Cómo promocionar a los empleados (con consejos)

Seleccionar a las personas adecuadas para la promoción es fundamental para el éxito futuro. Demostrar a tus empleados que te importa es importante y beneficia a la empresa en su conjunto.

En este artículo, hablaremos de la importancia de los ascensos, de los diferentes métodos de promoción de empleados y de cuándo y cómo ascender a los empleados.

Por qué es importante promocionar a los empleados

Es bueno tanto para la empresa como para los empleados cuando éstos son ascendidos. El reconocimiento del trabajo duro y el refuerzo de la calidad y las capacidades de su personal son sólo algunas de las ventajas.

Aumentar la retención de los empleados

Los ascensos dan a sus mejores empleados una razón para quedarse con usted. Al reconocer su talento y ofrecerles un nuevo reto, es posible que se sientan satisfechos y no estén interesados en explorar otras oportunidades de empleo. Además, un ascenso puede hacerles más fieles a su empresa, lo que también disminuye la probabilidad de que se marchen.

Relacionado: 20 estrategias para retener a los empleados

Hacer que los empleados se sientan valorados

Promocionar a un empleado demuestra que ves y aprecias su duro trabajo. Esto puede ayudar a que se preocupen más por su trabajo, y valida sus esfuerzos en el lugar de trabajo. El ascenso puede animarles a seguir persiguiendo sus objetivos profesionales.

1. Mejorar el rendimiento y la motivación en el lugar de trabajo

Aunque los empleados suelen recibir ascensos por su excelente rendimiento en el trabajo, un ascenso puede mejorar aún más su rendimiento. Al reconocer y recompensar su duro trabajo, se les motiva a seguir haciendo un buen trabajo. Su compromiso con el buen trabajo contribuye al éxito de la empresa.

Crear una competencia sana

Las promociones pueden crear cierta competencia en el lugar de trabajo, ya que varias personas pueden querer una misma promoción. Esta competencia puede motivar a los empleados a trabajar duro y ofrecer los mejores resultados posibles. La competencia amistosa puede empujar a los empleados a crecer, y la empresa se beneficia de la mejora del rendimiento laboral.

Desarrollar líderes

Identificar las cualidades de liderazgo de los empleados es importante en el proceso de promoción. Cuando un empleado se gana un ascenso en función de su rendimiento laboral, es probable que los líderes actuales también vean el potencial de liderazgo en ese empleado. Esto permite a los gerentes ayudar a los empleados a desarrollar mejor sus habilidades de liderazgo, preparando tanto al empleado como al líder para el éxito futuro.

Mejorar la moral

Los empleados pueden estar más comprometidos y felices en el lugar de trabajo cuando se sienten valorados. Los ascensos suelen incluir también una mayor retribución, lo que proporciona a los empleados una mejor recompensa por su duro trabajo. Además, si un empleado sabe que está haciendo bien su trabajo, puede estar más contento con su rendimiento y esforzarse más.

Relacionado: Cómo mejorar la moral y la satisfacción laboral de los empleados

Cuándo promocionar a los empleados

El momento adecuado para ascender a un empleado varía según el puesto que ocupe. Algunos puestos pueden requerir ciertas habilidades, pero otros puestos pueden requerir una mayor permanencia en su empresa. He aquí algunos aspectos que debe tener en cuenta cuando decida ascender a un empleado:

  • Habilidades y capacidades
  • Rendimiento del trabajo
  • Calificaciones de la educación
  • Certificaciones o cualificaciones técnicas
  • Antigüedad
  • Potencial de liderazgo
  • Tiempo transcurrido desde la última promoción
  • Nivel de formación

El nivel de un empleado dentro del lugar de trabajo también puede afectar al momento de promocionarlo. He aquí algunas señales que hay que tener en cuenta a la hora de considerar la promoción de un empleado de nivel inferior:

  • Están comprometidos con su trabajo
  • Hacen más de lo que exige su trabajo
  • Su trabajo y rendimiento superan las expectativas
  • Ayudan a los demás
  • Se adaptan a los cambios
  • Han dominado su oficio o sus habilidades técnicas

Estos son algunos signos de que puede ser el momento de promocionar a un empleado de nivel directivo:

  • Se ofrecen o piden más responsabilidades
  • Se hacen cargo de las tareas
  • Se gestionan solos y requieren poca o ninguna supervisión
  • Consideran su éxito como el de la empresa

Métodos de promoción de empleados

Existen varios métodos para promocionar a los empleados. Puede elegir un solo método o combinar varios, y algunos métodos pueden adaptarse mejor a determinados puestos. Estos son algunos de los métodos más comunes para promocionar a los empleados:

Métodos competitivos

Las promociones competitivas tienen en cuenta el rendimiento de los empleados. Este método requiere que los empleados demuestren sus capacidades y su potencial e implica comparar la ética laboral de los empleados. Si elige este método, tenga en cuenta las habilidades, las cualificaciones, la productividad y el rendimiento del empleado en el trabajo.

