alumnos pueden evaluar los puntos fuertes y las habilidades de su mentor. Gracias a esa retroalimentación, su mentor puede determinar si le está proporcionando la orientación, la experiencia laboral o las habilidades que necesita y puede ayudarle a entender cómo responde usted a su estilo de tutoría.

Relacionado: Relacionado: 4 formas en que el feedback mejora el rendimiento en el trabajo

Cómo dar feedback a un mentor

Aquí tienes seis pasos sobre cómo dar feedback a un mentor:

1. Establezca un calendario de sesiones

Hazle saber a tu mentor que quieres incorporar la retroalimentación mutua en vuestra relación y determina la frecuencia con la que puedes proporcionársela. Si tiene la posibilidad, programe algo de tiempo por adelantado. Esto puede ayudar a que tanto usted como su mentor se preparen eficazmente para las reuniones, dándole la oportunidad de generar una retroalimentación lógica y completa. Demostrar a tu mentor que respetas su tiempo y sus obligaciones también puede ayudarle a ser receptivo a tus comentarios.

Relacionado: Relacionado: 8 Temas de discusión de la tutoría

2. Establezca algunas pautas para la retroalimentación

Puedes crear un documento para perfilar los términos de la retroalimentación, incluyendo las preguntas que tengas y los objetivos que ambos queráis seguir. Si usted y su mentor eligieron la relación, puede ser útil tener una conversación informal y permitirle determinar su alcance y tono. Este tipo de conversación puede ofrecer oportunidades únicas para desarrollar una sólida relación, lo que puede ayudar a reforzar la confianza cuando se da la retroalimentación.

Relacionado: Guía para utilizar los programas de tutoría de la empresa

3. Cree un esquema de temas a tratar

Describe tus observaciones y pensamientos sobre tu mentor. Intenta documentar cualquier consejo especialmente útil que haya compartido o quizás tus reflexiones sobre sus esfuerzos de tutoría durante un proyecto. Organiza esta información en un formato legible para leer y reformular en voz alta. A algunas personas les resultan útiles las viñetas, mientras que otras pueden utilizar un tamaño de letra mayor. Su mentor puede apreciar una retroalimentación que sea específica y constructiva, y tener este esquema disponible puede ayudarle a proporcionarla.

He aquí algunas preguntas que puedes hacerte al reflexionar sobre tu mentor:

  • ¿Cómo te ha ayudado su orientación a crecer en el campo?
  • 5. ¿Cuál es tu aspecto favorito de su estilo de tutoría?
  • ¿Existen áreas que podrían beneficiarse más de su apoyo?
  • ¿De qué manera ha incorporado los comentarios de su mentor?
  • ¿Qué opinas de su estilo de comunicación?

Relacionado: Las mejores prácticas para dar retroalimentación constructiva

4. Decida la duración de la sesión

Determine la duración de la sesión de feedback. Ten en cuenta el horario de tu mentor y la variedad de temas que quieres tratar para tener tiempo suficiente para discutir lo que has preparado. Puedes planear dar la retroalimentación después de recibir la tuya o concertar una cita por separado. Puede ser útil tener una conversación rápida sobre qué acuerdo prefiere cada uno.

5. Abordar las preocupaciones lo antes posible

Abordar las preocupaciones a medida que surgen puede ayudarle a aumentar la productividad durante las sesiones de retroalimentación y a comunicarse más eficazmente con su mentor. Si tiene información que aclare la preocupación, compartirla con su mentor puede ayudarles a trabajar juntos para encontrar posibles soluciones, y su mentor puede apreciar su proactividad y respeto por su experiencia.

6. Expresar el agradecimiento por la orientación

Intente empezar y terminar las sesiones de feedback con comentarios edificantes. Reconocer sus esfuerzos como mentor y el trabajo realizado en tu nombre demuestra que aprecias su orientación y te preocupas por su propio crecimiento profesional.

Puede que tu mentor tenga mucha experiencia en aceptar críticas, pero la mayoría de la gente responde bien a los comentarios que tienen un elemento alentador. Puedes contarle una situación en la que sus consejos te hayan ayudado a decidir un curso de acción o explicarle diferentes formas en las que hayas podido incorporar sus comentarios a tu trabajo.

Relacionado: Carta de agradecimiento al mentor (con ejemplos y consejos)

Consejos para proporcionar una retroalimentación eficaz

Proporcionar una retroalimentación eficaz puede ayudarle a obtener los resultados que desea. Tenga en cuenta estos consejos:

  • Establezca un vínculo con ellos: Desarrollar la confianza puede crear un entorno amistoso para ofrecer comentarios. Tenga en cuenta sus preferencias a la hora de compartir información personal, pero también intente mostrar interés por su vida y sus antecedentes.

  • Sea específico: Los hechos concretos y las descripciones pueden ser más útiles que las declaraciones generales sobre una situación. Intente proporcionar dos o más ejemplos para aclarar sus puntos.

  • Mantén la sencillez: Elegir unos pocos temas importantes para discutir puede darle el tiempo necesario para abordar cada uno de ellos en su totalidad.

  • Reunirse en privado: Celebra la sesión en el despacho de tu mentor o en otro lugar privado para darle feedback, de modo que puedas centrarte en lo que dices y tu mentor pueda centrarse en escucharte.

  • Utilice un lenguaje en primera persona: Al hablar de sus sentimientos desde su perspectiva y utilizar las declaraciones "Yo", puede mantener la discusión centrada en cómo se siente y no en otras perspectivas.

  • Permite hacer un seguimiento de los progresos: Si tiene varias sesiones de retroalimentación, puede abordar su retroalimentación anterior para ver cómo ha respondido la otra persona y si hay algún ajuste que alguna de las dos quiera hacer.

  • Ser adaptable: Algunas situaciones se beneficiarían de una atención rápida. En esas circunstancias, puedes ponerte en contacto con la otra persona para ver si está disponible para hablar cuanto antes.

Te recomendamos

¿Qué es un análisis competitivo?

11 Consejos para mejorar los resultados de las ventas de consultoría

Cómo hacer una teleconferencia con teléfonos móviles (iPhone y Android)

Ejemplo de Política de Viajes Corporativos (Más 7 Pasos para Redactar una)

12 Desafíos de los equipos virtuales y cómo mejorarlos

Rasgos de personalidad organizados en el lugar de trabajo