Reglas básicas para los equipos: Definición y ejemplos

Los equipos temporales o permanentes pueden beneficiarse enormemente de un poco de trabajo en equipo. Al establecer algunas reglas básicas, puede asegurarse de que cada miembro de su equipo sepa lo que espera de ellos. Cuanto más entienda las reglas básicas adecuadas, más eficazmente podrá aplicarlas a su equipo o incluso a todo su departamento.

En este artículo, describimos las normas básicas, por qué son importantes y algunos ejemplos de normas básicas que puede utilizar para preparar las suyas.

¿Qué son las reglas básicas para los equipos?

Las reglas básicas son normas establecidas por un grupo para ayudarles a funcionar en el futuro. Un equipo debe ser capaz de comprender, acordar y respetar estas reglas para poder funcionar con éxito. Una regla básica es un método estándar de funcionamiento de un equipo. Define cómo los miembros del equipo pueden ayudarse y comunicarse entre sí. En algunas organizaciones, las reglas básicas se conocen como «normas de equipo», ya que establecen la conducta normal del equipo. Los miembros del equipo utilizan estas reglas para normalizar la realización de una amplia gama de procedimientos de trabajo, como la asignación de tareas, la responsabilidad, los procedimientos de comunicación, etc.

Las reglas del equipo determinan cómo se desarrollan las reuniones del equipo y qué tipo de conducta general sigue el equipo. Las normas básicas no sólo moderan el comportamiento del equipo en el lugar de trabajo, sino que garantizan que cualquier debate dentro del equipo se mantenga controlado. Los equipos pueden crear reglas básicas en sus primeras reuniones y añadir o revisar las reglas según sea necesario.

Relacionado : Cómo definir las funciones y responsabilidades de su equipo

¿Por qué es importante establecer normas básicas para el equipo?

Las reglas básicas del equipo son importantes porque presentan un código de conducta a cada miembro del equipo y al líder, creando un lugar de trabajo unificado y moderado. Dado que un equipo puede acordar más fácilmente las reglas que ellos mismos han establecido, todo el equipo crea las reglas básicas. Los facilitadores del trabajo pueden establecer las reglas básicas al principio de un taller para garantizar que todos tengan una experiencia justa y positiva. Los departamentos y las organizaciones también pueden utilizar las reglas básicas para aumentar la unidad, el acuerdo y la productividad.

Relacionado :Cómo aumentar la colaboración en el trabajo

10 reglas básicas para los equipos

Cuando cree las reglas básicas para su equipo, considere la posibilidad de enumerar reglas similares a las siguientes:

1. Tratar a todos con respeto

El respeto es la consideración que los empleados muestran por el tiempo, el trabajo y las ideas de otra persona, y ayuda a que el trabajo vaya bien. Un recordatorio de respeto mutuo en el lugar de trabajo no sólo establece las expectativas de los empleados, sino que también promueve un rasgo de carácter positivo entre ellos. La creación de una norma relativa al respeto puede ayudar a los jefes de equipo a la hora de repartir el trabajo, evitando conflictos y fomentando el acuerdo entre el equipo. Establecer un entorno respetuoso puede mejorar las relaciones entre los empleados y la moral general de la empresa.

Relacionado : Cómo estructurar un proyecto y tipos de organización de proyectos

2. Comuníquese abiertamente

Comunicarse abiertamente significa que los miembros del equipo y los jefes de equipo se comunican libremente en relación con el trabajo. Tener una regla básica sobre la comunicación puede ayudar a los miembros del equipo a reconocer la importancia de hablar honesta y directamente. La comunicación es una parte importante de cualquier equipo, ya que permite a los miembros expresar libremente sus preocupaciones, resultados, actualizaciones y preguntas entre el grupo y ayuda a los líderes del equipo a expresar los objetivos y las expectativas del equipo con mayor transparencia.

3. Dar un feedback constructivo

La retroalimentación constructiva es una retroalimentación procesable y objetiva que los empleados pueden utilizar para mejorar la calidad de su trabajo. Animar a los empleados a dar un feedback constructivo antes de que comience el trabajo en equipo puede ayudar a los equipos a utilizar respuestas objetivas cuando reaccionen a los lanzamientos, las sugerencias y las cargas de trabajo asignadas. Dado que la retroalimentación constructiva tiene como objetivo la mejora del trabajo, la inclusión de esta regla puede ayudar a promover una relación amistosa entre los líderes del equipo y los empleados.