He aquí algunos tipos de métodos competitivos para promocionar a los empleados:

  • Basado en el mérito: Un empleado se gana su promoción únicamente por su rendimiento, habilidades, cualificaciones y ética de trabajo
  • Basados en la antigüedad y el mérito: Un empleado se gana su ascenso por la combinación de su rendimiento laboral y sus cualificaciones con su nivel de antigüedad en la empresa

Métodos no competitivos

Los ascensos no competitivos se producen como un paso natural en la trayectoria profesional de un empleado. Los empleados se ganan estos ascensos una vez que satisfacen los estándares establecidos o alcanzan ciertos logros dentro de su carrera. Con este método, todos los empleados tienen las mismas oportunidades y el mismo crecimiento profesional, lo que elimina el potencial de sesgo.

He aquí algunos tipos de métodos no competitivos para promocionar a los empleados:

  • Acumulación de funciones: Un empleado obtiene su ascenso debido a un aumento de su carga de trabajo
  • Antigüedad o escala de tiempo: Un empleado se gana su ascenso en función del número de años que lleva trabajando en su empresa o en un determinado puesto dentro de la misma
  • Ad hoc: Un empleado gana su promoción para satisfacer una necesidad específica o inesperada, a menudo durante una emergencia o un período importante de cambio

Otros métodos

Existen otros métodos de promoción de empleados que difieren ligeramente de los métodos competitivos y no competitivos estándar. A continuación se presentan algunos ejemplos de otros métodos de promoción de empleados:

  • Promoción en seco: Un empleado obtiene un ascenso con un título o rango superior pero no recibe un aumento de sueldo
  • Promoción de la actualización: Un empleado gana un aumento de sueldo pero no tiene ningún cambio en sus responsabilidades laborales
  • Promoción de la salida: Un empleado busca empleo en una empresa diferente con un salario más alto, a menudo para el mismo nivel de trabajo o responsabilidades
  • Promoción en papel: Un empleado se gana su ascenso en función de la antigüedad y recibe su promoción de un departamento matriz diferente al suyo, por lo que estos ascensos son los más comunes en los trabajos de la administración pública
  • Promoción abierta: Cualquier empleado de una empresa puede optar a una determinada promoción
  • Promoción cerrada: Sólo los empleados de un determinado departamento o equipo pueden optar a un determinado ascenso

Cómo promover a los empleados

He aquí algunos pasos para la promoción de los empleados:

1. Evaluar su personal actual

Es importante que conozca bien los puntos fuertes, las capacidades y los objetivos de sus empleados actuales. Hable con los empleados a menudo para saber si están contentos con su puesto actual o si creen que están preparados para avanzar a un nuevo puesto con más responsabilidades. Las revisiones mensuales, trimestrales o anuales crean una buena relación y le permiten conocer mejor los objetivos de sus empleados.

Si ya lleva a cabo revisiones periódicas del rendimiento o reuniones de control, es posible que ya sepa quién está interesado en conseguir un ascenso. Revise los registros de revisiones anteriores de los empleados, especialmente los relacionados con el establecimiento de objetivos, para confirmar su posible interés en un ascenso. Piense también en los empleados que cree que tienen las habilidades que requiere el puesto pero que pueden dudar de sus propias cualificaciones.

Relacionado: Cómo realizar una evaluación del rendimiento de los empleados (con plantilla y ejemplos)

2. Determine su método de promoción

Evalúe el propio puesto de trabajo e identifique qué método de promoción se ajusta mejor a la situación. Por ejemplo, si necesita cubrir un puesto de dirección, probablemente será un proceso de concurso de méritos. Sin embargo, si está reestructurando un departamento con diferentes títulos y ajustes en las responsabilidades sin aumentos de sueldo, puede ser una promoción en seco.

