Margen Variable: Definición y Cálculo

Antes de decidir el precio de venta de un producto, es útil calcular el margen variable. Hacerlo puede ayudarle a fijar los precios de forma más estratégica y de manera que beneficie a su negocio a largo plazo. En este artículo, definimos el margen variable, enumeramos los pasos para calcularlo y explicamos la diferencia entre el margen variable y el margen bruto.

¿Qué es el margen variable?

También conocido como margen de contribución variable o margen de contribución, el margen variable se refiere al margen que resulta de restar los costes de producción variables de los ingresos. Mientras que el margen variable tiene en cuenta los costes variables de un producto, no tiene en cuenta los costes fijos asociados.

Relacionado: Qué es el margen de contribución y cómo calcularlo

¿Por qué hay que calcular el margen variable?

Puede utilizar el margen variable para tomar decisiones más estratégicas sobre los precios de sus bienes y servicios. He aquí algunas formas en las que el cálculo del margen variable resulta beneficioso:

Ayuda a tomar decisiones de precios

Puede utilizar el margen variable para ayudar a examinar los costes de producción variables. Por ejemplo, cuando tiene un margen variable bajo o negativo, significa que su producto o negocio puede no ser tan rentable como esperaba. Por ello, lo mejor es ajustar su nivel de precios de venta actual.

Evaluar la rentabilidad del artículo

Aunque no debería utilizar el margen variable para determinar la rentabilidad global de la empresa, puede utilizarlo para evaluar la rentabilidad de un artículo concreto y determinar la mejor manera de mejorar su rentabilidad. Basándose en su evaluación, puede decidir mejorar su rentabilidad aumentando el precio del producto o reduciendo los costes variables de producción.

Resuelve los cuellos de botella

Cuando quiera resolver puntos de congestión en una línea de producción, puede utilizar la contribución variable para determinar qué productos de los que ofrece son los más rentables y, por tanto, merece la pena seguir produciendo. Los productos con altos márgenes variables entran en esta categoría.

Ayuda al análisis del punto de equilibrio

El cálculo del margen variable puede ayudarle a determinar el punto de equilibrio—el punto en el que una empresa cubre sus gastos fijos y no obtiene beneficios. Para ello, divide el total de gastos fijos entre el ratio de margen variable. Cuando se calcula el punto de equilibrio en unidades, se puede determinar la cantidad que se necesita vender para alcanzar el punto de equilibrio.

¿Qué son los costes variables?

Los costes variables se refieren a los gastos directos e indirectos de la producción y venta de los bienes o servicios de una empresa. Hay que tener en cuenta que los costes variables varían en función del número de productos o servicios que vende una empresa. Por lo tanto, los costes variables aumentan a medida que aumenta la producción y disminuyen cuando se reduce el volumen de producción. Estos son algunos ejemplos de costes variables:

  • Materiales directos necesarios para producir los productos y servicios
  • Suministros necesarios para mantener la maquinaria de producción
  • Costes laborales por unidad
  • Comisiones
  • Salario facturable
  • Costes de transporte de entrada y salida

En comparación, los costes fijos se refieren a los gastos que no cambian cuando hay cambios en el volumen de bienes y servicios producidos. Por ejemplo, los gastos únicos de artículos como la maquinaria se consideran un coste fijo, ya que permanecen igual independientemente del número de productos vendidos.

Relacionado: Costes fijos frente a costes variables: Definiciones y ejemplos

Fórmula del margen variable

Antes de calcular el margen variable, es necesario conocer el precio de venta del producto o servicio y los costes variables. Una vez que tenga estas dos cifras, utilice la siguiente fórmula para calcular el margen variable:

Precio de venta – costes variables = margen variable

Cuando quiera calcular el margen variable en forma de ratio, utilice la siguiente fórmula:

(Precio de venta – costes variables)/ingresos por ventas = ratio de margen variable

Relacionado: Coste Variable: Definición y ejemplos

Cómo calcular el margen variable

Ahora que entiende el margen variable y su fórmula, puede empezar a calcular el margen de su negocio. Realizar este cálculo puede ayudarle a comprender mejor el concepto y sus diversos usos. Para calcular el margen de contribución variable de un producto o servicio, siga los siguientes pasos:

1. Hallar el precio de venta del producto o servicio

Para empezar el cálculo, determine el precio de venta de un artículo o servicio concreto. Por ejemplo, supongamos que una empresa ofrece un par de pantalones por 10 dólares. El precio de venta en este caso es de 10 dólares.

