Sitio Web vs. Aplicación Web (App): ¿Cuál es la diferencia?

Los sitios web y las aplicaciones web a veces parecen indistinguibles, incluso para personas con conocimientos sobre su diseño y desarrollo. Los sitios web y las aplicaciones web comparten similitudes, sobre todo en lo que respecta al lenguaje de codificación necesario para desarrollar sus front-ends. Sin embargo, las aplicaciones web suelen ser más complejas que los sitios web, y existen otras diferencias clave, especialmente en términos de interactividad y autenticación. En este artículo definimos los sitios web, las aplicaciones web, sus similitudes y cómo distinguir entre ambos.

¿Qué es un sitio web?

Un sitio web es un grupo de páginas web interconectadas que son globalmente accesibles y están vinculadas a un único nombre de dominio. Los particulares, las empresas y las organizaciones se encargan de desarrollar y mantener sitios web, que pueden estar alojados en un único servidor o en varios. Los diseñadores web utilizan lenguajes de marcado como HTML, CSS y JavaScript para crear la interfaz de usuario y aumentar su funcionalidad. Los usuarios pueden acceder a los sitios web a través de una red como Internet o a través de una red local privada con una dirección IP.

Los sitios web tienen múltiples propósitos, pero el principal es informar. Los sitios web modernos tienen elementos de aplicación web, pero para los sitios web, informar a los visitantes es más importante que la interactividad. Los diseñadores web deben alcanzar un equilibrio: Los sitios web deben ser fáciles de usar, pero el nivel de interactividad del sitio web debe respaldar su propósito principal y permitir a los usuarios encontrar fácilmente información vital y pertinente.

Algunos ejemplos de un sitio web son un blog, un sitio web de noticias, un sitio web utilizado para promocionar un negocio y un sitio web de cartera.

Relacionado: Aprende a ser diseñador web

¿Qué es una aplicación web?

Una aplicación web es un programa o software al que los usuarios pueden acceder a través de un navegador web. Los desarrolladores crean la apariencia de las aplicaciones web utilizando lenguajes de marcado como HTML, CSS y JavaScript. Todos los principales navegadores son compatibles con las aplicaciones web.

Las aplicaciones web pueden informar a los usuarios, pero su función principal es que los usuarios interactúen con el software o programa y realicen funciones específicas. La interacción entre un usuario y una aplicación web se llama diálogo. En un diálogo, el usuario pulsa un botón en pantalla o envía un formulario para obtener una respuesta de la página. La respuesta puede ser algo así como la descarga de un documento, un pago electrónico, un chat en línea, un gráfico u otro registro de información personalizada.

Algunos ejemplos de aplicaciones web son las aplicaciones bancarias, las tiendas online, las redes sociales y los widgets de mapas. Otro ejemplo de aplicación web es el software como servicio, o SaaS, que normalmente es un servicio de pago al que sólo pueden acceder los usuarios autorizados.

Relacionado: Aprende a ser desarrollador web

Páginas web vs. aplicaciones web

Para distinguir mejor entre un sitio web y una aplicación web, puede estudiar sus similitudes y diferencias. Las similitudes entre los sitios web y las aplicaciones web incluyen:

  • Los sitios web y las aplicaciones web se ejecutan en los navegadores
  • Los usuarios necesitan tener acceso a Internet para llegar a los sitios web y utilizar las aplicaciones web
  • Los diseñadores y desarrolladores web utilizan los mismos lenguajes de programación para crear los front-ends (la apariencia) y los back-ends (la funcionalidad) de los sitios y aplicaciones web
  • Muchos sitios web tienen elementos interactivos, al igual que las aplicaciones web
  • Al igual que los sitios web, las aplicaciones web utilizan la integración
  • Tanto los sitios web como las aplicaciones web utilizan la autenticación

En muchos sentidos, es difícil distinguir los sitios web de las aplicaciones web, incluso para los codificadores experimentados. Una de las razones puede ser el hecho de que los sitios web modernos albergan aplicaciones web. Además, algunas aplicaciones web son lo único con lo que alguien podrá interactuar cuando visite un dominio específico, lo que lleva a la gente a referirse a la aplicación como su propio sitio web. Sin embargo, hay formas de distinguir los sitios web de las aplicaciones web, incluso si las diferencias parecen ser sutiles.

