Descubrir sus valores en el trabajo: Definición, ejemplos y consejos

A la hora de buscar un empleo a largo plazo, uno de los aspectos que hay que tener en cuenta en un puesto de trabajo es su adecuación a los valores laborales. Compartir los valores fundamentales con tu empleador puede mejorar la colaboración y hacer que te sientas más implicado y apreciado como empleado. Antes de encontrar un trabajo que potencie tus valores, primero tienes que entender cuáles son tus valores laborales. En este artículo, exploramos la idea de los valores profesionales y personales en el lugar de trabajo y te damos las herramientas para entender lo que más valoras en el trabajo.

¿Qué son los valores del trabajo?

Los valores laborales son la combinación de prioridades, creencias, ideales, ética y moral que impulsan tu comportamiento y decisiones en el trabajo. Tus valores laborales pueden estar relacionados con el impacto de tu trabajo en ti mismo y en los demás, con el modo en que realizas tu trabajo o con tus aspiraciones personales. Puede tener valores laborales que se relacionen con los objetivos organizativos de su empleador y valores laborales relacionados con su ética y carácter individuales.

Relacionado: 83 Ejemplos de valores fundamentales para el lugar de trabajo

¿Por qué son importantes los valores del trabajo?

Tus valores laborales pueden influir en tus objetivos profesionales y en tu satisfacción personal. Entender tus valores laborales puede ayudarte a determinar lo que se alinea con tus ideales personales. Los valores laborales son importantes por varias razones:

  • Informar sobre la capacidad de toma de decisiones. Tus valores laborales determinan tu forma de tomar decisiones en el trabajo, desde la elección de un empleador en función de sus políticas hasta la decisión de cómo gestionar las prioridades conflictivas. Conocer tus valores laborales y defenderlos puede ayudarte a tomar decisiones con las que te sientas bien en el trabajo.
  • Incide en la dinámica de tu equipo. Los valores en el trabajo pueden influir en las relaciones que tienes con tus compañeros de trabajo. Entender cómo encajan tus valores con tu equipo puede crear un entorno de confianza y cultivar motivaciones compartidas.
  • 2. Contribuya a su propio éxito. Unos valores sólidos son una cualidad deseable en un empleado y pueden convertirle en la persona ideal para ocupar puestos de liderazgo y crecer en su carrera. Mostrar tus valores laborales de forma constante a lo largo del tiempo demuestra tu capacidad para contribuir a tu entorno y alcanzar el éxito profesional.
  • Influye en tu vida personal. La relación con tu trabajo tiene un impacto directo en tu felicidad y bienestar personal. Los valores que aportas al lugar de trabajo pueden ayudarte a decidir cuánto tiempo dedicar a tu carrera y cómo quieres estructurar tu vida profesional.

Tipos de valores laborales

Existen múltiples tipos de valores que se relacionan con el lugar de trabajo. Las principales categorías de valores laborales son:

Extrínseco

Los valores laborales extrínsecos son las condiciones de tu empleo que buscas al buscar un trabajo. Son los beneficios del acuerdo que tiene con su empleador. Los valores extrínsecos se refieren a la cultura de la empresa, la flexibilidad y la remuneración. Los tipos de valores laborales extrínsecos son:

  • Recibir un seguro médico completo
  • Tener un salario alto
  • Trabajar en un entorno cómodo
  • Acceso al desarrollo profesional
  • Tener un horario flexible
  • Poder trabajar desde cualquier lugar
  • Viajar por su trabajo
  • Conseguir una gran cantidad de tiempo libre
  • Ganar premios y reconocimiento
  • Garantizar la estabilidad laboral a largo plazo

Intrínseco

Tus valores intrínsecos son los atributos que más aprecias y buscas a la hora de cumplir con tus responsabilidades en el trabajo. Están directamente relacionados con tu comportamiento y tus decisiones cotidianas. Algunos ejemplos de valores intrínsecos en el lugar de trabajo son:

  • Realización de un trabajo desafiante e interesante
  • Ayudar a los demás
  • Adaptarse al cambio
  • Trabajar en una empresa respetuosa con el medio ambiente
  • Demostrar la integridad
  • Perseguir la superación personal
  • Dirigir y orientar a otros
  • Servir a su comunidad
  • Trabajar duro
  • Ser fiable
  • Expresar su perspectiva
  • Impacto en tu sector

Estilo de vida

Cuando pienses en tus valores laborales, también es importante que tengas en cuenta los valores específicos de tu estilo de vida. Pueden influir en tus decisiones al considerar lo que tienes que lograr para alcanzar ciertos objetivos de estilo de vida. Los valores del estilo de vida pueden ser tanto intrínsecos como extrínsecos:

  • Ahorrar dinero para el futuro
  • Ser independiente
  • Pasar tiempo en aficiones
  • Ser propietario de una vivienda
  • Trabajar con la familia y los amigos
  • Vivir en una ciudad metropolitana
  • Tener tiempo de sobra
  • Asistir a eventos
  • Tener un buen equilibrio entre vida y trabajo

