9 Habilidades útiles para trabajar desde casa para profesionales a distancia

Los trabajos a distancia son cada vez más comunes, y muchos empleados buscan puestos que les permitan trabajar desde casa. Trabajar a distancia tiene muchos beneficios, pero también presenta desafíos únicos que habilidades específicas pueden ayudar a los profesionales a superar. Conocer las habilidades útiles para trabajar desde casa puede ayudarte a tener éxito profesional en un entorno de trabajo a distancia. En este artículo, explicamos por qué son importantes las habilidades para trabajar desde casa y describimos nueve habilidades que puedes desarrollar para ayudarte a trabajar eficientemente en casa.

Las 100 mejores empresas para trabajar desde casa

¿Por qué son importantes las habilidades para trabajar desde casa?

Las políticas de trabajo desde casa son importantes porque permiten a los profesionales trabajar eficazmente en un entorno distinto al de la oficina física de la empresa. Aunque muchos empleados disfrutan de la comodidad de trabajar desde una oficina en casa, también pueden descubrir que trabajar de forma independiente les obliga a emplear un conjunto de habilidades diferente al que utilizan en un entorno de oficina. El desarrollo de estas habilidades ayuda a las personas que trabajan desde casa a gestionar las tareas, a comunicarse eficazmente con los miembros del equipo y a mantener la motivación que necesitan para realizar sus tareas de forma constante.

Relacionado: Solicitud de trabajo desde casa: Qué incluir y 5 ejemplos de correos electrónicos

9 habilidades útiles para trabajar desde casa para personas con trabajos a distancia

He aquí nueve habilidades para trabajar desde casa que pueden ayudar a los empleados a distancia a aumentar su productividad y alcanzar sus objetivos profesionales:

1. Comunicación escrita

Aunque los profesionales remotos pueden hablar con sus colegas en llamadas telefónicas o en reuniones virtuales, la mayor parte de la comunicación entre equipos remotos se produce en línea. Como empleado a distancia, es posible que se envíe con frecuencia un correo electrónico o un mensaje instantáneo a otros empleados, supervisores o clientes, lo que requiere unas buenas habilidades de escritura. Es importante tener en cuenta la inflexión y el tono al hablar para expresar tus pensamientos, pero en un correo electrónico o un mensaje de chat, sólo tu elección de palabras transmite tu mensaje al destinatario. Asegurarse de que la dicción y la gramática son correctas también permite transmitir el mensaje tal y como se pretende.

2. Enfoque

Trabajar desde casa puede requerir más concentración que trabajar en una oficina, especialmente si ha trabajado exclusivamente en una oficina física para sus anteriores empleadores. Las empresas suelen estructurar sus oficinas para facilitar la productividad, y pueden incluir elementos como un ambiente tranquilo, la división de los espacios de trabajo y horarios de trabajo programados para ayudar a los empleados a concentrarse en sus tareas. Cuando trabajes desde casa, cambiar tu rutina y establecer un espacio de trabajo que te permita minimizar las distracciones puede ser beneficioso. Esto también puede ayudarle a simular un entorno de oficina que le permita concentrarse en sus tareas.

3. Colaboración

Cuando trabajas en una oficina, sueles colaborar con tus compañeros en reuniones de equipo y conversaciones individuales. Aunque los equipos remotos trabajan en entornos físicos distintos, las herramientas digitales les permiten colaborar en proyectos de equipo, mantenerse informados y trabajar juntos para alcanzar objetivos compartidos. Además de utilizar el correo electrónico, la mensajería instantánea y las plataformas de reuniones virtuales para comunicarse, también puedes mejorar la colaboración dentro de tu equipo remoto utilizando aplicaciones y programas de software diseñados para ayudar a los equipos remotos a agilizar sus proyectos de grupo.

