9 Consejos para tus próximas reuniones individuales con tu jefe

Su empleador puede querer reunirse con usted individualmente por todo tipo de razones. Las revisiones de rendimiento, las sesiones de brainstorming y las reuniones de planificación de proyectos son algunas de las razones más comunes por las que puede reunirse con ellos. Antes de cualquier tipo de reunión con tu empleador, es importante que te prepares para que puedas sacar más provecho de la reunión individual. En este artículo, compartimos la importancia de preparar las reuniones individuales con su jefe junto con consejos para hacerlo con éxito.

Planificación de reuniones: Cómo gestionar y consejos generales para reuniones

¿Por qué es importante preparar las reuniones individuales con su jefe?

Preparar las reuniones individuales con su jefe es importante por las siguientes razones:

  • Reuniones más valiosas: Si se prepara para su reunión, puede obtener más valor de la misma. Por ejemplo, cuando se reúna con su jefe para definir sus objetivos, puede ir directamente al propósito de su reunión llevando una lista de objetivos.
  • Para hacer mejores conexiones: La reunión con tu empleador es tu oportunidad para construir una mejor relación con él. Acudir a la reunión con preguntas y temas de conversación inteligentes puede ayudarle a desarrollar una conexión más sólida.
  • 1. Mostrar tus habilidades: Llegar a su reunión preparado muestra a su empleador que es un empleado competente y capaz. Esto puede mejorar sus posibilidades de que le tengan en cuenta para las oportunidades de promoción laboral, como un aumento o un ascenso.

Relacionado: Consejos sobre reuniones para trabajar de forma más eficiente

Consejos para las reuniones individuales con tu jefe

Utilice estos consejos cuando prepare su próxima reunión individual con su empleador:

Entiende el propósito

Antes de reunirse con su empleador, asegúrese de que entiende perfectamente el propósito de su reunión. Pregunte qué debe llevar o preparar para esta reunión. Por ejemplo, si se va a reunir para una revisión del rendimiento, es posible que quiera prepararse creando una lista de objetivos o preocupaciones que quiera discutir con su empleador. Si entiendes lo que va a suponer la reunión, podrás presentarte preparado y listo para empezar de inmediato.

Relacionado: Empezar una reunión de la manera correcta

Conoce tus objetivos

Cuando se reúna para discutir sus objetivos, reflexione sobre lo que es importante para usted antes de la reunión. Al establecer los objetivos, piense en el método SMART. Esto significa que todos sus objetivos son específicos, medibles, alcanzables, relevantes y con un plazo determinado. Seguir esta estructura puede ayudarte a crear objetivos que tengan el equilibrio adecuado entre ambición y realismo. Cuando prepare los objetivos para discutirlos, esté preparado para compartir las formas en que su empleador puede ayudarle a alcanzarlos. Por ejemplo, considere la posibilidad de compartir qué recursos o materiales le ayudarían en el proceso.

Hable de sus preocupaciones

Su reunión individual es el momento perfecto para expresar cualquier preocupación que pueda tener. Ahora que por fin tiene toda la atención de su empleador, puede hablar de cualquier situación en curso o de los posibles problemas que haya observado. En lugar de limitarse a presentar un problema a su empleado, piense en algunas soluciones posibles. Además de demostrar que tiene una excelente capacidad de resolución de problemas, esta es su oportunidad para hablar de cada idea con su empleador. Aproveche esta oportunidad para ponerse de acuerdo sobre una solución y luego elaborar un plan de acción.

Investiga

Una forma de prepararse para una reunión con el empleador es investigar mucho. Además de llegar a un proyecto o a una sesión de brainstorming bien informado, investigar demuestra a tu empleador que puedes tomar la iniciativa. Cuando investigues, asegúrate de que utilizas recursos fiables. En lugar de basarte en opiniones, intenta encontrar fuentes más objetivas. Considera la posibilidad de analizar un tema en ambos extremos del espectro para asegurarte de que exploras diferentes ideas y puntos de vista.

Relacionado con esto: Consejos para crear plantillas de agendas de reuniones eficaces

Proporciona material complementario

Cuando acuda a una reunión, considere la posibilidad de llevar material complementario para consultarlo con su jefe. Por ejemplo, si quieres compartir una idea con ellos, considera la posibilidad de elaborar una presentación visual para mostrársela. Considera la posibilidad de imprimir diferentes gráficos, infografías, artículos y otra información para compartir con ellos.

Sea flexible a los cambios

Ten en cuenta que tu jefe puede estar ocupado con todo tipo de proyectos y tareas a la vez. Es posible que tenga que reprogramar su reunión individual varias veces antes de que se reúnan realmente. Cuando su empleador le pida que cambie la fecha, hágale responsable de su reunión. Si ves que parece que se olvidan de la reunión, recuérdales amablemente cuándo os vais a reunir y por qué. Aunque tengan una agenda muy apretada, también es importante que recibas el apoyo y la atención que necesitas de ellos.

Relacionado: 11 reglas de etiqueta en las reuniones

Lleve un cuaderno de notas

Aunque tomar notas durante cualquier reunión es importante, es especialmente valioso cuando hablas con tu jefe. Tomar notas les demuestra que quieres recordar lo que dicen. También es útil para cuando llegues al final de la reunión y quieras discutir los principales puntos de discusión. Cuando tú y tu jefe tengáis una reunión especialmente larga, considera la posibilidad de ofrecerte a escribir a máquina las notas de la reunión para compartirlas con ellos. Esto puede ayudarte a asegurarte de que ambos entendéis los puntos principales de la reunión y demuestra a tu jefe que eres organizado y atento.

Haga preguntas importantes

Hacer preguntas de seguimiento a lo largo de la reunión individual muestra a su empleador que está escuchando. Además de utilizar preguntas para responder a su empleador, elabore una lista de preguntas que pueda hacer antes de la reunión. Piense en cosas que puedan ayudar a su empleador a ampliar su rendimiento o un proyecto concreto. Pregunte qué puede hacer para ayudar. Básicamente, utilice sus preguntas para demostrar que está interesado en la reunión.

Comparte el valor que puedes aportar

Siempre que hable de su rendimiento o de un proyecto específico con su empleador, intente demostrar que tiene las habilidades y la experiencia adecuadas para añadir valor a su equipo. Piensa en formas específicas en las que puedes ayudar. Comparte las tareas concretas en las que quieres trabajar y por qué eres la persona adecuada para ellas. Demuestra a tu empleador que eres un empleado práctico y que estás dispuesto a hacer un esfuerzo adicional para ayudar a la empresa.

Te recomendamos

25 técnicas de brainstorming para inspirar al equipo

¿Qué es un archivo SRT? Cómo crear y utilizar archivos SRT para vídeo

Las 5 fases de ITIL y cómo utilizarlas

¿Cómo funcionan las becas? (y consejos para obtenerlas)

Qué es el coste medio variable y cómo calcularlo

Cuenta de Resultados vs. Balance de Situación: ¿Cuáles son las principales diferencias?