Relacionado : 8 habilidades de gestión de equipos que todo líder debe conocer

4. Tratar a los clientes, a los compañeros y a los directivos por igual

Esta regla básica pide a todos los empleados, independientemente de su estatus dentro de la organización, que traten a las personas de forma justa, incluidos los clientes. Esta importante distinción pide a los empleados que traten a los clientes de la misma manera que tratarían a su jefe. La creación de esta regla básica puede ayudar a promover la igualdad de trato en el lugar de trabajo, aumentar la satisfacción de los clientes y reducir los conflictos entre los empleados.

5. Celebrar los logros de los demás

Esforzarse por celebrar los logros de los demás' significa que los objetivos de los hitos, los objetivos de los proyectos y los objetivos diarios pueden ser motivo de celebración. Animar a los empleados a celebrar los logros de los demás no sólo promueve un lugar de trabajo amistoso, sino que puede ayudar a los empleados a entenderse mejor a través de la conversación. Los rituales en el lugar de trabajo también pueden ser más comunes y apropiados, como los eventos en la sala de descanso, las salidas después del trabajo y los anuncios de celebración. Incluir esta regla básica en su lista puede ayudar a promover un lugar de trabajo más satisfactorio en el que todos los miembros del equipo reconozcan los esfuerzos del trabajo.

6. Abordar los conflictos lo antes posible

Si la dirección anima a los empleados a abordar los conflictos lo antes posible, puede fomentar una norma de trabajo más comunicativa. Poner en práctica esta norma antes de que el equipo empiece a trabajar junto puede ayudar a resolver los conflictos de forma más eficaz en el futuro.

7. Ser eficiente en el tiempo

La práctica de la eficiencia del tiempo es cuando los empleados aprovechan al máximo su tiempo en el trabajo mediante una programación, priorización y organización adecuadas. Promover la eficiencia en el uso del tiempo como norma básica no sólo fomenta el progreso de los proyectos y los objetivos, sino que establece expectativas para los empleados desde el principio de la creación del equipo. Hacer que la eficiencia del tiempo se convierta en una prioridad para todo el equipo puede ayudar a que las reuniones sean más organizadas y puede promover una comunicación más ágil entre los empleados.

8. Reconocer el trabajo de todos

Esta regla establece que todos pueden apreciar el trabajo de los demás, independientemente de su posición. Esto significa que durante las reuniones o las críticas, los empleados pueden dirigirse a los miembros del equipo con educación y honestidad. Fomentar esta regla básica en el lugar de trabajo puede ayudar a mejorar las relaciones entre los empleados, especialmente entre éstos y los jefes de equipo. Además, si los jefes de equipo respetan el trabajo de los empleados, esta regla puede mejorar la felicidad general de los empleados.

9. Completar las tareas que se le asignen

Comprometerse con una tarea significa que un empleado ha declarado, en una reunión o de otro modo, que puede completar una tarea en su totalidad. Esta tarea puede ser una parte de un proyecto, una tarea que debe realizarse al día siguiente u otro objetivo importante del equipo. El uso de una regla de equipo como ésta fomenta la responsabilidad de los empleados y puede hacer que éstos evalúen más sus horarios antes de aceptar responsabilidades. Dado que los directivos esperan que los empleados completen todas las tareas asignadas, las reglas relacionadas con la responsabilidad también pueden ayudar a mejorar la motivación de los empleados.

10. Cumplir los plazos

Los plazos son importantes en un entorno de equipo, especialmente en lo que se refiere a esfuerzos de gran colaboración como los proyectos de equipo. Destacar la importancia de las fechas de entrega puede ayudar a aclarar rápidamente las expectativas de los empleados y animarles a dar prioridad a una programación y gestión del tiempo eficaces.

Otros ejemplos de reglas básicas para los equipos

A la hora de crear normas básicas para tu equipo, aquí tienes otros ejemplos que pueden servirte de inspiración para las tuyas:

  • Llegue a tiempo a las reuniones o informe al jefe de equipo si va a llegar tarde o a ausentarse.
  • Durante las reuniones, sólo puede hablar una persona a la vez.
  • Si presentas un problema, intenta presentar una solución viable.
  • Los miembros del equipo pueden informar a los jefes de equipo si el trabajo se retrasa o se adelanta.
  • Intenta que los comentarios de la reunión sean concisos.
  • Expresar los desacuerdos con profesionalidad y tacto.
  • Después de las horas de trabajo, intenta que los correos electrónicos o las llamadas relacionadas con asuntos laborales sean breves.