Marketing ascendente: Definición y estrategias

El marketing ascendente es una gran estrategia para atraer nuevos clientes e introducir nuevos productos. El marketing ascendente es diferente del marketing descendente en su enfoque y en la técnica de fijación de objetivos. Conocer las distinciones le ayudará a saber qué estrategia es la adecuada para su empresa. En este artículo explicamos qué es el marketing ascendente, proporcionamos estrategias y analizamos la diferencia entre el marketing ascendente y el descendente.

¿Qué es el marketing ascendente?

El marketing ascendente es un tipo de estrategia de marketing que se centra en un grupo específico de clientes e identifica sus necesidades particulares. Es un enfoque comercial a largo plazo que tiene en cuenta los resultados futuros.

Requiere mucho tiempo y paciencia porque no se conoce el resultado de la comercialización de forma inmediata. Este tiempo adicional le da la oportunidad de ajustar su plan de negocio en consecuencia.

El marketing ascendente consiste en pensar en el futuro y prepararse para los problemas que puedan surgir. El principal objetivo del marketing ascendente es la innovación y el pensamiento inventivo. Por ejemplo, una empresa puede preguntarse: «¿Qué necesitarán mis clientes a continuación?» Es una forma responsable de atender a los próximos acontecimientos en su negocio y en la vida de sus clientes.

Las ventajas del marketing ascendente incluyen adelantarse a los competidores, ofrecer una solución antes de que surja un problema y proporcionar a los empleados una salida para la lluvia de ideas creativa.

Estrategias de marketing ascendente

Hay muchas estrategias de marketing ascendente que puede aplicar para entender a su público. Estas estrategias contemplan su negocio y su base de clientes de forma holística y a largo plazo. Las estrategias de marketing ascendente se aplican acogiendo nuevas ideas y adoptando una mentalidad innovadora.

Considere las siguientes estrategias de marketing ascendente para hacer crecer su negocio y llegar a sus clientes.

Analiza las tendencias

El análisis de las tendencias proporciona una gran visión de las necesidades futuras de los clientes. Algunas de las tendencias que se pueden analizar son considerar qué productos o servicios se venden, observar a los competidores e identificar la creciente popularidad de ciertos artículos. Las tendencias son estadísticas y factuales, lo que las hace fiables. Aplique esta información en su toma de decisiones y remítase a ella en el futuro para ver cómo ha influido en su negocio.

Centrarse en el crecimiento

El marketing ascendente asume el éxito a largo plazo de su empresa. Al centrarse en el crecimiento, se considera qué productos o servicios podrían contribuir a la expansión. El marketing ascendente piensa en el futuro y predice las necesidades futuras. Centrarse en el crecimiento incluye hacer crecer su base de clientes, su empresa y el número de productos y servicios que ofrece. Por ejemplo, podría querer que su empresa ofreciera una versión mejorada de su producto en el extranjero, llegando así a más clientes.

Crear una línea de tiempo

La creación de una línea de tiempo le ayuda a planificar el momento de alcanzar ciertos objetivos. Las líneas de tiempo incluyen fechas específicas que se correlacionan con los objetivos de la empresa y ayudan a crear un plan de acción alcanzable. Las líneas de tiempo son una forma fácil de simplificar los pasos sin dejar de mantener la estructura diaria. Trazan el futuro de una manera visual que es fácil de entender para todos los implicados. Una línea de tiempo también es motivadora porque el resultado se nota.

Encuesta a tus clientes

El marketing ascendente tiene en cuenta las necesidades futuras del cliente. La mejor manera de saber cuáles son estas necesidades es hablar directamente con la fuente. Encuestar a sus clientes le da una mejor idea de lo que necesitan y les da la oportunidad de compartir sus opiniones. Algunas formas de encuestar a sus clientes son los sondeos en las redes sociales y las entrevistas en persona.

