7 pasos para ayudar a tomar decisiones efectivas (con consejos)

A lo largo de su carrera, los directivos suelen tener que tomar una serie de decisiones que afectan al éxito de sus empresas. Un directivo con talento suele seguir un determinado procedimiento para tomar decisiones que beneficien a su empresa, pero a algunos les puede costar tomar decisiones fundamentadas. Estudiando varios enfoques y empleándolos según convenga, los directivos pueden elegir una solución que mejore su empresa y el entorno laboral de sus trabajadores.

En este artículo, repasamos qué es la toma de decisiones, enumeramos algunos consejos para tomar mejores decisiones y explicamos siete pasos que se pueden seguir para tomar buenas decisiones.

¿Qué es la toma de decisiones?

La elección de la solución más adecuada a un dilema se conoce como toma de decisiones. Tanto si se trata de pequeñas elecciones, como qué color de bloc de notas utilizar, como de grandes elecciones, como en qué ciudad construir su nueva fábrica, la toma de decisiones implica elegir la solución adecuada. Si la decisión afecta a muchos trabajadores, los directivos pueden utilizar una amplia gama de enfoques para tomar sus decisiones. Aunque tomen sus decisiones de diferentes maneras, los directivos con éxito suelen poseer las habilidades necesarias para evaluar y elegir las soluciones más adecuadas a los problemas.

Relacionado: Metodologías para la toma de decisiones (con definiciones y ejemplos)

Consejos para directivos sobre la toma de decisiones

Los directivos pueden seguir diferentes métodos de toma de decisiones, pero aquí hay algunos consejos que pueden beneficiar a cualquier método:

  • Fomentar la cooperación en lugar de la competencia entre los implicados en un proceso de toma de decisiones.
  • Defina y tenga en cuenta sus objetivos más amplios para que las decisiones actuales los respalden.
  • Utilizar la escucha activa cuando los demás hacen sugerencias.
  • Recuerde que la toma de decisiones requiere repetición.
  • Practique su estilo de toma de decisiones para descubrir sus puntos fuertes y débiles.
  • Ser flexible.
  • Encuentra formas de aliviar el estrés, especialmente si una decisión es importante o afecta a muchas personas.
  • Procure ser objetivo cuando considere sus opciones.

Relacionado: 12 maneras de tomar mejores decisiones

7 pasos de un proceso de toma de decisiones eficaz

Muchos directivos tienen su propio proceso de toma de decisiones que les funciona bien, ya que hay muchas maneras de tomar una decisión. Un proceso que podría seguir incluye los siguientes siete pasos:

1. Identificar un problema

Antes de empezar a resolver un problema, es importante identificar exactamente cuál es el problema. Resolver un problema sin entenderlo primero puede llevar a una decisión que no aborde completamente la cuestión. Por ejemplo, si su empleado afirma que las ventas han disminuido, es importante identificar la causa antes de decidir cómo abordarla. Si asume sin investigar que la causa es la falta de conocimiento de la marca y busca una solución para resolver esta cuestión, puede pasar por alto el verdadero problema de un nuevo competidor con precios más bajos.

2. 3. Investigación

A veces, es posible que no tenga toda la información necesaria para tomar una decisión. En estas situaciones, dedique algo de tiempo a aprender más sobre el tema. Si está decidiendo entre dos empresas que prestan el mismo servicio, busque reseñas de cada una de ellas o pregunte a sus colegas si conocen a alguien que tenga experiencia personal con alguna de ellas. Otra solución podría ser consultar a alguien que tenga conocimientos o experiencia en un determinado tema, si es posible.

3. Enumerar todas las soluciones posibles

El siguiente paso es considerar todas las posibles decisiones que podrías tomar para resolver un problema. Cuando se considera algo que sólo tiene unas pocas opciones, como elegir entre cuatro proveedores para un nuevo producto, este paso puede no requerir mucho tiempo o reflexión. Este paso es más beneficioso cuando una decisión tiene muchas soluciones potenciales, pero sigue siendo importante para cualquier decisión.

Un paso útil que puede dar es llevar a cabo sesiones de lluvia de ideas con todos los implicados en el proceso de toma de decisiones. Durante la sesión, considere la posibilidad de animar a todos a aportar el mayor número posible de ideas e intente valorar cada una de ellas. Incluya a los afectados por la decisión en la medida de lo posible, ya que pueden poseer más información y soluciones que usted no podría desarrollar.

Relacionado: Cómo llevar a cabo una sesión de brainstorming eficaz

4. Incluya a cada miembro de su equipo

Al incluir a otros empleados, invitas a que se presenten diferentes perspectivas y puntos de vista que quizá no habrías considerado solo. Esto puede ser útil cuando se decide sobre algo que está fuera de su área de experiencia. Además, es más probable que los empleados apoyen una idea que han ayudado a decidir que una decisión que no ha contado con sus aportaciones.

5. Definir los posibles resultados de cada solución

El siguiente paso consiste en evaluar cada una de las posibles ideas que tenga. Considere la posibilidad de determinar cuáles son viables para que su empresa las lleve a cabo. Por ejemplo, una solución que requiera gastar la mitad del presupuesto de la empresa probablemente no sea factible, pero una que requiera contratar a unos cuantos contratistas podría serlo. Una vez que tenga una lista de posibles soluciones, compare los pros y los contras de cada una. Esto ayuda a determinar qué soluciones tienen el mayor número de ventajas y el menor número de inconvenientes.

Relacionado: Cómo crear una lista de pros y contras significativa

6. Elija la mejor opción

Una vez que sepas qué opciones son posibles y más beneficiosas, elige la que más posibilidades tenga de resolver tu problema. Recuerda que las decisiones se toman en función de la información que tienes actualmente, así que en lugar de buscar la solución perfecta, apunta a una que resuelva el problema y ayude a tu empresa en el presente.

Por ejemplo, si está tratando de seleccionar una fábrica para producir su nueva línea de jabones de baño, puede considerar múltiples factores, como el precio, la calidad y la reputación de la empresa. Si encuentra una empresa que tiene un precio razonable, alta calidad y una reputación positiva, elija esa empresa en lugar de gastar más de su limitado tiempo de búsqueda.

7. Evaluar el resultado

Después de decidir e implementar una solución, siga analizando su decisión para determinar cómo resuelve el problema que tenía inicialmente. Por ejemplo, si decide contratar a un asistente para su departamento de contabilidad con el fin de disminuir su carga de trabajo y reducir las horas extraordinarias, considere la posibilidad de hacer un seguimiento del departamento un mes después para ver si realmente han trabajado menos horas extraordinarias. Esto puede ayudar a determinar si su decisión fue efectiva o por qué no lo fue.