3. Establecer los requisitos para la promoción

Determine criterios claros sobre quién puede solicitar la promoción. Esto puede incluir un número mínimo de años de trabajo en la empresa, logros, habilidades y experiencia, certificaciones y calificaciones. Asegúrese de que todos los empleados entiendan claramente los requisitos de quién es elegible para reafirmar que su elección de quién recibe finalmente las promociones es una decisión subjetiva.

4. Anunciar la oportunidad de promoción

Publique el puesto y avise a los empleados de la oportunidad. Muchas empresas deciden publicar los puestos internamente antes de buscar candidatos externos. Esto es imprescindible si su empresa aboga por promocionar primero desde dentro.

Relacionado: Cómo escribir un gran puesto de trabajo

5. Evaluar y entrevistar a los candidatos

Revise todos los candidatos para identificar a los más cualificados. Asegúrese de que cada candidato cumple los requisitos mínimos para el puesto. Es importante que cada candidato cualificado reciba una evaluación justa para evitar la impresión de discriminación o favoritismo. Entreviste a los candidatos elegibles.

Si los candidatos internos no cumplen los requisitos mínimos, es beneficioso mantener una conversación con ellos. Sea honesto sobre los motivos por los que no avanzaron, pero anímelos a seguir buscando oportunidades. Pregúnteles sobre sus objetivos profesionales y aconséjeles sobre los posibles pasos a seguir en su carrera.

6. Tome y anuncie su decisión

Una vez que hayas decidido a quién vas a ascender, hazle una oferta en privado. Concédale el tiempo necesario para tomar su decisión y pídale que no lo comente con nadie de la empresa. Una vez que acepten, hable de la promoción con los candidatos internos que no haya seleccionado. Reconozca su trabajo duro y sus cualificaciones, y proporcione comentarios constructivos sobre las áreas de mejora.

Después de hablar de la promoción con todos los candidatos internos, comparte la noticia con el resto de la empresa. El mejor canal depende de la cultura de su empresa, pero lo más frecuente es un correo electrónico o una carta. Refuerza el número de candidatos cualificados que tenías en tu mensaje para tener en cuenta a los demás candidatos internos y mantener un ambiente positivo.

Relacionado: Cómo anunciar la promoción de un empleado

Consejos para la promoción de empleados

Estos son algunos consejos para tener en cuenta a la hora de promocionar a los empleados:

Tenga en cuenta las expectativas de los empleados

Los empleados de su empresa pueden esperar un ascenso después de cierto tiempo de trabajo. Estos ascensos pueden variar en tipo y frecuencia. Por ejemplo, los empleados pueden esperar que se les den responsabilidades adicionales con frecuencia, pero pueden esperar un aumento de sueldo sólo ocasionalmente.

Las expectativas de los empleados varían según las generaciones, y también varían para cada persona. Un empleado más joven puede estar más ansioso y esperar un ascenso, mientras que un empleado mayor puede estar contento con su puesto. Hable con los empleados sobre sus objetivos y esperanzas para ayudar a gestionar sus expectativas sobre el crecimiento potencial dentro de su empresa.

Ser honesto con los empleados

Si algún empleado se acerca a usted con preguntas sobre su candidatura a un ascenso, sea sincero con él. Si está cualificado, anímelo a presentarse. Sin embargo, si no tiene las habilidades que requiere el puesto, anímele a centrarse en mejorar sus habilidades. Ayúdele a prepararse para el éxito, de modo que pueda estar mejor cualificado la próxima vez que se produzca un ascenso.

6. Comunicarse eficazmente con los empleados

Asegúrese de que todo el mundo recibe la misma comunicación sobre las promociones internas. Notifique a cada empleado con el mismo método y al mismo tiempo. Este es el método más justo, ya que todos tienen la misma información sobre el puesto, y nadie se entera de la promoción antes para tener más tiempo para prepararse. Esto es esencial para evitar cualquier falsa idea de favoritismo o discriminación.

Comprenda los objetivos de sus empleados

Conozca a sus empleados a través de revisiones de rendimiento constantes. Estas revisiones también pueden incluir actividades de fijación de objetivos, y le proporcionan más información sobre los objetivos a largo plazo que tiene un empleado. Intente conocer bien cuáles de sus empleados quieren avanzar en su carrera profesional frente a los que están contentos con su puesto actual.