Johnnie Walker

Logotipo Johnnie Walker

Historia de Johnnie Walker, perfil y vídeo histórico

Más información

John ‘Johnnie’ Walker comenzó a dirigir una tienda de comestibles en Kilmarnock en 1819. John empezó a comerciar con tés y especias del Nuevo Mundo – sabores ricos y excitantes que requerían oficio y habilidad para aprovecharlos y equilibrarlos. Se le daba bien y con el tiempo empezó a aplicar sus recién adquiridas habilidades a la creación de mezclas de whisky. Al ver la popularidad de sus whiskies entre los lugareños, John lanzó su propia marca de whisky, Walker’s Kilmarnock Whisky. Los bulliciosos puertos de Glasgow y Greenock abrieron las puertas a un próspero comercio de importación y exportación, que puso en marcha el negocio del whisky Johnnie Walker. En 1860, el hijo de John&#8217, Alexander, dio a conocer la icónica botella cuadrada, para que se pudiera transportar más fácilmente y con menos roturas. En 1870, su etiqueta se inclinó, permitiendo incluir más texto. El diseño, al igual que el whisky, era innovador, icónico y deseable.

El hijo de Alejandro, Alejandro II, desarrolló la mezcla de Etiqueta Roja combinando whiskies ligeros con expresiones oscuras de turba. La marca obtuvo su primera autorización real en 1934, y hoy en día la gama comprende diferentes expresiones de la visión de Johnnie Walker, con Johnnie Walker Red Label que se suma a Johnnie Walker Black Label, Johnnie Walker Double Black Label, Johnnie Walker Gold Label Reserve, Johnnie Walker Platinum Label y Johnnie Walker Blue Label. El carácter delicioso y redondo de estos grandes whiskies puede disfrutarse solo, saboreado con hielo o con un chorrito de agua. Cada whisky Johnnie Walker es una mezcla de extraordinaria profundidad y sabores grandes y audaces. Explore las expertas mezclas de esta gran casa de whisky.“

La historia de Johnnie Walker

Metro a Wood Lane a cualquier lugar: Exposición Internacional de Publicidad en White City, del 29 de noviembre al 4 de diciembre de 1920. Cartel publicitario de Frederick Charles Herrick para el transporte del metro de Londres a una exposición en White City, que muestra un conjunto de personajes que representan diversas marcas y emblemas publicitarios, entre ellos Bibendum, el Hombre Michelín; Johnnie Walker; y la Chica Kodak, en una estación de metro que muestra carteles publicitarios.

Originalmente conocida como Walker’s Kilmarnock Whisky, la marca Johnnie Walker es un legado que dejó John “Johnnie” Walker después de empezar a vender whisky en su tienda de ultramarinos en Ayrshire, Escocia. La marca se hizo popular, pero tras la muerte de Walker en 1857, fueron su hijo Alexander Walker y su nieto Alexander Walker II los principales responsables de establecer el whisky como una marca popular. Bajo el mando de John Walker, las ventas de whisky representaban el 8% de los ingresos de la empresa; cuando Alexander estaba preparado para traspasar la compañía a sus propios hijos, esa cifra había aumentado a entre el 90% y el 95%.

Antes de 1860, era ilegal vender whisky mezclado. Durante esa época, John Walker vendió varios whiskies, especialmente su propio Walker’s Kilmarnock. En 1865, el hijo de John, Alexander, produjo su primera mezcla, Walker’s Old Highland.

Alexander Walker introdujo la icónica botella cuadrada en 1870. Esto permitió que más botellas cupieran en el mismo espacio y que se rompieran menos. La otra característica identificativa de la botella de Johnnie Walker es la etiqueta, que se aplica en un ángulo de 24 grados y permite que el texto sea más grande y visible.

De 1906 a 1909, los nietos de John&#8217, George y Alexander II, ampliaron la línea e introdujeron los nombres de colores. En 1908, cuando James Stevenson era el director general, se produjo una especie de cambio de marca. El whisky pasó de llamarse Walker’s Kilmarnock Whiskies a Johnnie Walker Whisky. Además, se creó el eslogan, “Born 1820-Still going Strong!” junto con el logotipo Striding Man, una figura que se utiliza en sus anuncios hasta el día de hoy, creada por el ilustrador Tom Browne, en honor al fundador, y a la que se le dio el mismo nombre.

Johnnie Walker White se dejó de fabricar durante la Primera Guerra Mundial. En 1932, Alejandro II añadió Johnnie Walker Swing a la línea, nombre originado por la inusual forma de la botella, que le permitía balancearse hacia adelante y hacia atrás.

La empresa se unió a Distillers Company en 1925. Distillers fue adquirida por Guinness en 1986, y Guinness se fusionó con Grand Metropolitan para formar Diageo en 1997.

Johnnie Walker ya no se mezcla en Kilmarnock, y no lo ha hecho durante muchos años. Los almacenes de depósito y las oficinas de la empresa (ahora autoridad local) todavía pueden verse en Strand Street y John Finnie Street.

El 1 de julio de 2009, Bryan Donaghey, director general de Diageo para el suministro global de Escocia, anunció que Diageo tenía la intención de cesar la producción en la planta de Kilmarnock. En el marco de un programa de reestructuración en toda Escocia, la producción se trasladaría de la sede original de la marca a las plantas de Diageo en Leven (Fife) y Shieldhall (Glasgow).

La noticia del cierre previsto suscitó una amplia atención y condena por parte de los medios de comunicación. Tras la decisión, se llevó a cabo una campaña pública para intentar persuadir a Diageo de que revocara esta decisión. Sin embargo, el 9 de septiembre de 2009 Diageo declaró que tenía la intención de seguir adelante con el traslado de Kilmarnock y que el asunto estaba “cerrado”.

La planta de Johnnie Walker, el mayor empleador de la ciudad de Kilmarnock, cerró sus puertas en marzo de 2012.

*Información de Uk.thebar.com y Wikipedia.org

**Vídeo publicado en YouTube por “Best Commercials“

Más empresas:


¿Las conoces?

OmronAttijariwafa BankEvergrande GroupSwedbankSumitomo Mitsui Trust Holdings IncPrologis