¿Qué es la gestión empresarial y cómo funciona? (con tipos)

La gestión corporativa es un aspecto importante de la dirección de una empresa. Incluye el protocolo para que los empleados informen a sus supervisores, el sistema de reconocimiento de los empleados por su trabajo y la jerarquía de los puestos de liderazgo. Entender la gestión corporativa y el papel que tiene dentro de una empresa u organización puede ayudar a su equipo a tener éxito. En este artículo, analizamos la definición y los tipos de gestión corporativa, los pasos para crear la estrategia y los consejos para establecer su propio enfoque de gestión.

Su guía completa para crear experiencia de gestión

¿Qué es la gestión empresarial?

La gestión empresarial es el proceso de gestión de una organización. Implica la recopilación de información con fines de planificación y toma de decisiones y, a continuación, la aplicación de estrategias que puedan ayudar a la organización a alcanzar sus objetivos. La gestión empresarial incluye tareas como la planificación, la dirección, la organización y el control de las operaciones de una empresa. Las organizaciones suelen utilizar títulos de dirección y delegar tareas que pueden incluir la gestión diaria de la empresa, la planificación estratégica y el desarrollo empresarial.

La dirección de las empresas y su personal directivo se aseguran de cumplir los objetivos de la empresa. También controlan y planifican el desarrollo futuro de la empresa. Los puestos de dirección corporativa pueden incluir:

  • Director General (CEO) : Al ser el cargo directivo de mayor rango en una empresa, el director general toma todas las decisiones importantes con una aportación limitada de los demás.

  • Presidente : Un presidente es el jefe del consejo de administración que supervisa el funcionamiento de la empresa y toma las decisiones.

  • Director de Operaciones (COO) : Un director de operaciones gestiona el día a día de una empresa y puede ocupar el segundo puesto de dirección más alto.

  • Director general : Los directores generales pueden dirigir departamentos específicos y depender directamente de la dirección de la empresa.

Relacionado: Guía para la gestión de personas: Definición, consejos y habilidades

¿Cómo funciona la gestión empresarial?

La gestión empresarial incluye el control de las actividades de una organización para alcanzar sus objetivos. Un objetivo principal de la gestión empresarial puede ser maximizar la rentabilidad creando estrategias que fomenten la productividad, el trabajo de calidad y las relaciones positivas entre los empleados. Los directivos que entienden la misión de su empresa pueden crear un plan estratégico para cumplir los objetivos. También pueden tener en cuenta diversos factores que afectan a la organización, como las tendencias del mercado y los cambios del sector.

El proceso de gestión empresarial puede ser vital para ayudar a una organización a cumplir sus objetivos. Los gestores corporativos pueden llevar a cabo las siguientes tareas:

  • Crear y mantener un presupuesto
  • Contratación de empleados
  • Comunicación con la dirección y el personal
  • Crear una estrategia de gestión corporativa para cumplir los objetivos de la empresa
  • Supervisar las decisiones de la dirección para que sean coherentes con la política de la empresa, la declaración de la misión y los valores fundamentales.

Tipos de modelos de gestión corporativa

Existen muchos tipos de modelos de gestión empresarial que pueden ser utilizados por las empresas:

Modelo japonés

El modelo japonés es un sistema de gestión basado en los resultados que se centra en la consecución de objetivos tangibles y medibles. Puede aplicarse a cualquier circunstancia, ya sea una pequeña empresa o una gran corporación. El modelo puede tener éxito por sus constantes actualizaciones, su sencillez y la retroalimentación que proporcionan los participantes.

Modelo alemán

El modelo de gestión alemán es una forma única de liderar. Todos los niveles de la organización asumen la responsabilidad colectiva del éxito y el fracaso. El modelo de gestión alemán se centra en los valores fundamentales, que son verdades evidentes que todo individuo sigue.

Modelo anglo-estadounidense

El modelo anglo-estadounidense puede ser democrático y receptivo porque separa el poder entre los gerentes y los directores en los consejos internos o externos, con cierta representación externa para la equidad. El consejo de administración de la empresa incluye miembros de dentro de la empresa y de fuera para crear un proceso de toma de decisiones equilibrado.