Ejemplos de valores de trabajo

Puedes tener valores laborales que se relacionen con todos los aspectos de tu puesto, incluidos tus comportamientos, las acciones de tu equipo y las políticas corporativas de tu empleador. Estos valores pueden manifestarse de diferentes maneras en tu trabajo. Aquí tienes ejemplos de cómo puede ser cada nivel de valores laborales:

Personal

Sus valores personales son una sólida guía a la hora de elegir el tipo de trabajo que desea realizar. Estos tipos de valores personales pueden tener una serie de impactos en tu carrera:

  • Utilidad: A muchas personas les gusta sentir que son útiles a los demás, lo que les atrae a los trabajos orientados al servicio en los que pueden proporcionar una función esencial a la sociedad. Valorar su utilidad en el trabajo les motiva a ayudar directamente a los demás y a ofrecerse como voluntarios para prestar asistencia en el lugar de trabajo.
  • Logro: Las personas motivadas por los logros buscan reconocimiento, premios, prestigio y una reputación positiva en el trabajo. Esto puede atraerles a puestos de trabajo de ritmo rápido, competitivos y de alto perfil. Las personas que valoran los logros en el trabajo suelen estar impulsadas por su carrera y centradas en ella.
  • Compensación: Recibir una buena compensación por su tiempo es un importante factor de motivación para la mayoría de las personas. Las personas que valoran la compensación como una de sus principales prioridades pueden estar dispuestas a realizar tareas más difíciles y a aplicar más su ética de trabajo para aumentar su potencial de ingresos.
  • Libertad: Ser capaz de tomar sus propias decisiones y decidir la mejor manera de alcanzar un objetivo es importante para muchos profesionales. Las personas orientadas a la libertad buscan empleadores que puedan apoyar sus valores dándoles un alto nivel de autonomía en sus trabajos.
  • Variedad: Valorar la variedad se asocia con el deseo de vivir experiencias diferentes y mantener el interés por el trabajo con nuevas oportunidades. Algunas empresas se especializan y segmentan las responsabilidades, mientras que otras permiten a los empleados ayudar de diversas maneras y satisfacer su necesidad de variedad en el trabajo.
  • Pasión: La pasión impulsa a muchas personas a seguir una línea de trabajo que les entusiasma. Las personas que quieren apasionarse por su trabajo pueden sacrificar otros valores de su estilo de vida para hacer exactamente el tipo de trabajo que desean.
  • Seguridad: Muchas personas seleccionan sus trabajos en función de su nivel previsto de seguridad y estabilidad laboral. Valorar la seguridad puede implicar seguir un oficio esencial, comprometerse con una empresa estable, buscar puestos asalariados y buscar ascensos y promociones internas.

Equipo

Al igual que usted puede tener valores personales que influyan en su trabajo, el equipo del que forma parte puede tener valores colectivos que encarnen sus objetivos comunes. Los valores del equipo suelen estar destinados a mantener un estándar de profesionalidad y productividad. Conforman el entorno y la cultura de un lugar de trabajo. Algunos ejemplos son

  • Confianza: Muchos equipos de éxito valoran la confianza como forma de potenciarse mutuamente y realizar con éxito tareas complejas. Los equipos que valoran la confianza son auténticos y francos en cuanto a sus expectativas y capacidades. Confían en la ayuda de los demás y se responsabilizan mutuamente.
  • Comunicación: Los equipos que valoran la comunicación identifican canales claros que los miembros del equipo deben utilizar para compartir actualizaciones y hacer preguntas. Suelen tener una mentalidad de resolución de problemas que hace hincapié en la colaboración y la autoconciencia.
  • Fidelización: Cuando un equipo valora la lealtad en el trabajo, suele haber una cultura de dedicación y compromiso entre los compañeros. Los empleados de los equipos que hacen hincapié en la lealtad pueden permanecer en su empresa durante más tiempo y sentirse personalmente obligados a cumplir los objetivos del equipo.
  • Equidad: Los equipos expresan que valoran la equidad ofreciendo a todos las mismas oportunidades de alcanzar el éxito. Rotan las responsabilidades, establecen procedimientos coherentes y tienen en cuenta las ideas y aportaciones de todos a la hora de tomar decisiones.
  • Estructura: Algunos equipos valoran mucho la cadena de mando dentro de su equipo. Asignan la autoridad en función del papel de cada persona en el equipo y hacen hincapié en la organización y el cumplimiento.
  • Reconocimiento: Es común que los equipos valoren el reconocimiento, tomando medidas para mostrar aprecio cuando los miembros del equipo demuestran excelencia en su trabajo. Cuando el reconocimiento es un valor del equipo, la retroalimentación se convierte en una parte de las operaciones estándar del equipo. Valorar el reconocimiento puede dar lugar a que los equipos compartan regularmente el estímulo y los elogios internos.

