Probabilidad Subjetiva: Definición, Aplicaciones, Ejemplos

La probabilidad es una parte integral de los negocios, la estadística y otras disciplinas profesionales. La probabilidad subjetiva es un tipo de probabilidad que se basa en opiniones y valoraciones personales más que en datos cuantificables e información objetiva. Si trabajas en una profesión en la que descubres probabilidades, debes conocer las diferentes variedades de probabilidad, incluida la probabilidad subjetiva.

En este artículo, explicamos la definición de probabilidad subjetiva y cuándo utilizarla, y proporcionamos algunos ejemplos diferentes para ayudarle a entender la probabilidad subjetiva.

¿Qué es la probabilidad subjetiva?

El juicio personal de un individuo y su creencia sobre la probabilidad de que una ocasión tenga lugar son la base de la probabilidad subjetiva. En la probabilidad subjetiva no hay datos cuantitativos ni información objetiva. Las probabilidades subjetivas se basan en las opiniones y la experiencia personales más que en la información objetiva y los datos cuantitativos. En la probabilidad subjetiva, las probabilidades se determinan por el grado en que difieren entre los individuos. Las probabilidades subjetivas están sujetas a sesgos individuales y, por tanto, tienden a variar.

La probabilidad subjetiva difiere de los tipos de probabilidad basados en hechos, entre otras cosas:

  • Probabilidad clásica: La probabilidad clásica implica un número determinado de sucesos y una probabilidad de que un suceso ocurra según las matemáticas.
  • Probabilidad empírica: La probabilidad empírica es un tipo de probabilidad que se basa en la experimentación.
  • Probabilidad axiomática: La probabilidad axiomática utiliza una función matemática para determinar la probabilidad de que ocurra un evento.

Relacionado: Tipos de probabilidad: Definición y ejemplos

Cuándo utilizar la probabilidad subjetiva

Aunque muchas profesiones se basan en métodos de cálculo de la probabilidad basados en hechos, la probabilidad subjetiva también puede ser útil. La probabilidad subjetiva tiene muchas aplicaciones en finanzas y estadística, y puede ser especialmente útil en situaciones como:

Hacer frente a variables desconocidas

Se puede utilizar la probabilidad subjetiva cuando hay variables desconocidas en una situación. En situaciones en las que no se dispone de mucha información, se puede recurrir a los conocimientos, la experiencia y las opiniones personales para ayudar a tomar decisiones y predecir vagamente la probabilidad de que se produzca un acontecimiento. Esto puede beneficiar a tu empresa al ayudarte a predecir los resultados futuros y a prepararte.

Estimar

La probabilidad subjetiva también puede ser útil cuando se necesita hacer una estimación. La estimación se da en muchos campos profesionales, y puedes utilizar la probabilidad subjetiva para ayudarte a hacer estimaciones. El uso de la probabilidad subjetiva para aprovechar su experiencia pasada y sus conocimientos profesionales puede ayudarle a estimar con la mayor precisión posible.

Relacionado: Habilidades sociales: Definición y ejemplos

Hacer predicciones

La probabilidad subjetiva también puede ayudarte a hacer predicciones sobre la probabilidad de que se produzcan acontecimientos, lo que puede ser útil en muchos contextos empresariales. Cuando utilizas la probabilidad subjetiva, puedes usar tus opiniones y creencias para llegar a una conclusión sobre la probabilidad de que ocurra un evento.

Relacionado: 6 métodos de previsión de ventas para ayudar a predecir las ventas futuras

Ejemplos de probabilidad subjetiva

Puede leer algunos ejemplos que le ayudarán a comprender mejor la probabilidad subjetiva y sus aplicaciones. A continuación se presentan algunos ejemplos de uso de la probabilidad subjetiva en diferentes situaciones:

Ejemplo 1

Considere que acaba de realizar una entrevista para un puesto de analista financiero y quiere predecir el resultado de la misma. En este caso, no tienes datos matemáticos para determinar la probabilidad de que consigas el trabajo, así que puedes utilizar la probabilidad subjetiva para hacer una predicción. Utilizando tu experiencia y tus opiniones, predices que hay un 80% de probabilidades de que consigas el trabajo, ya que conociste a gente de la empresa, te informaste sobre cómo podías avanzar en la empresa y recibiste un correo electrónico de seguimiento, que son todos signos de una buena entrevista.

Relacionado: Señales de un trabajo sin futuro y qué hacer al respecto

Ejemplo 2

Estás pensando en contratar a un nuevo empleado y quieres predecir cómo podría desempeñarse. Tienes su currículum, pero no tienes datos sobre cómo podría rendir en tu empresa. Sin embargo, tuviste una experiencia positiva en su entrevista de trabajo y te formaste una opinión positiva del candidato. Utilizas tu opinión personal para predecir que hay un 75% de posibilidades de que el candidato tenga éxito en tu empresa. Utiliza esta información para tomar la decisión de contratar al candidato.

Ejemplo 3

Usted está decidiendo si va a comprar acciones. Tiene algunos datos financieros, pero no son suficientes para tomar su decisión. Basándose en su experiencia anterior con acciones similares y en su conocimiento del sector, utiliza la probabilidad subjetiva para predecir que hay un 90% de posibilidades de obtener beneficios con estas acciones. Basándose en esta probabilidad, decide comprar las acciones.

Ejemplo 4

Acabas de tener una reunión con un posible cliente y quieres determinar la probabilidad de llegar a un acuerdo con él para que te ayude a hacer planes para el futuro. No tiene datos matemáticos en los que basar su predicción, así que utiliza la probabilidad subjetiva. Utiliza su experiencia en reuniones con clientes anteriores para determinar que el cliente no parecía estar interesado en su empresa, por lo que predice que hay un 25% de posibilidades de llegar a un acuerdo con el cliente. Utiliza esta información para tomar la decisión de no preparar un plan hasta que tenga noticias del cliente.

Ejemplo 5

Quiere predecir la probabilidad de que se produzca una recesión en los próximos años para que su empresa pueda prepararse. No tienes muchos datos sólidos, así que haces una predicción basada en tus conocimientos económicos y tu experiencia profesional. Utilizas la probabilidad subjetiva para predecir que hay un 50% de posibilidades de que se produzca una recesión, por lo que decides poner en marcha los planes de la empresa.

Relacionado: Probabilidad vs. Probabilidades: ¿Cuál es la diferencia?

Pros y contras de la probabilidad subjetiva

La probabilidad subjetiva puede ser útil en muchas situaciones, y tiene muchas ventajas, entre ellas:

  • Requiere pocos datos matemáticos o históricos
  • Bueno para hacer conjeturas y predicciones
  • Utiliza la experiencia pasada y las opiniones profesionales de una persona

Sin embargo, el uso de la probabilidad subjetiva tiene algunos inconvenientes, entre ellos:

  • Gran cantidad de prejuicios personales
  • No hay que hacer cálculos
  • Variación entre las predicciones hechas por diferentes personas

Por lo tanto, es importante considerar su situación específica y elegir el tipo de probabilidad que tenga más sentido. Esto puede ayudarle a determinar la probabilidad más precisa posible.