2. Determinar los costes variables

Encuentre los costes variables y tenga en cuenta que estos costes se refieren a los que varían directamente en relación con el número de unidades vendidas. Por ejemplo, si está calculando el margen variable de un producto, sus costes variables pueden incluir las comisiones y los materiales directos, mientras que los costes variables de los servicios pueden incluir las comisiones, los impuestos sobre la nómina y el coste de la mano de obra.

3. Resta los costes variables del precio de venta del producto o servicio

Utiliza la siguiente ecuación y las cifras de los dos primeros pasos para resolver el margen variable:

Precio de venta – costes variables = margen de contribución variable

Tenga en cuenta que también puede utilizar esta fórmula como ratio para llegar a un porcentaje. Para ello, divida la diferencia de arriba por el precio de venta:

(Precio de venta – costes variables) / precio de venta = margen de contribución variable

Asegúrese de excluir los gastos generales de la fábrica, como el alquiler o el mantenimiento de la maquinaria, así como los gastos administrativos y de venta.

Ejemplos de cálculos de márgenes variables

Para comprender mejor la contribución variable, considere los dos ejemplos siguientes:

Ejemplo 1

Supongamos que se quiere determinar el margen de contribución variable relacionado con la venta de un nuevo producto. El producto se vende a un precio de 30 dólares. Sus costes variables incluyen 4 dólares de materiales, 1 dólar de flete de entrada y 5 dólares de comisión de ventas. Utilizando estas cifras, puede calcular el margen de contribución variable.

Tenga en cuenta que para determinar los costes variables, debe tomar la suma del coste de los materiales, el flete de entrada y la comisión de ventas. Para calcular el margen de contribución variable, realice el siguiente cálculo:

Precio de venta – costes variables = margen de contribución variable

$30 – ($4 + $1 + $5) = $20

Por lo tanto, tiene un margen de contribución variable de 20 dólares. Esto representa el margen disponible para pagar los costes fijos.

Ejemplo 2

Supongamos que una empresa tiene unas ventas de 500.000 dólares y unos costes variables de 200.000 dólares. Para obtener el margen variable, tome la diferencia de $500,000 y $200,000. Esto da como resultado un margen variable de $300,000. La cantidad restante de 200.000 dólares se destina a pagar los costes fijos. Si quiere determinar un margen «por producto», divida los 200.000 dólares por el número de unidades vendidas.

Relacionado: ¿Qué es el coste variable? (Con ejemplos)

Margen variable frente a margen bruto

Aunque puede utilizar tanto el margen variable como el margen bruto para medir los márgenes de beneficio de su empresa, los cálculos tienen usos diferentes. Por ejemplo, el margen bruto le ayuda a hacer un seguimiento de los beneficios de su inventario, mientras que el margen variable le ayuda a determinar qué gastos generales afectan a sus beneficios.

Además, mientras que el margen bruto incluye los gastos generales de la fábrica, el margen variable no lo hace. Cuando se incluyen los gastos generales de fábrica, el margen disminuye considerablemente. Por lo tanto, dado que la información sobre el margen bruto de un análisis de márgenes incluye los gastos generales asignados, no es tan útil a la hora de tomar decisiones de precios incrementales.

Te recomendamos

¿Qué es la ingeniería neuronal? (Además de los requisitos de la carrera)

¿Qué son los titulares de los comunicados de prensa? (y consejos para redactarlos)

Guía de las finanzas conductuales: Definición, conceptos y usos

Cómo empezar su carrera como gestor de carteras

Ejecutivos de nivel C: Definición y ejemplos

Cómo utilizar la fórmula del coste de adquisición de clientes en 4 pasos