Guía definitiva para establecer una asociación de responsabilidad

Se dice que una persona que acepta la responsabilidad de realizar una determinada acción o comportamiento es responsable. Cuando un empleado rinde cuentas en el lugar de trabajo, puede asegurarse de que otro empleado realice las acciones requeridas. Rendir cuentas significa asumir la responsabilidad de los resultados del comportamiento o las acciones de uno, así como admitir la propiedad de los mismos.

En este artículo, exploramos los socios de responsabilidad, los beneficios de tener uno, consejos para mantener una asociación y proporcionamos un ejemplo de una asociación de responsabilidad.

Relacionado: Cómo mejorar la rendición de cuentas en el trabajo

¿Qué es un conciliador de cuentas?

Un compañero de responsabilidad es alguien en quien confías para que te ayude a cumplir un compromiso o un objetivo que has adquirido. Esta persona te mantiene honesto sobre tus acciones y comportamientos que pueden influir en tu éxito a la hora de cumplir un objetivo. Una asociación para la rendición de cuentas puede ser entre dos personas y las hace responsables de sus compromisos y objetivos. Trabajar hacia un mismo objetivo suele ser la forma más eficaz de responsabilizar al otro.

Relacionado: Contabilidad vs. Responsabilidad: ¿Cuál es la diferencia? (con ejemplos)

Beneficios de una asociación para la rendición de cuentas

Tener un compañero que le anime a alcanzar sus objetivos laborales y personales puede ayudarle a aumentar su éxito. Si quieres mejorar tu productividad en el trabajo, puedes encontrar un compañero de responsabilidad por alguna de las siguientes razones:

Ayuda a la motivación

Un compañero de responsabilidad puede ayudarle a motivarse para trabajar y completar los objetivos en el lugar de trabajo, evaluando su progreso y asegurándose de que va por el buen camino para alcanzarlos. Si su compañero también está trabajando para conseguir objetivos similares, comparar sus progresos juntos puede motivarle a mantener y aumentar sus progresos. Es esencial encontrar un compañero al que respete porque puede darle el deseo de ganarse su aprobación. Para motivarle, un compañero puede trabajar a su lado mientras completa una tarea o ayudarle a diseñar objetivos e incentivos para alcanzarlos.

Ofrecer un sistema de apoyo

El apoyo es un factor importante de una asociación de responsabilidad. Los sistemas de apoyo pueden ayudar a sentir un sentido de pertenencia y aprobación porque un socio de calidad suele alentar sus ideas y valores mientras le ayuda a desarrollar un objetivo. Suelen utilizar la capacidad de escucha activa para proporcionar una retroalimentación constructiva y celebrar contigo cuando alcanzas un objetivo. Un compañero de apoyo en el trabajo puede decidir decorar tu mesa después de que alcances un objetivo u ofrecer una comunicación abierta mientras hablas de los obstáculos que puedes encontrar al terminar una tarea.

Supervisar tu progreso

Un socio de responsabilidad puede tener rasgos similares a los de los entrenadores de vida y puede ayudarle a medir su progreso mientras trabaja para identificar sus niveles de productividad. Una excelente asociación puede implicar que ambos se retroalimenten mutuamente después de evaluar el progreso y elaborar un plan para alcanzar un objetivo. El seguimiento del progreso es importante a la hora de evaluar tus objetivos y cómo alcanzarlos. Un progreso positivo puede mostrar si un objetivo es alcanzable. Un compañero de responsabilidad suele ser sincero y será honesto con usted sobre su progreso.

Relacionado: ¿Qué es la productividad? Definiciones, beneficios y cómo mejorarla

Obtener una nueva perspectiva

Un compañero puede ayudarte a ver diferentes perspectivas sobre cómo abordar determinadas situaciones. Es importante obtener una visión desde un punto de vista diferente que te ayude a identificar el valor de la moral y los rasgos de personalidad que tiene tu compañero para superar los obstáculos. Para crear una asociación eficaz, escuche el punto de vista de su pareja y demuestre que valora sus comentarios. Un socio genuino puede tener valores similares a los suyos y una personalidad que se alinea con sus rasgos, lo que puede promover una asociación fuerte, honesta y directa.