Relacionado: Cómo ser un mejor gestor en 8 pasos

Cómo crear una estrategia de gestión empresarial

A medida que las empresas se enfrentan a cambios en la tecnología y en las demandas de los clientes, es posible que necesiten revisar su estrategia de gestión empresarial con frecuencia, lo que puede garantizar que sigan siendo competitivas en sus sectores. He aquí algunos elementos que deben tenerse en cuenta a la hora de desarrollar su sistema de gestión:

1. Evaluar el negocio

Una estrategia de gestión corporativa puede comenzar con una evaluación de los puntos fuertes, los puntos débiles y las oportunidades de la organización. Organizar una reunión con la dirección de la empresa y el consejo de administración para discutir los ingresos actuales de la empresa y cómo mejorar los procesos. Cree una lista de objetivos con resultados para actualizar la estrategia de gestión corporativa de su empresa.

2. Establecer objetivos

El siguiente paso es establecer objetivos basados en la evaluación de la empresa. La organización puede centrar estos planes de acción en la consecución de objetivos de gestión empresarial, como la rentabilidad o la cuota de mercado. Las medidas objetivas pueden incluir métricas financieras, como el rendimiento de la inversión. La empresa también puede querer controlar las medidas subjetivas, como las encuestas de satisfacción de los empleados. Considere la posibilidad de recompensar al personal directivo con una bonificación u opciones sobre acciones por alcanzar los objetivos de la empresa.

3. Determinar las directrices generales de incorporación

Para garantizar el éxito de la dirección y el personal, determine las directrices generales para la incorporación. Los directivos pueden utilizar el proceso de incorporación como una oportunidad para establecer las expectativas de los nuevos empleados. Los directivos pueden pedir a sus nuevos empleados que completen una lista de comprobación de orientación para asegurarse de que conocen las ventajas y la cultura de la organización. Al establecer normas para las nuevas contrataciones, el equipo directivo puede asegurarse de que todos los miembros del equipo entienden la estructura de gestión de la empresa.

4. Crear políticas de empresa

Es importante asegurarse de que su empresa crea y sigue políticas que comparten información sobre los procedimientos y los objetivos generales para colaborar con la dirección. Para ayudar a los directivos a actualizar las políticas de la empresa, he aquí algunos consejos que pueden seguir:

  • Haz un documento normativo con toda la información relevante en un solo lugar.
  • Envíe regularmente las políticas de la empresa a los empleados para verificar que cada miembro del equipo entiende los objetivos de la empresa.
  • Fomentar los comentarios de los miembros del personal directivo para mejorar las políticas y los procedimientos.

5. Actualizar las estrategias de gestión según sea necesario

Supervisar y ajustar la estrategia de gestión según sea necesario. Por ejemplo, si la empresa experimenta un cambio importante en su entorno o la dirección corporativa necesita redefinir los objetivos debido a las cambiantes condiciones del mercado, puede ser útil revisar la estructura de la organización. Organice reuniones periódicas para actualizar las políticas y verificar que la estrategia de gestión funciona.

Relacionado: Habilidades de gestión: Definición y ejemplos

Consejos para la dirección de la empresa

A los directivos de empresas les puede resultar útil seguir desarrollando sus capacidades de liderazgo y colaborar con otros. Otros consejos para la gestión empresarial que pueden ser útiles son

  • Sea flexible en su estilo de dirección, ya que las personas trabajan de forma diferente.
  • Establezca expectativas claras para que los empleados sepan qué pueden hacer y cómo pueden abordar las situaciones.
  • Pida opiniones y escuche lo que dicen los empleados sobre las políticas de la empresa para mejorar y agilizar las funciones.

Te recomendamos

Cómo solicitar una reunión con su jefe

Cómo convertirse en un analista de seguridad cibernética en 2021

9 Estrategias de mejora de procesos

Análisis PEST: Qué es y cómo utilizarlo

Investigación empírica (y cómo aplicarla en los negocios)

10 estrategias para superar las objeciones en las ventas