Piense en ideas innovadoras

Una característica primordial del marketing ascendente es la innovación. Pensar de forma innovadora es hacer una lluvia de ideas de una manera nueva y refrescante. Considera los productos o servicios que aún no se han fabricado y las necesidades de los clientes que aún no se han satisfecho. El pensamiento innovador crea soluciones eficaces a través de una nueva perspectiva.

Por ejemplo, una empresa produce una aplicación para el teléfono que responde a un deseo de los clientes que aún no ha sido atendido por otros productos. Puede tratarse de una aplicación totalmente nueva en el mercado o de una versión actualizada de una aplicación ya existente. Las características del marketing ascendente residen en el concepto de crear esta nueva idea como un objetivo a largo plazo y la intención de ayudar a los clientes en el futuro.

Evaluar el mercado

Evaluar el mercado, qué productos tiene y hacia dónde va es crucial para planificar el marketing al alza. Para diseñar estratégicamente futuros productos, servicios y soluciones, primero hay que estudiar el mercado. Algunos aspectos que hay que tener en cuenta son la urgencia de los productos y el aspecto de los precios. Gran parte de la evaluación del mercado evalúa el potencial. Por ejemplo, el potencial de un producto para tener éxito o el potencial de un producto para seguir vendiéndose después de un largo periodo de tiempo.

Relacionado: La mezcla de marketing: El arte de utilizar las 4 P del marketing

Marketing ascendente frente a marketing descendente

Hay diferencias importantes que hay que conocer entre el marketing ascendente y el marketing descendente. Conocer estas distinciones le ayudará a decidir qué enfoque es el mejor para su empresa. Tanto el marketing ascendente como el descendente son útiles y pueden funcionar juntos; sin embargo, centrar su atención en un plan de marketing en particular puede simplificar la consecución de los objetivos.

Calendario

La primera distinción principal entre el marketing ascendente y el descendente es el calendario de sus objetivos. El marketing ascendente se centra en la creación de objetivos a largo plazo y tiene en cuenta el futuro de la empresa. Por el contrario, el marketing descendente se centra en las necesidades actuales de los clientes y establece objetivos alcanzables en un periodo corto de tiempo.

Por ejemplo, una empresa que utilice el marketing ascendente podría tener como objetivo identificar qué mejoras en su servicio son necesarias para la futura satisfacción del cliente. Por el contrario, una empresa que utilice el marketing descendente podría tener como objetivo seguir publicitando su servicio actual a través de las plataformas de las redes sociales.

Relacionado: Diferencia clave entre la planificación a corto y largo plazo

Popularidad

Tanto el marketing ascendente como el descendente se utilizan con frecuencia en la actualidad y en diversos sectores. Sin embargo, el marketing descendente es más común debido a sus numerosas tácticas tradicionales. El marketing descendente suele ser al que se refiere alguien cuando piensa en el marketing en sentido general.

Algunos ejemplos de marketing descendente son la venta directa, la publicidad y la consulta a los clientes en persona. Algunos ejemplos de marketing ascendente son la planificación, la predicción y el brainstorming.

Perspectiva

La perspectiva de la estrategia de marketing descendente y ascendente es distinta. El marketing descendente contempla el negocio a través de un proceso paso a paso. Esta perspectiva se centra en el éxito actual de un producto o servicio y utiliza los datos recopilados para decidir una estrategia comercial que obtenga resultados rápidos.

Por el contrario, el marketing ascendente considera las estrategias para llevar a la empresa del punto a al punto b. Como resultado, la empresa intenta predecir cuál es el punto b para elaborar un plan adecuado. Esta perspectiva requiere una mentalidad abierta porque los resultados no serán inmediatamente evidentes.

Esta diferencia de perspectiva determina cómo se fijan los objetivos, el momento de alcanzarlos y las modificaciones que la empresa quiere hacer.

Te recomendamos

Cómo mejorar su capacidad de escucha

¿Qué es un plan de negocios?

¿Es la Ingeniería Mecánica una buena carrera para ti?

Cómo escribir una firma

Todo lo que necesita saber para convertirse en un analista deportivo

12 Tipos de transformación empresarial para mejorar los procesos de la empresa