Cualidades de una buena asociación para la rendición de cuentas

He aquí algunas cualidades que puede desear que tenga su socio de contabilidad:

Sus objetivos se alinean con los suyos

Un socio de calidad suele coincidir con sus valores, su moral y sus objetivos. Antes de comprometerse con un socio de responsabilidad, es importante definir objetivos claros y concisos para ayudarles a entender lo que usted busca y si son capaces de ayudar. Estar de acuerdo en apoyar a una persona significa animarle mientras intenta cumplir los objetivos, promover una comunicación abierta y constructiva para encontrar áreas de mejora y escuchar sus ideas y preocupaciones respecto al objetivo. Un compañero también puede proporcionarle palabras de ánimo para apoyarle y motivarle.

Promueven una perspectiva positiva

Un compañero de responsabilidad puede ayudarle a centrarse en sus objetivos mostrándole una perspectiva positiva. Cuando te enfrentas a un obstáculo, pueden utilizar su positividad para darte razones para seguir adelante. Un socio positivo puede ayudarle a celebrar sus victorias y proporcionarle un estímulo constante. Puede intentar utilizar sus pensamientos y reacciones positivas para ayudarte a desarrollar nuevos métodos para superar los obstáculos. En general, un socio positivo quiere que tengas éxito y puede ayudarte a cumplir tus compromisos.

Tienen una capacidad de comunicación excepcional

La comunicación es la clave de cualquier relación laboral. Es importante utilizar sus habilidades de comunicación para escuchar y comprender qué comentarios pueden ser más constructivos para usted y su socio. Una buena comunicación también implica ser directo y honesto, y un socio directo puede comunicarse con usted constantemente para supervisar su progreso y proporcionarle consejos honestos para mejorar su productividad, al tiempo que le explica las razones para realizar estas mejoras. También puede comunicarse a menudo para recordarle por qué está trabajando y para animarle a crecer.

Relacionado: Preguntas y respuestas: ¿Por qué es importante la comunicación?

Son honestos y ofrecen consejos útiles

Los socios que rinden cuentas suelen utilizar su honestidad para ofrecer consejos útiles sobre su plan. Pueden ser vulnerables contigo y compartir sus conocimientos o experiencias previas para darte un consejo eficaz. Las experiencias anteriores pueden mostrar el compromiso y proporcionar ejemplos de lecciones aprendidas para ayudar a demostrar que estos objetivos son alcanzables. Un socio también puede dedicar más tiempo a hacer observaciones a lo largo del proceso para dar instrucciones que sean relativas a tus objetivos. Dar consejos y retroalimentación es una parte importante para establecer la responsabilidad y generar una asociación que funcione.

Tienen autodisciplina y compromiso

Una persona con autodisciplina puede demostrar que es capaz de comprometerse y cumplir sus propios objetivos. Su experiencia con el trabajo en sus propias tareas puede ser útil a la hora de planificar cómo vas a alcanzar tus objetivos. Un compañero disciplinado también puede tener la capacidad de responsabilizarte negándose a escuchar excusas, estableciendo plazos estrictos y comprobando constantemente si estás completando los pasos para cumplir tu objetivo.

Cómo encontrar un socio responsable

Después de identificar qué cualidades en un socio son más beneficiosas para sus objetivos, puede utilizarlas como un conjunto de directrices o requisitos para un socio responsable. Puede ser útil seguir los siguientes pasos:

1. Defina sus objetivos

Encontrar un socio adecuado implica tener objetivos claros, medibles y alcanzables. Es útil que tu socio tenga objetivos similares para que ambos podáis responsabilizaros mutuamente de la realización de cada tarea. Hable con la persona antes de establecer una asociación y defina sus objetivos para que comprenda mejor sus necesidades y si tiene las habilidades para ayudarle.

2. Hable con los compañeros de trabajo

Es importante encontrar un socio en el que se pueda confiar y respetar. Comunique a sus compañeros de trabajo que está buscando un socio para rendir cuentas, para ver si alguien desea ayuda para mejorar sus hábitos de trabajo, su productividad o sus estrategias laborales. Puede encontrar un socio adecuado más rápidamente si deja claras y directas sus intenciones durante la conversación. Esto también puede animar a los candidatos a acercarse a usted si se enteran de su búsqueda de un socio de responsabilidad.