Relacionado: Colaboraciones en el lugar de trabajo: Definiciones y métodos para mejorar

4. Automotivación

Si se trabaja desde casa, se puede crear un horario propio y trabajar a medida. Los profesionales a distancia suelen disfrutar de esta comodidad, pero trabajar desde casa con su propio horario suele requerir automotivación. Si creas tu propio horario, considera la posibilidad de desarrollar estrategias para asegurarte de que terminas tu trabajo de forma eficiente. Por ejemplo, puedes establecer alarmas o hacer descansos para evitar el agotamiento y ayudarte a mantener el compromiso de completar tus tareas.

5. Gestión del tiempo

Gestionar tu tiempo de forma inteligente puede ayudarte a completar las tareas en un entorno de oficina o cuando trabajas desde casa, especialmente si tienes tareas sensibles al tiempo. Empezar y terminar el trabajo a la misma hora todos los días, por ejemplo, puede permitirte familiarizarte con un horario específico y crear una rutina que te permita completar las tareas de forma consistente. También puede resultarle útil crear una lista de tareas prioritarias para realizar cada día.

Relacionado: 10 aplicaciones de gestión del tiempo para organizar tu progreso y mantenerte al día

6. Organización

Las habilidades organizativas también son importantes para lograr el éxito en un puesto de trabajo desde casa. Organizar tus tareas y tu espacio de trabajo puede ayudarte a mejorar tu productividad. Limpiar la basura que tienes en tu escritorio, organizar los suministros y limpiar tu espacio de trabajo a diario puede ayudarte a eliminar el desorden y a centrarte en tus tareas. También puede ser útil organizar tus tareas diarias de mayor a menor dificultad para que puedas completar las más complejas cuando te sientas más alerta.

Relacionado: ¿Qué son las habilidades organizativas? (con ejemplos)

7. Competencia técnica

Los profesionales que trabajan desde casa suelen depender de ordenadores, programas de software y equipos especializados para realizar sus tareas. Trabajar en un puesto remoto puede requerir que desarrolle habilidades más avanzadas que le permitan colaborar con los clientes, comunicarse con su equipo y mantener los procesos y políticas de la empresa desde casa. Las empresas suelen formar a sus empleados en las tecnologías emergentes a medida que las adquieren, pero usted también puede beneficiarse de la realización de cursos centrados en las nuevas tecnologías o de la investigación y aplicación de otros programas que pueda utilizar para agilizar sus tareas.

8. Inteligencia emocional

Es posible que puedas calibrar cómo se sienten los miembros del equipo, sus estilos de comunicación y sus prioridades durante las llamadas telefónicas y las reuniones virtuales, pero desarrollar relaciones profesionales con los colegas de forma significativa y productiva puede requerir habilidades de inteligencia emocional. El desarrollo de habilidades como la empatía, la inclusión y el conocimiento de uno mismo puede ayudarle a conectar con sus colegas, a entender lo que motiva a los demás y a determinar cómo colaborar de forma óptima para alcanzar los objetivos en un entorno remoto.

9. Flexibilidad

Cuando las empresas contratan a profesionales a distancia, suelen exigir que los empleados se adapten regularmente a los cambios en los procesos empresariales, sobre todo si han implantado recientemente una opción de trabajo a distancia. El establecimiento de equipos remotos implica un proceso de prueba y error, ya que los empleados y los ejecutivos de la empresa colaboran para determinar los métodos de trabajo eficaces y las áreas que podrían mejorarse. Mantenerse flexible a lo largo de estos procesos le permite ser más resistente al cambio y demuestra al personal directivo que puede confiar en usted para superar los retos y ayudar a cumplir los objetivos de la empresa.

Te recomendamos

¿Qué es la responsabilidad social? Tipos y ejemplos

¿Qué es una aplicación? Tipos de aplicaciones y ejemplos

W-9 vs. 1099 formularios de impuestos: ¿Cuál es la diferencia?

Definición del Coste de la Vida y Factores a Medir

¿Qué es la publicidad cooperativa y cuáles son sus beneficios?

Guía para la profesionalidad en el trabajo