Empresa

La misión de tu empleador y las políticas que utiliza para llevar a cabo sus objetivos reflejan sus valores corporativos. Encontrar una empresa que encarne los valores en los que crees puede ser tan significativo como poner en práctica tus valores laborales a nivel personal o de equipo. Algunos ejemplos de valores corporativos que puedes buscar son

  • Responsabilidad: Las empresas que asumen la responsabilidad de sus acciones y trabajan para ser más conscientes de su impacto muestran el valor de la responsabilidad. Las empresas que valoran la rendición de cuentas son transparentes con sus empleados y clientes sobre sus deficiencias y toman medidas para superarlas.
  • Conciencia ambiental: Muchas empresas adoptan políticas respetuosas con el medio ambiente para reflejar que creen en la preservación de nuestro ecosistema. Las empresas concienciadas con el medio ambiente invierten en tecnología verde y trabajan para minimizar su contaminación y su huella de carbono.
  • Responsabilidad social: La gente suele buscar posibles empleadores que compartan sus puntos de vista sobre las causas sociales. Los empleadores pueden mostrar sus valores sociales asociándose con grupos comunitarios, haciendo donaciones y compartiendo posturas públicas sobre cuestiones sociales.
  • Diversidad: Los empresarios que valoran la diversidad aplican prácticas de contratación inclusivas y adoptan un papel activo para acabar con la discriminación en su empresa. Aceptan comentarios para ser más inclusivos tanto para los empleados como para los clientes a través de sus prácticas empresariales.
  • Preparación: Los empleados esperan que su empleador sea capaz de manejar los problemas, implementar los cambios y estar preparado para los desafíos. Las empresas bien gestionadas y con una fuerte supervisión muestran que la empresa valora la preparación y la seguridad.

Relacionado: Cómo encontrar un trabajo que se ajuste a tus valores éticos

Cómo descubrir los ideales que más valoras en el trabajo

Conocer sus propios valores laborales es una excelente herramienta que puede utilizar para encontrar un empleador o empezar a establecer valores dentro de su carrera. Siga estos pasos para evaluar sus propios valores y decidir cuáles son los más importantes para usted:

1. Haz una lluvia de ideas con palabras que describan tu trabajo ideal

Empieza por imaginar tu carrera y estilo de vida ideales. Piensa en lo que quieres conseguir y en cómo quieres pasar tu tiempo, y utiliza esta información para determinar tus principales valores personales. Escribe adjetivos y características que describan este escenario, centrándose en cómo cada valor se relaciona con tu carrera.

2. Escriba lo que le gustaba de los trabajos anteriores

Piensa en los puestos anteriores y en lo que más aprecias de trabajar en cada función y para cada empleador. Recuerde qué responsabilidades le dieron la mayor sensación de satisfacción. Analiza tus prioridades en el trabajo y determina qué valores podrían haber influido en tus decisiones.

3. Pregunte a los demás sobre sus activos

Pregunte a sus colegas qué palabras utilizarían para describirle a usted y su forma de realizar el trabajo. Es probable que las características que los demás ven en ti estén relacionadas con tus valores laborales. Obtener información externa puede ayudarte a determinar cómo encajan tus valores laborales en un entorno de colaboración en equipo.

4. Piense en lo que respeta en los demás

Los rasgos que admiras en los demás pueden reflejar también tu sistema de valores. Considerar los rasgos a los que aspiras puede ayudarte a identificar las áreas de tu carrera en las que quieres centrarte y crecer. Haz una lluvia de ideas sobre las características de tus colegas o de tu jefe que respetas y quieres encarnar tú mismo.

5. Compilar una lista

Escriba palabras y frases para describir todos los valores que haya pensado hasta ahora. Esto crea un banco de valores e ideales sobre el que puede reflexionar. Vuelva a leer la lista y determine cuáles de los elementos de la lista son más relevantes para su vida y su carrera.

6. Clasifique cada valor

Intenta asignar un rango o valor a cada uno de los valores de tu lista. Puedes utilizar varias estrategias diferentes para clasificar tus valores, como comparar cada uno en una lista ascendente o clasificarlos como "Importante en un lugar de trabajo," "Agradable de tener en un lugar de trabajo" o "No importante en un lugar de trabajo."

7. Considerar las hipótesis

Algunas personas pueden tener valores laborales que entran en conflicto, y puede ser difícil decidir cuál es el más importante. Piensa qué harías si tuvieras que elegir entre dos de tus principales valores en el trabajo.

Te recomendamos

Cómo explicar los ratios en los negocios

Programación paralela: Definición, beneficios y usos en la industria

Cómo ser administrador de propiedades

Preguntas frecuentes: ¿Qué son los gastos generales de fabricación?

Cómo convertirse en un escritor independiente: Una guía para empezar

Cómo realizar un diagrama de flujo de trabajo en 6 pasos