3. Hazte preguntas

Entrevistar a posibles socios puede ser útil para conocer sus experiencias, habilidades y lo que pueden aportar a una asociación. Hacer preguntas también puede ayudar a determinar si una asociación puede funcionar. Algunas preguntas que se pueden hacer a un socio potencial son

  • ¿Qué buscas en un compañero de responsabilidad?
  • ¿Cree que nuestros objetivos están alineados?
  • ¿Qué tipo de trabajo realiza?
  • ¿Qué habilidades tiene usted para contribuir a que alguien rinda cuentas?
  • ¿Cómo es su horario?
  • ¿Son capaces de comunicarse con frecuencia?
  • ¿Cómo prefiere comunicarse?
  • ¿Cómo crees que te beneficiarás de esta colaboración?
  • ¿Cuáles son algunos de tus rasgos de personalidad más fuertes?
  • ¿Estás dispuesto a establecer y comprometerte con los plazos?
  • ¿Qué estrategias podría utilizar para alcanzar sus objetivos?
  • ¿Por qué buscas un socio para rendir cuentas?
  • ¿Cómo superar los obstáculos y evitar las distracciones?
  • ¿Cómo puedo ser el mejor socio para usted?
  • ¿Qué hábitos de trabajo tienes?

4. Revisar su potencial

Una vez que comprenda los objetivos, los rasgos y los hábitos de una persona, podrá identificar si encaja bien en una asociación. Las personalidades que se alinean pueden promover una relación saludable y ayudar a construir un plan productivo de responsabilidad. También es importante revisar el tiempo que has pasado con ellos y evaluar si te has sentido cómodo al explicarles tus objetivos. También puede evaluar si son dignos de confianza y capaces de mantener la confidencialidad. Comparar tus objetivos y rasgos de personalidad con los suyos puede darte una perspectiva y ayudarte a predecir si ambos os responsabilizaréis mutuamente de forma eficaz.

Consejos para mantener una asociación de rendición de cuentas

Una asociación de responsabilidad suele desarrollarse con el tiempo y puede necesitar ajustes a medida que los objetivos cambian. Después de encontrar un socio de responsabilidad, es importante hacer ajustes que puedan mantener la relación. Aquí hay algunos consejos que puede utilizar para mantener su asociación de rendición de cuentas:

  • Programe reuniones y controles regulares
  • Proporcione comentarios específicos y sinceros
  • Limitar las distracciones
  • Demuestra tu compromiso cumpliendo los plazos
  • Esté dispuesto a cambiar de perspectiva
  • Utilizar la capacidad de escucha activa
  • Colaborar para completar el trabajo
  • Reservar tiempo para socializar con los demás fuera del trabajo

Ejemplo de asociación de responsabilidad

Este es un ejemplo de una asociación para la rendición de cuentas:

Katie y Candice quieren aumentar su productividad en sus puestos de trabajo. Trabajan para la misma empresa y tienen tareas similares, como la creación y programación de contenidos en las redes sociales. Después de hablar con cada una de ellas sobre sus expectativas, puntos fuertes, objetivos y habilidades relevantes, establecen un objetivo de presentar 20 tareas a la semana. Entre los puntos fuertes de Katie se encuentra el saber navegar por el sistema de programación de forma eficaz y entre los de Candice la capacidad de generar diseños rápidamente. Desarrollan un plan que incluye la comprobación diaria, la colaboración en el trabajo y la creación de plazos para completar las tareas que puedan mejorar su productividad.

Después de diseñar un plan, ponen a prueba sus estrategias para identificar los obstáculos y se informan mutuamente sobre sus progresos. Candice se da cuenta de que Katie sólo presenta 15 tareas y le pide que le explique por qué para responsabilizarla. Esto ayuda a Candice a entender en qué puede mejorar Katie, por lo que ponen en práctica estrategias de gestión del tiempo, como el uso de un temporizador, para identificar el tiempo que dedican a cada tarea. Al cabo de una semana, evalúan su progreso y descubren que ambas cumplen su objetivo de 20 tareas de forma constante.