Las diferencias clave entre los sitios web y las aplicaciones web se entienden mejor en las siguientes categorías:

Autenticación

La autenticación es un concepto y un proceso en los sistemas informáticos por el que un usuario debe confirmar su identidad. Para demostrar su identidad, los usuarios suelen proporcionar una dirección de correo electrónico y crear una contraseña.

Los sitios web pueden utilizar la autenticación si los usuarios interactúan más con el sitio web. Por ejemplo, los usuarios que frecuentan sitios web informativos pueden tener que proporcionar cierta información para acceder a contenidos adicionales o, en ciertos casos, realizar un pago a través del sitio web.

La autenticación es normal en las aplicaciones web. Las aplicaciones web suelen ofrecer a los usuarios más opciones de contenido, información, productos y servicios. Es más probable que los usuarios realicen pagos a través de las aplicaciones web. La transacción requiere información sensible para que los usuarios puedan acceder a lo que ofrece una empresa, pero ésta debe tomar medidas para garantizar que no haya fugas de información. Por lo tanto, la autenticación para las aplicaciones web es principalmente para proteger los datos de los usuarios.

Integración

La integración implica el uso de diferentes programas de software para servir a un determinado propósito en la informática. Las aplicaciones web integran más programas que los sitios web. Las aplicaciones web tienen procesos más complejos y, para que las aplicaciones web funcionen correctamente, tienen que interactuar con más sistemas.

Interactividad

Los sitios web suelen tener páginas estáticas. Aunque los usuarios pueden interactuar con un sitio web, en la mayoría de los casos, los usuarios sólo pueden ver y leer el contenido visual y de texto sin afectarlo de ninguna manera. Los usuarios pueden manipular lo que ven en una aplicación web interactuando con algunas de sus propiedades.

Lenguajes y marcos de referencia

Los sitios web generalmente sólo necesitan HTML, CSS y JavaScript para funcionar. Las aplicaciones web también pueden utilizar lenguajes de programación como PHP, Python o Ruby. Además, las aplicaciones web pueden utilizar frameworks como Django, Ruby on Rails, Scriptcase y bases de datos.

Relacionado: Aprende a ser programador informático

Presentación de la página

Los sitios y las páginas web suelen tener diferentes relaciones con los servidores y los navegadores en cuanto a la representación de las páginas. La mayor parte del trabajo que se realiza para renderizar una página de un sitio web se hace en el servidor. El servidor transfiere los datos (codificación) a un navegador para renderizar las páginas.

Con las aplicaciones web, gran parte del trabajo se realiza en el navegador. El servidor transfiere los datos de la aplicación al navegador, que representa una página con JavaScript y/u otros plugins necesarios para la funcionalidad de la aplicación web.

El uso de sistemas CRM

Los sistemas de gestión de las relaciones con los clientes se basan en estrategias que las empresas utilizan para registrar y gestionar los datos relacionados con las interacciones de la empresa con sus clientes actuales, pasados y potenciales. Las empresas utilizan el CRM para garantizar que funciones como las ventas, el marketing y el servicio de atención al cliente sean eficientes y los clientes estén satisfechos.

Los sitios web y las aplicaciones web utilizan los sistemas de CRM de forma diferente. Los sitios web pueden integrarse con los sistemas de CRM, pero los sitios web pueden utilizar los sistemas de CRM sólo para proporcionar a los usuarios contenido personalizado. Con una aplicación web, un sistema de CRM almacena los datos de los clientes en un solo lugar y permite a los empleados acceder fácilmente a esos datos, como las consultas y los comentarios, para hacer un seguimiento de los hábitos de los clientes, ayudar con los esfuerzos de marketing y resolver las disputas más rápidamente.

Te recomendamos

Cómo crear una guía de estilo de marca en 7 pasos

Tipos de malos jefes y cómo abordarlos

Cómo planificar un sitio web funcional en 8 pasos

Cómo calcular el valor contable de una empresa y su significado

Cómo Escribir un Acuerdo de Nivel de Servicio (Con Pasos)

Solicitar una ampliación de plazo en el trabajo: Consejos y ejemplos